portada-estres

'Coaching'

Consejos para reducir el estrés provocado por una situación laboral

Este trastorno psicológico se puede reducir considerablemente. Un experto en 'coaching' te da los consejos para combatirlo.

por Gtresonline

Un alto porcentaje de españoles sufren estrés en el trabajo, siendo este uno de los lugares en los que mayor tiempo permaneces durante tu día. Por este motivo, cuanto más a gusto estés en él, más productivo podrás ser. Considerado como un trastorno psicológico que cada vez es más frecuente, viene provocado por situaciones laborales que afectan tanto física como mentalmente hasta tal punto que el rendimiento y la motivación se ven fuertemente disminuidas.  Sin embargo, existen varias índoles, para sorpresa de muchos, positivas y negativas.  Así lo revela David Diago, coach ejecutivo de Ejecucoaching, empresa especializada en gestión de tiempo y la energía a nivel empresarial.

VER GALERÍA

"Cierto nivel de estrés es positivo y te ayuda a que seas capaz de conseguir tus resultados de una forma más eficaz y eficiente, es lo que conocemos como eustrés, pero llega un nivel a partir del cual el estrés deja de ser positivo y se convierte en negativo, esto se conoce como distrés", explica. No obstante, la diferencia entre uno y otro es de un solo pequeño paso que, además, suele ser paulatino por lo que se produce sin que apenas nos demos cuenta. "A medida que evolucionamos profesionalmente se van sumando de forma progresiva nuevas tareas que tenemos que realizar, nuevas dificultades que necesitamos aprender a resolver y nuevas situaciones conflictivas que necesitamos aprender a gestionar. Y en algún momento de este proceso algo que al principio era desafiante, apasionante o retador se convierte en angustioso, extenuante o agotador", añade el experto.

Lee: 5 consejos para optimizar el trabajo, tomar las riendas y sacar todo nuestro potencial

¿Y las consecuencias físicas existen? La respuesta es afirmativa. "Genera tensión muscular, dificulta que mantengamos una respiración adecuada, eleva los niveles de cortisol, que al mantenerse altos de forma prolongada acaban generando inflamación… la consecuencia son molestias y dolencias físicas de todo tipo; dolor cervical y lumbar, presión en el pecho, problemas de piel, problemas estomacales e intestinales o enfermedades autoinmunes que necesitan supervisión y tratamiento médico", continúa el coach. Sin embargo, todas estas sensaciones se pueden eliminar si tomas las riendas de lo que te está sucediendo, un reto que puedes alcanzar si comienzas a tener en cuenta algunos consejos.

VER GALERÍA

Lo primero de todo es acudir a tu médico, quien te someterá a una supervisión médica y después a un psicólogo o a un coach ejecutivo que "te ayude a lidiar con el mismo". Y si no puedes esperar, hay otra solución alternativa llamado 'kit de medidas urgentes'. "Tomar un complejo vitamínico del grupo B, eliminar el café y comenzar a meditar.  Implementar cualquiera de estas tres medidas tendrá un resultado inmediato que te ayudará a sentirte mejor.  Eso sí, el estrés no desparecerá hasta que ataques al origen del mismo", revela Diago. Hecho que puedes lograr a través de unos consejos que te desgranamos a continuación:

  1. Reflexiona sobre la intención positiva que hay detrás de tu estrés. Poner parches para evitar sensaciones negativas no te servirá de nada. Debes averiguar cuál es su raíz y pasar a la acción
  2. Conecta con tu humanidad y pierde el miedo al error. Este temor tan solo te bloqueará. "Lo único que consigue el miedo al error es generar bloqueo, inseguridad e impedir que muestres al mundo toda tu luz. Por tanto, deja de culpabilizarte por aquellos errores que puedas haber cometido", dice David Diago
  3. Gestiona tu perfeccionismo. Ten presente siempre las dos siguientes frases: "Lo perfecto es enemigo de lo bueno" y “Más vale hecho, que perfecto
  4. Sé tú, sin importarte lo que piensen los demás. “El miedo a la crítica nos lleva es a no mostrar la gran profesionalidad que hay en cada uno de nosotros y a mantener nuestro potencial escondido. Por tanto, permítete brillar y ser tú, con tus virtudes y tus defectos, y sin prestarle importancia a lo que otros puedan pensar de ti”, comenta el coach.
  5. Gestiona tus pensamientos. Para hacerlo más fácil debes realizarte esta pregunta: ¿sabes quién es la persona con la que vas a pasar más tiempo? La respuesta eres tú, razón por la que debes cuidar la manera en la que te diriges a ti mismo, dejar de pensar en el futuro y dejar de anticiparte a todo tipo “de escenarios negativas” antes de que estos hayan tenido lugar

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie