pelo-fino

Si tienes el pelo fino, esto es todo lo que NO tienes que hacer

Repasamos los fallos más frecuentes, como elegir un corte inadecuado o temer las mechas, que impiden tener más volumen

por Mariana Chacón

Puede que creas que tienes que lavártelo a diario o que nunca podrías llevar un flequillo porque le restaría densidad al resto de tu melena, pero lo cierto es que solo son mitos vinculados al pelo fino. Solo se trata de conocer algunos trucos con los que potenciar el volumen de tu cabello a través de un buen corte, unas mechas estratégicamente distribuidas o incluso ciertos alimentos que, consumidos de forma habitual, ayudan a tener un pelo más fuerte. A continuación te explicamos cuáles son los errores que, en cualquier caso, deberías evitar si notas tu cabello lacio y sin vida.

-Seis motivos por los que debes abrigar tu melena en invierno

Llevar el pelo muy largo ✗

Por mucho que aplaces tu cita en la peluquería porque quieres una supermelena, puede que realmente esto te impida descubrir los cortes que ayudan a tener más volumen. "Un bob recto o con capas largas para conseguir más volumen, textura y densidad, es el corte más adecuado", apunta Gema Eguiluz, CEO del salón In-Viso Hair Design, sobre el mejor enfoque para aquellas que vayan a apostar por los looks por encima de los hombros. Como alternativa para las que lo quieren largo cueste lo que cueste, las capas se convierten en la manera de aumentar el movimiento: "Si tienes poco pelo, las capas consiguen añadir textura y la melena parece más llena y elástica. Si, además, lo tienes fino, las capas deben ser más largas, ya que si se superponen solo conseguiremos el efecto contrario, que se vea escaso y más fino. En el caso, de una melena muy lacia y larga, lo recomendable es aplicar las capas a partir del mentón y mejor si también la ondulamos", propone Raquel Saiz de Salón Blue. 

"Cuando el pelo es fino y escaso, recomiendo cortes totalmente rectos y compactos porque disimilan la escasez. Si es demasiado fino, pero no hay problema de cantidad, me gusta dar fluidez cortando algunas capas. El modo dependerá de la forma del rostro para equilibrar los volúmenes donde hagan falta", revela Rafael Bueno, de Rafael Bueno Peluqueros, sobre otra forma de mantener la longitud sin poner énfasis el poco grosor de los mechones. 

VER GALERÍA

-Solo te faltaba este paso para tener el pelo limpio durante más tiempo

Elegir (mal) el flequillo ✗

Está muy de moda y actrices como María Pedraza y Ana de Armas han contribuido mucho a ello, sin embargo, en el caso del pelo fino es muy importante el dar con un corte a medida. Jose Garcia, de Jose Garcia Peluqueros, prescribe el largo y desfilado como el mejor en estas circunstancias y también para lograr otros beneficios que quizás no sabías: "Lo puedes llevar de mil maneras, con una textura natural, con un recogido dejando el flequillo y unos cuantos mechones sueltos, con una diadema…Es ideal para los rostros alargados porque los hace parecer más cortos, aunque sientan bien a casi todo el mundo. También, si lo peinamos largo y a un lado hace que el rostro parezca más largo, lo que lo hace ideal para las caras redondas". 

Seguir una dieta desequilibrada ✗

Al final, la alimentación es vital para que la piel, las uñas e incluso el pelo estén siempre saludables. Cuando hablamos de cabello fino, Teresa Climent, farmacéutica y responsable de comunicación de Nuggela & Sulé, explica que cuando "se parte con facilidad y de medios a puntas se va afinando, además de una rutina capilar que fortalezca la fibra capilar y aumente su densidad, se necesita 'comer' algunos alimentos en concreto". Según la experta, la lista de la compra perfecta incluye "naranjas, limones, espárragos, espinacas, carnes y pescados blancos y azules. Estos alimentos son los mayores proveedores de zinc, azufre y vitamina C". 

VER GALERÍA

-Así debes lavarte el pelo si se te cae más que antes

No protegerlo del calor ✗

Aunque los protectores térmicos son el escudo esencial con el que todo tipo de cabello debe contar antes del secado, planchado o rizado con tenacillas, en el caso del fino es aún más importante. La farmacéutica Rocío Escalante, titular de Arbosana Farmacia y experta en dermocosmética, dice que "aplicar un protector térmico antes de utilizar el secador o las planchas es fundamental, para evitar los daños que ocasionan las herramientas de calor". Como consejo extra durante el peinado, la especialista explica que "cepillar a diario el cabello ayuda a estimular la circulación sanguínea y eliminar los cabellos muertos". Desde Leonor Greyl recomiendan su Mousse au Lotus Volumatrice: "Un buen volumen requiere un mínimo de preparación. Antes de peinar aplica un producto de styling específico para dar volumen, textura y duración. Elige aquel que además de proporcionar cuerpo y brillo al pelo fino, lo proteja del calor y del cepillado". 

Evitar las mechas californianas ✗

Todas las tendencias vuelven y si la primera década de los 2000 triunfaban por todo lo alto, las mechas californianas regresan ahora con beneficios añadidos: "El color es sinónimo de vida y alegría, ¿por qué no también para el pelo? Las mechas y los reflejos también contribuyen al objetivo 'melena con volumen' ya que crean efectos visuales interesantes. Por ejemplo, si aclaras las puntas ligeramente conseguirás un efecto de densidad en el cabello. En cambio, si combinas reflejos oscuros y claros crearás la sensación de movimiento y luminosidad. Además, la melena lucirá bonita y llena de matices", promete Paul Tudor, estilista del salón David Künzle. 

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie