La hija de Rocío Jurado revela detalles sobre su matrimonio con Antonio David Flores y sobre la relación con sus hijos y José Ortega Cano

Rocío Carrasco habla por primera vez sobre sus veinte años en el infierno: malos tratos, soledad, depresión e intento de suicidio

‘Me han llamado mala madre demasiadas veces. Y me han hecho sentir como tal’

Rocío Carrasco

Te quedan x días gratis. Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Te quedan pocas horas gratis. Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Estás en tu periodo de prueba gratuita. Sigue disfrutando de ¡HOLA!+.

HOLA.com, tu revista en internet

Tu período de prueba gratuita en ¡HOLA!+ se ha activado con éxito

Disfruta de todo el contenido totalmente gratis durante 7 días.

Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Ya tienes una suscripción activa.

Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Casi cuatro millones de personas de media vieron el domingo la emisión del primer capítulo de  Rocío: contar la verdad para seguir viva , la entrevista-documental de  Rocío Carrasco. En total, fue casi el treinta y cuatro por ciento de cuota de pantalla. Hacer un cuarenta por ciento supone paralizar España. Y Rocío paralizó el país. Tras veinte años de silencio, la hija de Rocío Jurado y Pedro Carras­co ha hablado del calvario por el que ha pasado en estas últimas décadas: su tormentoso matrimonio con Antonio David Flores y su traumático divorcio; su relación con sus hijos, Rocío y David Flores; los  problemas psicológicos derivados de todo ello, y su intento de quitarse la vida. La última vez que había hablado así fue, en ¡HOLA!, el 25 de enero de 2001. Ahora, su reaparición ha desatado un tsunami mediático y reacciones de personalidades de todos los ámbitos, incluidos políticos y ministros del Gobierno.

“Quiero que se sepa la verdad y se haga justicia. Quiero vivir con lo que tengo, porque lo demás ya no lo tengo”
Rocío Carrasco©Mediaset
Rocío Carrasco©Mediaset
Casi cuatro millones de personas de media vieron el domingo los primeros dos capítulos de ‘Rocío: contar la verdad para seguir viva’, la entrevista-documental de Rocío Carrasco emitida por Telecinco.

“Se lo debo a mi familia, que es otra familia que la de sangre”, fueron las primeras palabras de Rocío Carrasco en el documental emitido por Telecinco. “Llevo mucho tiempo sin verbalizar muchas cosas. Ahora sí puedo hacerlo.  He llegado a tocar fondo y me di cuenta de que ya no podía seguir”, explicó en el primer capítulo del documental sobre su vida, en el que abordó la relación con sus hijos, Rocío y David. “Me han llamado  mala madre demasiadas veces, en la calle y en los programas de televisión. Y me han hecho sentir como tal. Nunca le han cuestionado a esa persona (refiriéndose a Antonio David Flores) lo que ha dicho sobre mí. Mis hijos recibían día a día que yo era una mala madre y es con lo que han crecido”, señaló, acusando a su exmarido del distanciamiento con sus hijos.

“Llevo en tratamiento psiquiátrico y psicológico desde 2011, con un diagnóstico fuerte: síndrome ansioso-depresivo moderado y grave, cronificado en el tiempo”

Carrasco aseguró que su hijo, David, la sigue queriendo: “Mi hijo es especial y me adora. Lo que pasa es que no se le permite verme. Es un niño que se amolda y, gracias a Dios, es feliz de por sí”, explicó. “Yo sé que me ama y eso me da tranquilidad”. Respecto a su hija, sí cree que la relación está rota: “ Rocío sí que piensa que soy mala madre . Ella quería estar conmigo, ella tenía pasión por su madre. La que la ha parido soy yo”.

Rocío Carrasco©Mediaset
“Llevo mucho tiempo sin verbalizar muchas cosas. Ahora sí puedo hacerlo. He llegado a tocar fondo y me di cuenta de que ya no podía seguir así”, ha explicado la hija de Rocío Jurado y Pedro Carrasco, que llevaba veinte años guardando silencio sobre la relación con su exmarido, Antonio David Flores, y sus hijos, Rocío y David Flores Carrasco

La hija de Jurado volvió señalar a su exmarido, Antonio David, como el culpable de las diferencias con su hija mayor. “Él me decía: ‘Te los voy a quitar. Voy a hacer que te odien’. Se cargaron la relación con mi hija, le quitaron el vínculo materno”, denunció entre lágrimas. “Solo le importa él. No tiene piedad ni para sus hijos. Yo soy víctima, pero mis hijos también lo son de una mente diabólica”, dijo.

“Quería que todo esto terminara y la única forma era quitándome del medio. Me tomé varias pastillas y me quedé dormida”

Sin duda, estos minutos fueron de los más dramáticos. “Me han quitado lo más importante: mis hijos. Ha hecho que me odien, que es mucho más cruel que quitármelos. Yo he tenido a mis hijos muertos en vida. He tenido que hacer que no los tengo, teniéndolos vivos”.

Depresión e intento de suicidio

Rocío reveló que lleva muchos años luchando por su salud mental. “Llevo en tratamiento psiquiátrico y psicológico desde 2011, con un diagnóstico fuerte: síndrome ansioso-depresivo moderado y grave, cronificado en el tiempo”. Y puso fecha al día en el que intentó quitarse la vida. El 5 de agosto de 2019 se enteró de que su hija, Rocío Flores, iba a acudir a un plató de televisión para defender a su padre. “Cuando me llega esa noticia, pasan por mi cabeza los últimos veinte años.  Yo no veo a mi hija desde el 27 de julio de 2011 y no estaba preparada para verla en televisión defendiendo a su padre. No quería seguir sintiendo vergüenza y no quería seguir viviendo”, explicó.

Rocío Carrasco©Mediaset
En septiembre de 1995, Rocío Carrasco y Antonio David Flores posaron por primera vez juntos en ¡HOLA!. Desde entonces, la pareja compartió con nuestros lectores los momentos más felices de su vida: su boda, en 1996; su luna de miel, en Isla Mauricio; el nacimiento de su primera hija, Rocío, y la llegada de su segundo hijo, David.

Según contó Carrasco, aquel 5 de agosto ya no pudo soportar lo que ella consideraba malos tratos: “Ese día determino que no puedo, que ya había hecho lo posible para que todo eso cesase y había puesto en conocimiento de la Justicia una actitud y actuaciones que consideraba maltrato.  No quería seguir viviendo, quería que todo eso terminara y la única forma era quitándome del medio. Me tomé varias pastillas y me quedé dormida. Me salvó Fidel (Albiac, su marido), que fue el que entró en la habitación”.

“Cuando me fui con él, cometí la fatalidad de dejar a mi madre llorando en el suelo diciendo: ‘Te vas a arrepentir’”

Rocío contó que ingresó dormida en el hospital y que cuando recuperó la conciencia, dijo a los médicos: “Me da igual no haberlo conseguido, porque lo voy a conseguir. Siempre me quedará el puente de Segovia”. Entonces, fue ingresada en una planta especializada. “En ese momento no piensas en nada ni en nadie. No quería volver a ver el odio de mi hija, volver a sentirme mala madre”, reconoció. “Fue una acción cobarde de la que me avergüenzo”.

Portada Hola©Hola
Portada Hola©Hola
Portada Hola©Hola
Portada Hola©Hola
Portada Hola©Hola
Portada Hola©Hola

“Cuando mi hija se dé cuenta de  quién es realmente su padre y de lo que ha formado parte, va a ser el peor día de su vida. Y no me gustaría que sufriera”, afirmó rotundamente.

“Mi padre también me dijo: ‘Te vas a arrepentir y vas a volver con una barriga’. Ninguno de los dos se equivocaba”

“Nadie me va a devolver todo lo que he perdido: los fines de curso, los besos, los abrazos… Nadie me va a devolver todo lo que me ha quitado esa persona (refiriéndose a Antonio David): Reyes, Navidades… Yo no he podido disfrutar de mis hijos”, concluyó en el primer capítulo. “Quiero que se sepa la verdad y se haga justicia. Quiero que me dejen de juzgar. Quiero vivir con lo que tengo, porque lo demás ya no lo tengo”.

Antonio David Flores©GTres
Antonio David Flores©GTres
Mediaset ha anunciado el cese de la vinculación laboral del ex guardia civil con la cadena.

El origen de una relación tormentosa

En el segundo capítulo del documental, Rocío abordó los orígenes de su relación con Antonio David Flores: cómo lo conoció, en el verano de 1994, en la playa de Chipiona. “El primer día ya me dijo una mentira: que no sabía quién era. Él era un guardia civil embaucador que sabía llevar a la gente a su terreno. Aquel verano fue muy bonito, un verano de juventud con diecisiete años”, reconoció. “Yo pensaba que estaba enamorada, pero eso no era amor. Era la ilusión de una chavala de diecisiete años”.

“Yo soy víctima de una mente diabólica, pero mis hijos también lo son”, dijo Rocío, refiriéndose a Antonio David

Rocío también habló de la boda de su madre con José Ortega Cano: “Ese día lloré lo indecible. Viéndola a ella feliz, yo era feliz. Yo a José siempre le tuve mucho cariño. Ahora, los sentimientos son diferentes”, reveló. “No creo que la boda fuese una decisión acertada para ella, pero lo decidió así”.

Rocío Carrasco©Jesús Cordero
En noviembre de 1999, Rocío habló por primera vez sobre los motivos de su divorcio de Antonio David, y lo hizo en ¡HOLA!. En 2001, cuando obtuvo la guarda y custodia de sus hijos, volvió a romper su silencio. Desde entonces, no había vuelto a pronunciarse sobre este asunto. Carrasco rehizo su vida con Fidel Albiac, con el que se casó en 2016.

Rocío Carrasco reconoció que, con dieciocho años, cometió “la torpeza” de dejar los estudios y su casa para irse a vivir con Antonio David. “Cometí la fatalidad de dejar a mi madre llorando en el suelo diciendo: ‘Te vas a arrepentir. Va a ser tu perdición’. Es una de las cosas de las que más me arrepiento en la vida. Mi padre también me dijo: ‘Te vas a arrepentir y vas a volver con una barriga, que es lo que él quiere’. Ninguno de los dos se equivocaba”.

“Mi hijo (David Flores) es especial y me adora. Yo sé que me ama y eso me da tranquilidad”

La convivencia de la joven con el guardia civil empezó bien, pero, “al poco tiempo, empecé a darme cuenta de cosas, cosas que te van escamando”. “Él desaparecía y aparecía con la novia de un compañero”, recordó. “Yo no estaba dispuesta a admitir que me había equivocado”.

Poco después, se supo que Antonio David se había apropiado de 50.000 pesetas de un turista francés mientras ejercía como guardia civil y estalló el escándalo. “Yo creía que era un error. A mí no me cabía en la cabeza que pudiera ser cierto. Él me dijo que había sido una trampa”, explicó. “Mi madre me preguntó qué pensaba y yo se lo dije. Ella pensaba lo mismo”.

“Mi hija (Rocío) sí piensa que soy mala madre. Cuando se de cuenta de quién es su padre, va a ser el peor día de su vida”
Portada Hola©Hola
Portada Hola©Hola
Portada Hola©Hola
Portada Hola©Hola

Acusaciones de malos tratos

Luego Rocío abordó sus primeras discusiones con Antonio David, episodios que ella ha calificado de malos tratos. “Recuerdo agresiones verbales: ‘inú­til’, ‘no sirves para nada’, ‘estás gorda’... Puede parecer una tontería que te digan que eres tonta, pero es la forma. Él tenía una cara de puertas para dentro, prepotente, y la otra parte que era cuando había cámaras, que era todo maravilloso, todo besos…”, desveló.

“El primer día que lo conocí (a Antonio David) ya me dijo una mentira: que no sabía quién era yo. Era un guardia civil embaucador, que sabía llevar a la gente a su terreno”

En aquella época, Rocío salió a dar una vuelta en moto con una amiga y tuvo un accidente que le provocó varias fracturas. Convaleciente de esa caída, reveló que las peleas con su marido “pasaron a mayores” y detalló un momento con Antonio David, cuyo nombre evitó pronunciar durante todo el documental: “Yo estaba sentada en un sofá con una mesa y él me agarra del pelo, me pega un tirón de pelos y me dio con la cabeza en la mesa echándome la culpa de todo lo que le ocurría en ese momento”. También narró lo que pasó después: “Luego llega un llanto, un ‘perdóname, que estoy nervioso’, ‘me están crucificando por algo que no he hecho’... Y muchas cosas que, una vez más, justifico, creo y disculpo”. Al recordarlo, Carrasco reconoció entre lágrimas: “Entonces lo veía normal, pero lo veo ahora y pienso que qué poco sabía yo en aquel entonces de quién iba a ser mi verdugo”.

Reacciones de familiares y amigos

Al cierre de esta edición, Antonio David Flores no se había pronunciado. Sálvame anunció el cese de la vinculación laboral del ex guardia civil con la cadena. Por su parte, Rocío Flores, la otra protagonista de estos primeros capítulos del documental, solo se limitó a decir que intentó entrar en directo en la emisión del domingo “para explicar algo y tender un puente una vez más” y que los responsables del programa “no lo vieron oportuno”. “No se me dejó”, sentenció.

Terelu Campos©GTres/Andrea Savini
Ana Rosa Quintana©Víctor Cucart/Europa Press
“Ella es mi familia y su dolor es mi dolor. Yo siempre estaré a su lado”, dice Terelu a ¡HOLA! “Es una hija para mí. Solo quiero que por fin tenga la felicidad que se merece”, nos confiesa María Teresa. “Es su verdad. Como ella lo siente, lo ha vivido y lo recuerda…”, ha dicho Ana Rosa. “Después de lo que he visto, me la creo”, ha reconocido Belén, que se siente culpable por el dolor de Rocío: “Yo he contribuido a eso”.

Sin embargo, son muchos los familiares y amigos de la hija de Rocío Jurado que sí han querido hablar y dar sus impresiones. “No pude verlo. Estuve con la tensión muy alta y me dijo el médico que me quedara en cama”, se excusó José Ortega Cano . “Yo no le deseo nada malo a Rocío, ni a ella ni a su familia. A pesar de que ahora no sea lo mismo que antes, le sigo teniendo cariño”, añadió el diestro. Sin embargo, su mujer,  Ana María Aldón, sí vio el programa: “Estoy asimilando el documental. Supongo que estoy impactada, como todos”, explica a ¡HOLA!. “No conocía el cuadro médico de Rocío. No sabíamos que había intentado quitarse la vida. No sé si los demás lo sabían y lo han ocultado, pero en mi núcleo familiar no lo sabíamos. Mi deseo es que se reconcilie con sus hijos. Si no es con su familia, que sea con sus hijos”.

“Recuerdo agresiones verbales: ‘inú­til’, ‘no sirves para nada’, ‘estás gorda’... Puede parecer una tontería que te digan que eres tonta, pero es la forma”

 Amador Mohedano, tío de Rocío, se siente apenado: “Me dio mucha pena escuchar a mi sobrina Rocío. Al fin y al cabo, es mi sangre”, explica el hermano de Rocío Jurado a ¡HOLA!. Él tampoco sabía todos los detalles contados por su sobrina: “Descubrí muchas cosas que desconocía. No sabía que se había intentado quitar la vida. Juro que no lo sabía”.

Rosa Benito©Hola
Numerosos familiares y amigos de Rocío Carrasco se han pronunciado tras ver la entrevista. “A mí me conmovió, me transmitió mucho dolor”, ha reconocido Rosa Benito. “Descubrí muchas cosas que desconocía. No sabía que se había intentado quitar la vida”, admite Amador Mohedano a ¡HOLA!.

 Rosario Mohedano, prima de Rocío, también se ha mostrado consternada. “Yo tengo contacto con ella y no sabía lo que había pasado del intento de quitarse la vida. Ella está hablando y me parece muy bien. Lo tenía que haber hecho antes. Tiene mucha importancia lo que está diciendo”, dice la cantante a ¡HOLA! “Yo he sido maltratada públicamente por una persona que compartió mi vida y un programa y una cadena de televisión le dio alas para decir todo lo que quisiera de mí. O sea, me pongo en la piel de mi prima… no te puedes imaginar cuánto. Ahora lo importante es que ella ha dado el paso, que tenía que haber dado antes, eso seguro, pero nunca es tarde. Veremos a ver qué pasa. Vienen curvas”, anticipa Mohedano.

