Los pueblos más bonitos de Andalucía

Son catorce los que te mostramos en esta galería pero podrían ser muchos más, porque Andalucía está llena de pequeños pueblos de postal junto al mar o encaramados a montañas, unos de casas blancas y balcones repletos de flores, calles estrechas y patios sombreados, otros cargados de arte y tradición, y todos sin duda lugares con mucho encanto. Hay que caminar sin prisa por sus calles, detenerse en sus miradores, respirar su aroma y charlar con sus gentes. Abrimos nuestra ventana para viajar a estos bellos pueblos del sur de la península.

by hola.com
* Usa las teclas derecha e izquierda para navegar por las fotos en la página

CÁDIZ, ZAHARA DE LA SIERRA

Rodeado de altas montañas Zahara se asoma a las aguas añiles de su embalse desde un castillo inexpugnable y un caserío blanco declarado Conjunto Histórico Artístico. Hay que visitar la iglesia de Santa María de la Mesa, los restos de la villa medieval con sus murallas, la Torre del Reloj y por supuesto pasear por sus callejuelas hasta sentarse a descansar en su Plaza Mayor.

En tu visita no dejes de: probar uno de sus tesoros gastronómicos, los gañotes, dulces de almendra y canela. Copy: Patronato Provincial de Turismo de Cádiz.

 

CÓRDOBA, PRIEGO DE CÓRDOBA

Localidad barroca por excelencia en sus calles y plazas toman asiento iglesias y palacios del siglo XVIII. Su maravilloso Barrio de la Villa, en la imagen, lo forma un angosto entramado de callecitas empedradas y plazoletas donde reside la quintaesencia de la ciudad musulmana y medieval. Al pasear por él hay que olvidar las prisas y detenerse a disfrutar de los aromas de las flores que inundan sus fachadas y recalar en el Balcón del Adarve.

En tu visita no dejes de: descubrir los aceites denominación de origen Priego de Córdoba, visitar una almazara para conocer su proceso de fabricación y sus olivares centenarios.

 

MÁLAGA, FRIGILIANA

Uno de los pueblos más bellos de la Axarquía a tan solo seis kilómetros de Nerja. Escalonado y muy en pendiente conserva perfectamente su casco histórico de callejuelas blancas repletas de geranios y plantas.

En tu visita no dejes de: descubrir la única fábrica en Europa de miel de caña que elabora este producto de forma artesanal y tradicional. Se encuentra en el antiguo Palacio de los Condes de Frigiliana, llamado el Ingenio, hoy sede de la fábrica de miel de caña de Nuestra Señora del Carmen.

 

CÁDIZ, GRAZALEMA

Un pueblo blanco y apiñado a los pies del cerro San Cristóbal en medio de una sierra del mismo nombre y con un barrio viejo jalonado por casones medievales y tres iglesias. Así es Grazalema, una localidad que forma parte de la ruta romántica de los pueblos blancos en la más bella sierra de Cádiz en pleno Parque Natural.

En tu visita no dejes de: visitar alguno de sus talleres artesanales donde se teje la lana merina con la que aseguran se elaboran las mejores mantas del mundo. Copy: Patronato Provincial de Turismo de Cádiz.

 

CÁDIZ, VEJER DE LA FRONTERA

A pocos kilómetros del Atlántico se ubica este pueblo de casas blancas arracimadas en torno a una alcazaba andalusí. Para descubrirlo hay que visitar su castillo árabe, en la parte más alta del recinto amurallado, pasear por la plazuela y sus calles adyacentes y tapear en sus muchos bares.

En tu visita no dejes de: acercarte a la playa de El Palmar de arena fina y aguas transparentes, una de las pocas playas vírgenes de la zona y una de las favoritas de los amantes del surf.Copy: Patronato Provincial de Turismo de Cádiz.

 

JAÉN, CAZORLA

Este caserío que esparce sus calles y plazas a los pies del castillo de la Yedra y de la peña rocosa de los Halcones es uno de los más bellos de Andalucía. A lo encantador del pueblo hay que sumar el cinturón de sierras que lo rodea donde nace el Guadalquivir. Lo mejor es perderse por sus calles y disfrutar de su arquitectura, sus casonas nobiliarias, descubrir sus plazas como la Plaza de la Corredera y asomarse a sus miradores.

En tu visita no dejes de: Disfrutar de la Sierra de Cazorla, Segura y las Villas y las muchas posibilidades de realizar actividades de turismo activo y de aventura por la zona.

 

CÓRDOBA, ZUHEROS

Es el ejemplo perfecto de pueblo andaluz. Posee un castillo árabe encaramado a un risco, frente a un inmenso mar de olivos y un cerro calizo a sus espaldas. Hay que caminar sin prisa y perderse por el barrio viejo de calles empedradas, detenerse ante las portadas de sus casonas dieciochescas, visitar alguno de sus museos y descubrir la Cueva de los Murciélagos un conjunto arqueológico de excepcional valor.

En tu visita no dejes de: Recorrer el Parque Natural de las Sierras Subbéticas, a un paso de Zuheros, con miles de hectáreas de bosque mediterráneo de encimas y alcornoques donde disfrutar del turismo activo. Copy: Eduardo Grund.

 

GRANADA, PAMPANEIRA

En un paisaje de pueblos blancos bajo las montañas más altas de España reposa Pampaneira recostada sobre la ladera de la montaña. A su entrada un letrero hecho en azulejos nos recibe con la frase: ‘viajero, quédate a vivir con nosotros’ en un alarde de hospitalidad. De calles estrechas y empinadas, plazas asimétricas y casas aterrazadas con tejados que se cubren de piedras de pizarra y soportan unas peculiares chimeneas, compartiendo un estilo arquitectónico propio de la Alpujarra.

En tu visita no dejes de: Recorrer los otros pueblos alpujarreños como Bubión, Capileira, Trévelez, Órgiva o Lanjarón, a la puerta de entrada de la Alpujarra.

 

HUELVA, ALÁJAR

Un pueblo encantador oculto entre las montañas de la Sierra de Aracena. Llegar a él no es fácil, hay que sortear curvas y pendientes de estrechas carreteras de montaña pero sin duda merece la pena. Sus casitas son encaladas, sus calles estrechas y sus plazoletas irregulares y tras un paseo por ellas hay que descubrir la famosa Peña de Arias Montano y la ermita de Nuestra Señora de los Ángeles que se alzan sobre la localidad.

En tu visita no dejes de: degustar el mejor jamón ibérico, el producto estrella de la zona y de la gastronomía española y visitar algún secadero para descubrir sus fases de elaboración. Copy: Pepe Lucas.

 

CÁDIZ, SETENIL DE LAS BODEGAS

Un curioso pueblo en la sierra de Cádiz de gran belleza que sorprende a los viajeros. Los habitantes han aprovechado un impresionante tajo creado en la roca por el río para construir sus casas cueva lo que le confiere un aspecto único. Hay que perderse por sus rincones y recorrer las conocidas calles de las Cuevas del Sol y las Cuevas de la Sombra.

En tu visita no dejes de: tapear en sus bares y completar la ruta de los pueblos blancos de la sierra de Cádiz a la que pertenece. Copy: Patronato Provincial de Turismo de Cádiz.

 

MÁLAGA, RONDA

Cuna de célebres toreros, morada de leyendas y fuente de inspiración, Ronda es una de las localidades más románticas de Andalucía. Hoy en día ha crecido mucho su población y se separan claramente la Ciudad Vieja y la Nueva unidas por el Puente del Tajo desde donde la panorámica es impagable especialmente al atardecer. Una ciudad muy vinculada al mundo del toro con su histórica plaza del siglo XVIII donde se celebra la conocida corrida goyesca.

En tu visita no dejes de: asomarte al Balcón del Tajo, un impresionante mirador, no apto para los que tienen vértigo, con una espectacular panorámica de la serranía de Ronda.

 

ALMERÍA, MOJÁCAR

Trepando sobre un risco, así encontramos a este pueblo almeriense desde cuya cima se contemplan mar y montaña. De casas blancas y arquitectura tradicional ha separado su núcleo urbano más coqueto con calles estrechas, plazas tranquilas y espectaculares miradores, de la zona más turística pegada a la costa, de la que dista apenas un par de kilómetros. Para los que no estén en forma un ascensor ayuda al viajero a alcanzar el casco antiguo desde la parte baja de la localidad.

En tu visita no dejes de: asomarte a sus dos miradores, el de la Plaza Nueva y el Mirador del Castillo, uno con vistas a la montaña y otro a la costa.

 

JAÉN, ÚBEDA

Úbeda se alza majestuosa sobre el valle medio del Guadalquivir frente a las desnudas cumbres de sierra Mágina. Declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 2003 recoge los más destacados monumentos renacentistas del sur de España y la Plaza de Vázquez Molina, en la imagen, es la mejor muestra de ello. Son muchos los monumentos a visitar como la Capilla del Salvador en la Plaza de Vázquez Molina, el palacio de las Cadenas, la iglesia de Santa María de los Reales Alcázares, la iglesia de San Pablo, el Convento de los Carmelitas Descalzos, etc.

En tu visita no dejes de: Conocer Baeza, a solo una decena de kilómetros de la localidad y también declarada Patrimonio de la Humanidad junto a Úbeda. Copy: Nano Cañas.

 

SEVILLA, CARMONA

Carmona resume a la perfección la estética, la arquitectura y el carácter del sur. Sus calles y plazas, sus casas blasonadas, palacios, iglesias, conventos y museos hacen de esta población una de las más monumentales de Andalucía. Su belleza la ha convertido no pocas veces en escenario de películas y series de televisión.

En tu visita no dejes de: Probar los deliciosos dulces de las monjas del Convento de Santa Clara y además entrar en su iglesia para descubrir, sorprendidos, unas cuantas obras de Zurbarán. Copy. Eduardo Grund.

 

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie