Preguntamos a Pablo Motos: ¿Dónde viajará en Semana Santa ¿Su opinión sobre la polémica de su amigo Will Smith? ¿Se ‘googlea’ o entra en Twitter?

El presentador de El Hormiguero también habla con ¡HOLA! del éxito de su programa y de cómo se mantiene en forma a sus cincuenta y seis años

Pablo Motos

Te quedan x días gratis. Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Te quedan pocas horas gratis. Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Estás en tu periodo de prueba gratuita. Sigue disfrutando de ¡HOLA!+.

HOLA.com, tu revista en internet

Tu período de prueba gratuita en ¡HOLA!+ se ha activado con éxito

Disfruta de todo el contenido totalmente gratis durante 7 días.

Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Ya tienes una suscripción activa.

Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Aunque sea un personaje que se deje ver en actos sociales o photocalls, Pablo Motos no quiso perderse el estreno en Madrid del documental Laura Pausini. Un placer conocerte, que acaba de estrenar Amazon Prime Video. Allí tuvimos la oportunidad de hablar con el presentador sobre el éxito de El Hormiguero, programa que fue estrenado en 2006, así como de la polémica de su amigo Will Smith en los Oscar. En conversación con ¡HOLA!, Pablo también desveló el destino elegido para estas vacaciones de Semana Santa.

- Llama la atención lo musculado que te has puesto –aunque no se aprecie en la foto, en persona sí se notaba–.

- Gracias… Es un traje de silicona (ríe). Igual es que hoy voy muy ajustado (ríe).

- ¿Estás ya con la operación biquini?

- No, no. Yo entreno seis días por semana, tres horas.

- ¿Qué haces?

- Pesas, boxeo y yoga.

- ¿Qué planes tienes para Semana Santa?

- Me voy de viaje a Miami. He quedado con varios amigos. A ver qué pasa.

- ¿Vas por trabajo?

- Nada, nada. Voy a comer, a la playa y a ver los cocodrilos (ríe).

Pablo Motos©@pablomotos
Pablo Motos junto a su entrenador, Jorge Blanco.

- ¿Estás recuperado después de tu segundo contagio?

- Ya bien, bien. Los dos COVID que he tenido han sido muy suaves, gracias a Dios.

- Vaya racha de coronavirus que os ha tocado pasar en El Hormiguero

- No me hables, no me hables…

- El programa lleva meses siendo lo más visto del día. ¿Cómo lo vives, después de tantos años?

- Es un privilegio que lo tienes cuando lo tienes y que sabes que lo vas a tener poco tiempo. Me pongo muy contento cuando veo los datos y esta temporada está siendo muy, muy buena, pero sabes que mañana puede salir mal o puede venir otro programa que haga bajar tus datos. Pero yo ya no tengo la obsesión que tenía antes con las audiencias. La he perdido gracias a Dios.

- ¿Te googleas mucho?

- ¡Jamás! Bajo ningún concepto.

- ¿Hace cuánto que no lo haces?

- No me googleo desde que me lo recomendó alguien, que me dio un gran consejo. No recuerdo quién fue, pero me dijo: ‘No leas nada sobre ti y serás muchísimo más feliz’. Y lo hice y funciona como un tiro.

“Lo que pasó con Will Smith es una desgracia que le puede pasar a cualquier persona que se ponga nerviosa”

- ¿Y en redes también te contienes?

- No las miro. Créeme y mírame a los ojos, en mi vida he entrado en Twitter. Nunca. Ni una sola vez. Sé que hay gente muy agresiva conmigo y lo siento mucho, porque no nos conocemos. Igual si nos conociésemos no opinarían lo mismo. Pero no lo vivo mal porque no lo siento. Llevo una vida absolutamente normal. Las exigencias de lo que hago bien o mal me las da el minuto a minuto de la audiencia y mi equipo, que es muy duro. Pero de lo demás no miro nada.

- Si no googleas ni miras Twitter, ¿cómo sabes lo que opinan de ti?

- La mejor manera de saberlo es mirando la audiencia, que te lo dice minuto a minuto. La mejor forma de saber si te quieren o no es mirarla. No creo que alguien se ponga a ver la tele porque odia a una persona cada noche porque estarían enfermos. Luego, tengo un equipo de talibanes que no me perdona una. Y tenemos un sistema muy bestia para no cometer los errores que cometimos ayer. Aunque también te digo que me estoy haciendo mayor y empiezo a hacer ya lo que me da la gana.

- Hablando de Twitter, se armó mucho revuelo por una invitada, la argentina Justina Bustos, y sus transparencias. ¿Cuál fue tu reacción como entrevistador?

- Vi que iba transparente y, entonces, dije: Mírala a los ojos. Sería poco elegante por mi parte… Si ella quería llevarlo, ¡es su estilo! Pero a mí no me sorprendió. ¡A ver si superamos ya lo del pezón!

- Te queremos preguntar por Will Smith, con quien tienes una buena relación. ¿Le has mandado algún mensaje de apoyo?

- Es que no quiero hablar de lo que hago personalmente con él.

Pablo Motos©GTres
Pablo Motos©GTres
Pablo Motos junto a Will Smith, cuando visitó ‘El Hormiguero’ en 2009. El presentador mantiene una gran amistad con el actor.

- Pero, ¿cómo viviste el incidente y cómo crees que le ha afectado a él, que acaba de ingresar en una clínica?

- Lo que pasó es una desgracia que le puede pasar a cualquier persona que se ponga nerviosa. Ese tipo de reacciones son muy rápidas: metes la pata y has pegado la cagada de tu vida en el momento más inadecuado, delante del planeta entero… Eso es una desgracia, un error. Ya ha pedido perdón y se ha ido de la Academia de Cine . En mi opinión, el castigo ya está. La desproporcionalidad de que después te cancelen me parece horrorosa y creo que deberíamos hacer una sociedad que se parezca más a la realidad y menos al postureo de quedar bien con la gente para que no se enfaden. Porque la gente no es así.

- ¿Y que a Chris Rock lo estén contratando más, mientras están cancelando a Will Smith?

- Ya. Pero el otro tampoco tiene culpa. Es un cómico extraordinario que hace un humor incorrecto, un humor si quieres un poco machista, un poco pasado de vuelta… Pero es su manera de hacerlo. Fue una coincidencia de mala suerte. Lo único que deseo es que todo pase pronto y que pueda tener a Will en el programa, aunque me temo que va a pasar bastante tiempo antes de que pueda volver a hacer otro trabajo.

- ¿Cómo fue tu reacción al ver el incidente?

- Yo me quedé en shock. Creo que todos nos quedamos en shock. Yo me desperté y estaban hablando de tema en la radio… Y me hundí. Mi reacción fue de tristeza. Adoro a Will Smith, le quiero con locura y el programa le debe muchísimo a él. Cuando el programa no era importante, Will me ayudaba incluso a traer invitados de Hollywood. Will Smith es una persona extraordinaria.

- Y para criticarlo en Estados Unidos, se ha utilizado un vídeo precisamente de Will y Jada en El Hormiguero.

- ¡Hicimos una broma! Si tenemos que explicar ya lo que es una broma…

Pablo Motos©GTres
“Adoro a Will Smith, le quiero con locura y el programa le debe muchísimo a él”, nos dice el presentador.

- Pero se ha utilizado como recurso.

- Me da asco que se utilice ese recurso y que, con la única idea de fusilar a una persona, se vayan buscando vídeos del pasado para ver dónde te pillan con una cosa fuera de contexto. Es una broma donde nos estamos riendo los dos, porque estábamos haciendo bromas de todo el programa, y es de mal gusto y mala educación usar eso como si fuese en serio.

- ¿Has notado que el humor tiene una línea cada vez más fina e, incluso a ti, se te tacha luego de machista por hacer algunas bromas?

- Sí, cada vez tenemos la piel más fina y cada vez los medios de comunicación se parecen menos a la realidad, lo cual dice muy poco de los medios de comunicación. Deberíamos de reflexionar sobre esto, que las bromas que haces de forma relajada tengan que ser en un bar, con amigos, para que luego no te critiquen de que has hecho algo horroroso. El humor se basa en lo incorrecto y el humor es lo que te salva cuando las cosas no tienen más remedio. Si algo va mal, lo único que te va a salvar es el humor, hacer un chiste. Entonces, creo que hay que respetarlo un poquito más y cuidarlo más. Y, sobre todo, a la gente que se enfada sólo porque quiere llamar la atención, hay que dejar de hacerle tanto caso.


Más sobre