“Me conmovió, me transmitió mucho dolor”, ha reconocido Rosa Benito. “Me parece muy bien que hable. Lo tenía que haber hecho antes”, nos dice Rosario Mohedano

 Rosa Benito , tía de Rocío, se ha sentido identificada con el testimonio de su sobrina: “A mí me conmovió Rocío, me transmitió mucho dolor. Me enteré de lo que contó que intentó hacer, mucha gente que tiene relación con ella tampoco lo sabía…”, dijo la colaboradora en Ya es mediodía, refiriéndose al intento de suicido. “Yo también lo he vivido conmigo misma, yo también intenté dormir, tenía mucho dolor… Se me cuestionó, no se preguntaron el porqué; nunca se preguntan el porqué, te tachan de loca”, explicó entre lágrimas.

Alba Carrillo©Nuevo Estudio
Sandra Barneda©CordonPress
Alba Carrillo y Toñi Moreno también se han mostrado impactadas por las palabras de Rocío. Ana María, confesó estar “impactada, como todos”, y que ni ella ni su marido sabían nada sobre el intento de suicidio de la hija de Rocío Jurado. Sandra Barneda ha mostrado su apoyo a su amiga y compañera.

Los amigos más cercanos de Carrasco también han querido mostrar su apoyo. “Por encima de lo que ella ha contado no cabe que yo diga más. Para mí es una hija. Solo quiero que por fin tenga la felicidad que se merece”, confiesa  María Teresa Campos a ¡HOLA!. “Yo solo quería que se la escuchara y, después, que cada uno saque sus propias conclusiones. Para mí, ella es mi familia y su dolor es mi dolor. Yo siempre estaré a su lado”, añade Terelu Campos.

“No creo que la boda de mi madre y José fuese una decisión acertada”, dijo Rocío. Ortega Cano afirma que no vio la entrevista

 Alba Carrillo, amiga de Rocío , se siente orgullosa: “Vi a la persona que yo conozco en privado: calmada en el primer capítulo, donde relata cómo conoció a Antonio David; sensata, asumiendo errores y relatando su verdad, que es la verdad. Porque hay una verdad. Luego cada uno puede tener sus sensaciones respecto a esa verdad, pero la verdad es solo una”, explica Alba a ¡HOLA!. “El capítulo cero fue terrible. No paré de llorar en todo momento, de empatizar con ella. La entiendo como amiga, como mujer y como madre. No se puede permitir la violencia de ninguna manera, venga de quien venga, venga de tu vecino, venga de tu padre, venga de tu madre, de tu primo, de tu ex o de tu pareja o de tus hijos”.

José Ortega Cano©GTres
“No le deseo nada malo a Rocío, ni a ella ni a su familia. A pesar de que ahora no sea lo mismo que antes, le sigo teniendo cariño”, dijo José Ortega Cano. Rosario Mohedano tampoco lo sabía.

 Sandra Barneda coincide con Alba. “Creo que es importante hablar, silenciarse nunca es bueno. Me ha emocionado verlo y te puedo decir que me alegro de verdad porque es algo que tenía que pasar. ‘No hables a menos que puedas mejorar el silencio’, decía Borges. Rocío lo ha mejorado”. Toñi Moreno se ha mostrado conmovida: “Es tan doloroso todo. Rocío hoy está representado a muchas mujeres y muchos hombres que han sufrido el síndrome de alienación parental. Las únicas víctimas son los niños”, comentó la presentadora.

“No sabíamos que había intentado quitarse la vida”, nos confiesa Ana María Aldón

Belén Esteban realizó un ‘mea culpa’ durante la emisión de la entrevista: “Yo he contribuido a eso”, dijo refiriéndose al dolor de Rocío. “Después de lo que he visto hoy, me la creo”. Por su parte, Ana Rosa Quintana confesó que no pudo dormir tras ver los primeros capítulos: “Ver a esta chica con un sentimiento tan real fue angustioso… Es su verdad. Como ella lo siente, lo ha vivido y lo recuerda…”, dijo la presentadora en su programa. “Yo desconocía el cuadro médico que tiene. No sé cómo va a repercutir en ella, en sus hijos (…). Esos niños son las víctimas”.