'Chutney': un acompañamiento perfecto... ¿para qué tipo de platos?

Esta compota agridulce resulta ideal como guarnición para las carnes frías, los platos de caza o algunos quesos curados

por hola.com

De origen indio y utilizado, sobre todo, en la cocina inglesa, el chutney es una compota agridulce a base de frutas o verduras, vinagre, especias y azúcar. Las variedades son múltiples y pueden ser más o menos fuertes. Así, se pueden hacer chutneys de mango, ciruelas, cerezas, piña, melocotones, manzanas, cebolla, pasas, calabacín, tomate, berenjenas, etc.

Como decimos, su aspecto es similar al de una mermelada espesa y resulta un condimento perfecto para carnes frías, algunos quesos curados y platos de caza (cuya temporada empezará en sólo unas semanas).

A continuación te proponemos un ejemplo de chutney para dar a tu platos un toque diferente. Pero antes un consejo: si lo haces con verduras, rehógalas en un poco de aceite antes de incorporar el resto de ingredientes.

CHUTNEY DE CEBOLLA Y PASAS

Ingredientes:

2 cebollas grandes
100 g de pasas
una taza de azúcar
una taza de vinagre de vino blanco o de sidra
1 cm de raíz de jengibre picada
una pizca de guindilla
1 clavo de especia
pimienta negra

Elaboración:

-Rehogar la cebolla en un poco de aceite.
-Disponer todos los ingredientes en una cazuela y hacer con la cazuela tapada a fuego suave hasta que espese ligeramente, unos 45 minutos.
-Verter en tarros esterilizados.
-Cerrar bien y posar el tarro boca abajo hasta que se enfríe.

¿Has probado alguna vez el chutney?, ¿de sabor qué te gusta más? Participa en nuestro foro de cocina.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie