Acompañamos a Paloma Cuevas en su viaje más emotivo a México

Visitó las escuelas de la fundación ‘Niños en Alegría’ en el estado de Guerrero y entregó un premio en la gala benéfica que se celebró en Acapulco

Paloma Cuevas HOLA 4035
Por Gaby Luna

Te quedan x días gratis. Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Te quedan pocas horas gratis. Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Estás en tu periodo de prueba gratuita. Sigue disfrutando de ¡HOLA!+.

HOLA.com, tu revista en internet

Tu período de prueba gratuita en ¡HOLA!+ se ha activado con éxito

Disfruta de todo el contenido totalmente gratis durante 7 días.

Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Ya tienes una suscripción activa.

Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Este ha sido un año trascendental para Paloma Cuevas por multitud de razones. No solo por su divorcio de Enrique Ponce, su marido durante las últimas dos décadas y padre de sus dos hijas, Paloma y Bianca, sino por otros momentos clave que han sucedido en 2021. A saber: el noventa cumpleaños de su padre, Victoriano Valencia; su debut como diseñadora de la firma española Rosa Clará o el premio por su labor filantrópica que recibió el pasado verano, durante la celebración de la gala Starlite en Marbella. Un activismo que ha seguido practicando y que, hace unos días, la llevó hasta México, un país muy especial para ella y que inevitablemente le recuerda a su hermano, Nano, fallecido en 2014 a los cuarenta y un años, quien vivió allí durante un tiempo.

Portada Hola 4035©Hola

El pasado fin de semana, Paloma aterrizó en el país azteca para iniciar un nuevo viaje humanitario con el que ha conocido de cerca los nuevos proyectos de ‘Niños en Alegría’, la fundación con la que colabora desde hace mucho tiempo y que ha visitado en otras ocasiones, como cuando, en 2015, cruzó el Atlántico junto a sus hijas. “Este verano hemos invitado a varios de estos niños a pasar unos días en casa. A Alejandro, que quiere ser ingeniero, vamos a pagarle los estudios”, comentó entonces la diseñadora. Este nuevo periplo para Paloma comenzó en el estado de Guerrero. Allí la esperaban las fundadoras de esta asociación: Alejandra Alemán, hija del ex-Presidente de México, Miguel Alemán Valdés, y la española Sandra García-Sanjuán, también presidenta de la fundación Starlite, de cuyo consejo Cuevas forma parte y que, a su vez, financia a la ONG mexicana.

“He visto crecer a muchos niños de estas escuelas. Han pasado tiempo con mis hijas y conmigo en nuestra casa de España”

Paloma asistió a la inauguración de las aulas de la vigésimo tercera escuela que ha sido reformada gracias a los donativos recaudados por ‘Niños en Alegría’, que ya ha ayudado a miles de mexicanos al construir centros educativos y velar por su futuro. La también empresaria quiso implicarse de primera mano en el proyecto y, junto a Alejandra y Sandra, participó en una clase como una alumna más. “Convivimos con unos niños maravillosos con muchas ganas de aprender y tener un futuro digno y lo consiguen”, comentó Paloma, que no solo apoyó este proyecto, sino las próximas actuaciones de esta asociación benéfica, que también tienen planeado construir otras escuelas, como Niños Héroes, ubicada en la colonia Lomas de Chapultepec, también en el estado de Guerrero, y que pretende cambiar la vida de cientos de niños facilitando mejores condiciones de acceso a la educación.

Paloma Cuevas HOLA 4035©Jaime Martín
Paloma Cuevas HOLA 4035©Jaime Martín
Arriba, la diseñadora posa con Alejandra Alemán y Sandra García-Sanjuán, fundadoras de ‘Niños en Alegría’, la fundación con la que ha viajado a México para conocer de cerca los nuevos proyectos solidarios de esta asociación benéfica.

Paloma, Alejandra y Sandra fueron agasajadas con un desayuno que los padres de los alumnos prepararon para la ocasión como agradecimiento por su labor. “Llevamos dieciocho años trabajando en México para, a través de la educación, dar oportunidades a mis niños y que puedan tener un mejor futuro”, comentó Sandra García-Sanjuán. “Me llena de alegría estar aquí”, afirmó, por su parte, Alejandra Alemán al dar la bienvenida a todos los presentes, entre los que se encontraba Cuevas, una invitada muy especial para ‘Niños en Alegría’, pues la diseñadora se ha sumado activamente a esta causa desde hace años, participando de cerca junto a los pequeños, con los que siente una gran conexión, como lo evidencian estas imágenes.

