COCINA  /  RECETAS
Pizza de coliflor con pesto, kale y mozzarella
 / 
clock 50min | easyFácil

Pizza de coliflor con pesto, kale y mozzarella

6 COMENSALES
¡Gracias por votar! ¡Ya has votado!

Las pizzas con base de verdura en lugar de la tradicional masa de harina no pueden estar más de moda. Esta pizza de coliflor con pesto, kale y mozzarella, no solo es original y está riquísima, sino que además es muy digestiva y saludable. La masa, hecha con coliflor resulta crujiente y delicada. ¡Pruébala!

Para la base:
  • 600 g de Coliflor
  • 1 Huevos
  • 200 g de Queso mozzarella
  • 2 cs de Queso parmesano
  • Sal
  • Pimienta negra
Para la salsa pesto:
  • 2 dientes de Ajo
  • 100 ml de Aceite de oliva virgen extra
  • 50 g de Piñones
  • 2 ramilletes de Albahaca
  • 100 g de Queso parmesano
Para la cobertura:
  • Salsa pesto
  • Kale
  • 1 bola de Queso mozzarella
PARA LA BASE:
  1. 1.

    Para hacer esta pizza de coliflor con pesto, kale y mozzarella, lo primero que haremos es la masa. Para ello, limpiamos la coliflor retirando hojas y la parte más dura del tallo. Sacamos los arbolitos y lavamos la coliflor.

  2. 2.

    La secamos ligeramente con la ayuda de un papel absorbente y la rallamos con un rallador fino. También la podemos triturar en un robot de cocina. Al final tiene que quedar con una textura parecida al cuscús.

  3. 3.

    Ponemos la coliflor en un bol apto para el microondas, lo tapamos y cocinamos a máxima potencia durante 8 minutos.

  4. 4.

    Sacamos el bol del microondas con mucho cuidado para no quemarnos y pasamos la coliflor a un colador grande. El objetivo es intentar quitar a la coliflor la máxima humedad posible. Lo podemos hacer en un colador y apretando bien con una espátula o bien envolviendo la coliflor en una muselina formando un saquito y apretarla para sacar toda el agua.

  5. 5.

    Volvemos a poner la coliflor rallada en un bol y dejamos enfriar un poco.

  6. 6.

    Cuando ya se pueda manipular, incorporamos el huevo batido y los quesos rallados, tanto la mozzarella como el parmesano. Ponemos a punto de sal y pimienta negra y mezclamos todo bien, hasta obtener una masa.

  7. 7.

    Formamos una bola con la masa y la colocamos sobre un papel de horno. Colocamos otro encima y aplastamos la bola con el rodillo hasta que quede bien finita.

  8. 8.

    Retiramos el papel de encima y retocamos nuestra masa de pizza si fuera necesario, especialmente en los bordes.

  9. 9.

    Colocamos el papel con la masa en la bandeja y lo metemos en el horno, que debe estar precalentado a 220°C durante 15 minutos.
LA SALSA PESTO:
  1. 1.

    Acercamos una sartén al fuego con un poco de aceite de oliva y cocinamos los ajos, sin pelar y a fuego medio, durante 5 minutos. Pasado este tiempo los sacamos y esperamos hasta que se puedan manipular.

  2. 2.

    Ponemos en el vaso de la batidora los ajos pelados que hemos cocinado, los piñones y las hojas de albahaca, el queso parmesano rallado y el aceite de oliva virgen extra y trituramos hasta conseguir una pasta fina y sin grumos.
LA PIZZA:
  1. 1.

    Lavamos las hojas de kale y las partimos en trozos pequeños.

  2. 2.

    Acercamos una sartén al fuego y la salteamos en un hilito de aceite de oliva durante 3 o 4 minutos. No tiene que quedar completamente hecha, puesto que se terminará de hacer en el horno. Reservamos.

  3. 3.

    Extendemos la salsa pesto sobre la base de la pizza. Añadimos las hojas de kale y ponemos la mozzarella partida en rodajas.

  4. 4.

    Horneamos a 220°C con calor arriba y abajo durante 10 minutos o hasta que veamos la pizza bien hecha y con la masa tostadita.
PRESENTACIÓN:
  1. 1.

    Servimos la pizza de coliflor con pesto, kale y mozzarella inmediatamente, con mucho cuidado, puesto que la masa es quebradiza y delicada. Adornamos con alguna hoja de albahaca entera por encima.

Este y muchos más trucos y recetas top, en tu mail cada semana si te suscribes a nuestra newsletter de COCINA aquí.