Nacerá casi coincidiendo con su veinte aniversario de boda

EXCLUSIVA. Jesulín de Ubrique y María José Campanario, su noticia más inesperada y sorprendente: van a ser padres de nuevo

‘Estamos esperando un bebé’. ‘Tengo que reconocer que ha sido toda una sorpresa, pero estamos muy felices’. La pareja nos confirma esta información llegada a nuestra redacción por el cariño y años de amistad que la une a la revista ¡HOLA! sin recibir contraprestación económica alguna

Jesulín de Ubrique y María José Campanario

Te quedan x días gratis. Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Te quedan pocas horas gratis. Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Estás en tu periodo de prueba gratuita. Sigue disfrutando de ¡HOLA!+.

HOLA.com, tu revista en internet

Tu período de prueba gratuita en ¡HOLA!+ se ha activado con éxito

Disfruta de todo el contenido totalmente gratis durante 7 días.

Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Ya tienes una suscripción activa.

Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

En estos últimos años locos, llenos estupor y sorpresa, en los que la vida ya no es como antes ni como creíamos que iba a ser, en la que todos hemos aprendido a improvisar y la mágica palabra de la resilencia, en los que la ciencia ficción convive con nuestro día a día con confinamientos, Filomenas o volcanes en erupción… En este mundo en el que creíamos que ya nada nos podía sorprender, llegan Jesús Janeiro y María José Campanario para darnos un bombazo de final de año. “Sí, estamos esperando un bebé”, nos confirman la pareja al otro lado del teléfono cuando les llamamos para comprobar una información llegada a nuestra redacción. Es de justicia decir que responden a esta pregunta tan solo por el cariño mutuo que une a esta pareja y a ¡HOLA!, y por la amistad fraguada a lo largo de los años. Y debe ir en este caso por delante que la pareja no ha recibido contraprestación económica alguna por esta noticia ni las declaraciones que nos concedieron en una amigable charla a continuación.

Portada ¡HOLA! 4037©Hola
Jesulín de Ubrique y María José Campanario©Andrea Savini
“Yo llevaba tiempo muy sensible. Muy sensible a los olores, pero, claro, no me lo podía imaginar… Cuando ya iban pasando los días empecé a sospecharlo. Casi me caigo al suelo cuando vi el positivo” nos dice María José de la noticia de su embarazo, que ha llegado de manera inesperada y es ‘una bendición’.
“Cumplo tres meses estos días, y nos han dicho que todo va bien, por eso ya puedo decirlo. Ya me han hecho las primeras ecografías y estamos tranquilos”

Una bendición

¿De nuevo papás? Insistimos, sin podernos creer del todo la primera respuesta. “Sí, la familia crece y vamos a ser padres de nuevo”. Después de esa rotunda frase se soltaron los dos con una carcajada de felicidad al tiempo; una carcajada de alegría total, de no creerse ni sus propias palabras, de lanzarse a la montaña rusa de la vida y de nerviosismo e inesperada felicidad. Y decimos de inesperada felicidad porque tanto María José como Jesús están viviendo un momento muy difícil por su hija Julia y la demanda que tiene puesta por agresión. Ese tema no lo quieren tocar, está en manos de la Justicia, y lo cierto es que este tampoco es el momento… Toca celebrar y hablar de las sorpresas que te da la vida cuando menos te lo esperas.

Jesulín de Ubrique y María José Campanario©Andrea Savini
Jesulín de Ubrique y María José Campanario©Andrea Savini
La odolotóloga y Jesulín de Ubrique celebrarán veinte años de matrimonio con el nacimiento de su tercer hijo en común, previsto para casi las mismas fechas.
“Quién me iba a decir a mí que iba a volver a ser padre con mi Andrea de 22; mi Julia de 18, y mi chico de 14. Y yo con 48 que cumplo el próximo 9 de enero. ¡Ozú para eso no te prepara nadie!”

“Sí, sí… totalmente inesperado pero una bendición. Yo llevaba tiempo muy sensible. Muy sensible a los olores, pero, claro, no me lo podía imaginar… Cuando ya iban pasando los días empecé a sospecharlo pero aún dejé pasar unos días para hacerme la prueba. Casi me caigo al suelo cuando vi el positivo”, nos cuenta María José mientras Jesús añade con toda su gracia: “A ver, que uno sabe lo que hace y lo que puede pasar, pero, sí, ha sido una gran y maravillosa sorpresa. Quien me iba a decir a mí que iba a volver a ser padre con mi Andrea de 22; mi Julia de 18, y mi chico de 14... y yo con 48 que cumplo el próximo 9 de enero. Ozú para eso no te prepara nadie...”, nos dice con toda su gracia andaluza.

Jesulín de Ubrique y María José Campanario©Andrea Savini
“Mis chicos felices con la noticia, tanto Julia como el niño. Si vieraís la hartá a llorar que se pegó julia cuando se lo dijimos”, comenta el diestro, que se convertirá en padre por cuarta vez a los cuarenta y ocho años.
“Me hace mucha ilusión porque va a llegar dos semanas antes de nuestro 20 aniversario de boda. Todo lo que ha pasado en nuestras vidas y nosotros seguimos unidos”, comenta Jesús

“Estamos súper felices; muy, muy contentos. Los tres meses los cumplo estos días, y nos han dicho que todo va bien, por eso ya puedo decirlo. Ya me han hecho las primeras ecografías y estamos tranquilos”, nos dice la futura de mamá, que evidentemente también reconoce que es un “momento complicado por el tema de Julia... yo cuando me quedé embarazada todo estaba bien”.

Jesulín de Ubrique y María José Campanario©Hola
Jesulín de Ubrique y María José Campanario©Hola
Las portadas de ¡HOLA! el día de la boda de la pareja, que tuvo lugar el 27 de julio de 2002, y presentado a su hija Julia, en 2003.
“No sé muy bien cómo me afectará con el embarazo –dice María José sobre la fibromialgia que padece- de momento estoy bien. Es cierto, que estoy muy cansada, más de lo habitual, pero por ahora bien”

Fuerte y unida

Durante estos años lo habíamos pensado mucha veces pero por unas cosas o por otras no llegó… Y ahora, que es cuando menos lo esperábamos, a su casa viene”, nos dice Jesús, y añade: “Me hace mucha ilusión porque va a llegar dos semanas antes de nuestro 20 aniversario de boda. Todo lo que ha pasado en nuestras vidas y nosotros seguimos unidos”, nos cuenta el torero. Se casaron el 27 de julio de 2002 y lo cierto es que tenían todo en contra. No les gusta hablar de ello pero han tenido que aguantar casi de todo. Sin embargo, ellos han preferido mantenerse lejos de batallas públicas y defenderse mediante la vía legal. Lo que es evidente es que la pareja está mejor que nunca: fuerte y unida.

Jesulín de Ubrique y María José Campanario©Andrea Savini
Sobre estas líneas, el matrimonio en una imagen de archivo con sus hijos Julia y Jesús de niños.
“Durante estos años lo habíamos pensado mucha veces pero por unas cosas o por otras no llegó… y ahora, que es cuando menos lo esperábamos…viene”, confiesa el torero

Es María José la que nos cuenta cómo al torero se le llenaron los ojos de lágrimas de emoción cuando le contó la noticia. “Yo creo que no se lo podía creer… Pensaba que estaba de broma… Y cuando ya se dio cuenta de que iba en serio, se le llenaron los ojos de lágrimas”. “Mis chicos felices con la noticia, tanto Julia como el niño. Si vieras la hartá a llorar que se pegó Julia cuando se lo dijimos”, añade Jesús.

“Yo creo que no se lo podía creer… pensaba que estaba de broma… y cuando ya se dio cuenta de que iba en serio, se le llenaron los ojos de lágrimas”, asegura María José sobre el momento en que le contó la noticia a su marido

A las antiguas andadas

María José, de 43 años, padece desde hace años fuertes ataques de fibromialgia, una enfermedad por cuyos intensos dolores ha tenido que estar ingresada en muchas ocasiones para que le puedan administrar la medicación necesaria. Para ella ha sido un camino duro la lucha contra la enfermedad y aprender a vivir con ella. “No sé muy bien cómo me afectará con el embarazo. De momento estoy bien. Es cierto, que estoy muy cansada, más de lo habitual, pero por ahora bien. También soy consciente de que cuando nazca el bebé no será como las otras veces. Ni tengo la misma edad ni la misma salud”, nos dice la odontóloga, que reconoce también que ya se le empieza a notar la tripita: “Sí, un poco se me nota ya”.

¿Qué si me asusta volver a ser padre? Para nada. Me gusta serlo también en un momento en el que lo voy a vivir de otra manera. Así que no me asusta volver a la casilla cero ¡y tampoco soy un viejo!

“No me importa nada si es niño o niña, en estos momentos de la vida lo único que quiero es que venga bien, que esté sano o sana y que todo vaya bien”, nos cuenta María José mientras Jesús añade: “Yo no quiero saber si es niño o niña. Esta vez he pedido que no me lo digan. Me hace ilusión enterarme una vez que ya esté con nosotros”.

Jesulín de Ubrique y María José Campanario©GTres
Jesulín de Ubrique y María José Campanario©@julsjaneiro/GTres
Iquierda, Julia, que acualmente tiene dieciocho años y Andrea, de veintidós. Arriba, Julia y Jesús al lado con su hermana Andrea, nacida de la relación del torero con Belén Esteban.
“No quiero saber si es niño o niña. Esta vez he pedido que no me lo digan. Me hace ilusión enterarme una vez que ya esté con nosotros” asegura el diestro

“Hoy mismo –continúa– he estado mirando donde tenía guardadas las cosas de sus hermanos. La cunita y esas cosas y ya me voy haciendo a la idea. Hay cosas que no quise regalar porque me parecía un tema muy sentimental. Recuerdos muy bonitos... Y, ahora, que dejan de ser recuerdos y vuelven a nuestra vida”. ¿Qué si me asusta volver a ser padre? No me asusta para nada. Me gusta también ser padre en este momento en el que no tengo que viajar tanto, en el que lo voy a vivir de otra manera. Pero a mí nunca me ha asustado un pañal, ni ahora ni antes. No me asusta volver a la casilla y cero y, oye, que tampoco soy un viejo”, nos dice entre risas.

Ahora toca cuidar mucho a María José. Y a volver a las andadas: “A las antiguas andadas”.

Jesulín de Ubrique y María José Campanario©Andrea Savini
“Soy consciente de que cuando nazca el bebé no será como las otras veces. ni tengo la misma edad ni la misma salud”, asegura María José, de cuarenta y tres años.