Paloma Cuevas HOLA 4035©Jaime Martín

Un día después, con el puerto de Acapulco como telón de fondo, la fundación celebró su tradicional cena benéfica. La pandemia impidió que se llevara a cabo la edición de 2020. Por eso, este año, los organizadores no quisieron perder la oportunidad de agasajar a los asistentes con un evento inolvidable y dieron vida a una gala que, en esta ocasión, era de temática gipsy fantasy, lo que inundó de color el Club de Yates de Acapulco. Allí, Paloma Cuevas, que entregó un premio a su amiga Sandra, habló con ¡HOLA! sobre sus recuerdos del país y también sobre la ilusión que despierta en ella y sus hijas las próximas fechas navideñas.

“Me encantan los niños, pero puede ser que, desde que tuve a mis hijas, vea a todos a través de los ojos de madre. La niñez es una etapa superimportante en la formación de las personas”
Paloma Cuevas HOLA 4035©Jaime Martín
Junto a estas líneas, Paloma Cuevas, con un vestido de su colección para Rosa Clará.

—Cuando piensas en México, ¿qué es lo primero que se te pasa por la cabeza?

—Muchos recuerdos indelebles. Tenemos aquí muchísimos amigos que son familia. Mi hermano vivió en México un tiempo. Me siento como en casa cuando estoy en este lindo país.

—¿A qué sabe, huele y suena México?

—Sabe a arcoíris de sabores, huele a mar y vida y suena a alegría.

“Lo que más me gusta es ver a mis hijas disfrutando en estas fiestas tan entrañables, construyendo recuerdos con la familia y los amigos”, confiesa Paloma ante la próxima Navidad

—Háblanos sobre tu visita a nuestro país…

—Hace años colaboro con la fundación ‘Niños en Alegría’, hacen una labor social encomiable. He visto crecer a muchos niños de estas escuelas, han pasado tiempo conmigo y mis hijas en España en nuestra casa y he sido testigo de cómo, gracias a la fundación, reciben una buena educación en escuelas levantadas con todo el cariño y dedicación posibles. La educación se paga una vez; la ignorancia, toda la vida. Alejandra dice que quien abre un aula cierra una celda. Con esta frase queda más que reflejada la gran importancia de la educación.

Paloma Cuevas HOLA 4035©Jaime Martín
Paloma Cuevas HOLA 4035©Jaime Martín
Arriba, Alejandra Alemán, hija del ex-Presidente de México, Miguel Alemán Valdés, y presidenta de ‘Niños en Alegría’. Abajo, a la izquierda, Paola Saad y Rodrigo Ripstein; a la derecha, Constanza Carrascal y Sergio Berger.

—¿Qué significa para ti entregar un premio a Sandra García-Sanjuán?

—Comencé a colaborar con Sandra desde el primer año y parte del dinero recaudado en la gala benéfica Starlite ha sido destinado a la fundación ‘Niños en Alegría’. Sandra es una amiga maravillosa que atesora un corazón inmenso lleno de generosidad, una mujer muy altruista.

—Tienes una gran química con los niños. ¿Siempre ha sido así o fue después de tener a tus hijas?

—Me encantan los niños, pero puede ser que, desde que tuve a mis hijas, vea a todos los niños a través de los ojos de madre. ¡Los niños son tan maravillosos! La niñez es una etapa superimportante en la formación de las personas.

Paloma está muy unida a México, un país en el que vivió su hermano, Nano, fallecido en 2014. “Su muerte fue el peor momento de mi vida. Nunca se supera”
Paloma Cuevas HOLA 4035©Jaime Martín
Paloma Cuevas HOLA 4035©Jaime Martín
Arriba, la española deslumbró en la cena de gala que tuvo lugar en Acapulco convertida en una novia gipsy con un vestido diseñado por ella misma. Abajo, izquierda, Mariana Otero y Alex Basteri, hermano del cantante Luis Miguel. Al lado, Paloma Cuevas, también a la derecha, premia a Sandra García-Sanjuán.

—¿Qué es lo que más te gusta hacer como madre?

—Ver a mis hijas disfrutar de estas fiestas tan entrañables, construyendo recuerdos con la familia y los amigos. Ver sus ojitos llenos de ilusión ante todo lo que acontece en Navidad.

—Este espíritu filántropo, ¿lo heredaste de alguien en casa?

—En mi casa siempre me han enseñado que somos unos privilegiados y tenemos la obligación de ayudar a quien no ha nacido en las mismas condiciones vitales, pero, gracias a una buena educación, pueden acceder al futuro más brillante imaginable.

La fundación con la que colabora Paloma Cuevas ha reconstruido veintitrés escuelas y ha escolarizado a más de treinta mil niños mexicanos
Paloma Cuevas HOLA 4035©Jaime Martín
Paloma Cuevas HOLA 4035©Jaime Martín
Alejandra Alemán, Sandra García-Sanjuán y Paloma Cuevas, rodeadas de los alumnos de las escuelas que la fundación ‘Niños en Alegría’ ha construido en el estado de Guerrero. Abajo, Paloma, con uno de los escolares más pequeños del centro.

—¿Cuál es la mayor recompensa de ayudar a los otros?

—Hacer algo por los demás genera una felicidad difícil de empatar.

—¿Qué quitarías y con qué dotarías al mundo de hoy?

—Dotaría de felicidad y me gustaría hacer desaparecer del mundo el sufrimiento.

—¿Cuál es el mayor reto que has enfrentado en tu vida y que hoy, al mirar atrás, te sientas orgullosa de haberlo superado?

La muerte de mi hermano fue el peor momento de mi vida. Nunca se supera, solo se acepta la voluntad de Dios. Ellos siguen viviendo dentro de nosotros y disfrutando la vida a través de nosotros, así que el mejor homenaje que podemos hacerles es vivirla en plenitud.

Paloma Cuevas HOLA 4035©@
Sandra y Paloma, que han viajado desde España, se interesan por uno de los alumnos del nuevo centro educativo inaugurado hace unos días.

Una novia gipsy

Los asistentes se tomaron muy en serio el dress code de la gala: gipsy fantasy o, lo que es lo mismo, fantasía gitana. Paloma Cuevas, ‘la novia gipsy’ de la noche, gracias a un vestido de su colección para Rosa Clará. Pero, tras la diversión, llegó uno de los momentos más esperados de la noche. La diseñadora fue la responsable de entregar un premio a Sandra García-Sanjuán. “Es muy loable la labor que ha hecho. Una mujer a la que quiero y admiro profundamente y para mí es un honor poder entregar este premio tan merecido”, dijo Paloma. Un gesto que Sandra correspondió con la misma emoción y cariño reflejado en su discurso: “Me hace muchísima ilusión todo lo que llevamos recorrido. Ayer veíamos a los niños en las escuelas con tanta emoción y me siento muy orgullosa de Alejandra, que hace un trabajo espectacular día a día al pie del cañón. También quiero agradecer a Paloma que ha venido a acompañarme”. La gala celebraba su XVIII edición. “Hoy seguimos aquí con la misma emoción, sueños y alegría con las que iniciamos esta maravillosa labor”, expresó Alejandra Alemán.

Paloma participó en una clase como una alumna más. “Convivimos con unos niños maravillosos con muchas ganas de aprender y tener un futuro digno”
Paloma Cuevas HOLA 4035©Jaime Martín
Izquierda, Alejandra Alemán, junto a Paloma Cuevas. Derecha, con Sandra García-Sanjuán. “Alejandra dice que quien abre un aula cierra una celda. Con esta frase queda más que reflejada la gran importancia de la educación”.

Los reconocimientos fueron diseñados por Daniel Espinosa. La velada mezcló la solidaridad con moda y se convirtió en un desfile de las últimas propuestas del diseñador mexicano Kris Goyri, quien presentó ‘Psicodelia’, una propuesta cargada de color con la que cautivó a la Mercedes Benz Fashion Week México con su colección primavera-verano 2022. Como apoyo a la asociación, el diseñador, encargado del vestido que lució Alejandra Alemán durante la gala, subastó algunas de las creaciones que desfilaron entre los comensales durante la cena.

“En mi casa me han enseñado que somos unos privilegiados y tenemos la obligación de ayudar a quien no ha nacido en las mismas condiciones”, dice Paloma
Paloma Cuevas HOLA 4035©Jaime Martín
Paloma Cuevas HOLA 4035©Jaime Martín
En estas imágenes, la diseñadora posa en las paradisíacas playas de Acapulco. Abajo, con su buena amiga, María Ceular.

La celebración estuvo amenizada por un emotivo vídeo en el que participaron algunos niños de la fundación. “La educación es la mejor forma de combatir la desigualdad”, afirmó Alejandra Alemán, quien sueña con “mejores oportunidades para los niños que menos tienen y una buena educación para tener un mundo más igualitario”. Tras la cena, llegó el momento de una subasta solidaria de artículos de lujo, entre los que destacaron un reloj donado por Sergio Berger, un bolso Louis Vuitton, una pluma Montblanc, además de viajes a distintos destinos de México. La puja puso el broche de oro a una jornada solidaria que se tradujo en nuevos proyectos y, sobre todo, sonrisas y oportunidades para los pequeños habitantes del estado de Guerrero, a los que Paloma Cuevas quiso honrar viajando desde España.

Paloma Cuevas HOLA 4035©Jaime Martín
Paloma Cuevas es una enamorada de México, un país al que está muy unida y que le recuerda a su hermano, Nano Cuevas, fallecido en 2014, ya que él vivió allí.




TEXTO: GABY LUNA

FOTOS: JAIME MARTÍN

AGRADECIMIENTOS: HOTEL LAS BRISAS

Más sobre