Bertín Osborne, confesiones de toda una vida: el amor, su separación de Fabiola, sus hijos y sus sorprendentes secretos

El cantante nos presenta ‘40 años son pocos’, el álbum con el que celebra sus cuatro décadas de carrera discográfica

Bertín Osborne memorias HOLA4032

Te quedan x días gratis. Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Te quedan pocas horas gratis. Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Estás en tu periodo de prueba gratuita. Sigue disfrutando de ¡HOLA!+.

HOLA.com, tu revista en internet

Tu período de prueba gratuita en ¡HOLA!+ se ha activado con éxito

Disfruta de todo el contenido totalmente gratis durante 7 días.

Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Ya tienes una suscripción activa.

Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Pocos artistas pueden presumir de una trayectoria musical tan dilatada como la de Bertín Osborne. A sus casi sesenta y siete años, el cantante sigue en plena forma después de cuatro décadas de exitosa carrera discográfica. Por eso, el artista lo celebra ahora con la publicación de 40 años son pocos, un álbum compuesto por diez nuevas canciones. Entre ellas, una colaboración muy especial: la de Carlos, el menor de los dos hijos que tuvo con Fabiola Martínez y que es el único que parece seguir sus pasos. El joven, que cumple trece años este mes, debuta en la música y pone voz a los coros del tema Ya no somos dinosaurios.

Portada HOLA 4032©Hola

En este disco, Bertín sigue sacando su vena más romántica, y eso que, el pasado enero, anunció su separación de Fabiola, tras veinte años de historia de amor. Este inesperado desenlace tampoco ha cambiado el singular humor de Bertín. Y es que, pase lo que pase, y como viene demostrando desde hace cuatro décadas, la música nunca debe parar.

—¿Cuarenta años son pocos?

—Me han parecido pocos. Parecen muchos, pero se me han pasado muy rápido. Y mientras siga divirtiéndome, voy a seguir.

—¿Qué se te pasa por la cabeza cuando piensas en estos cuarenta años en la música?

—Nunca hubiera pensado que iba a durar tantos años. Estoy aquí porque he sabido reinventarme muchas veces. Después de cuarenta años en primera línea, porque sigo estando en primera línea, debo estar un poco orgulloso. Si un tío está cuarenta años en un banco es porque el tío tiene que ser bueno, ¿no? Cuarenta años en una profesión, sea la que sea, es muy complicado.

“Fabiola y yo todavía no hemos firmado el divorcio”

—En este disco, hay una colaboración con tu hijo Carlos.

—Fue idea de David Santisteban, que es el productor del disco. Fue quien llamó a Fabiola, porque su mujer y ella son muy amigas, para comentarle por qué no cantaba Carlos en un tema. Después de la grabación, David me llamó para decirme que Carlos lo había hecho del tirón y que había estado fenomenal.

—¿Ves a tu hijo con futuro en la música?

—(Ríe). Toca el piano estupendamente, pero yo lo que quiero es que estudie.

—¿Cómo reaccionaron tus padres cuando dejaste la carrera de Ingeniería de Agrónomos y terminaste dedicándote a la música?

—Empecé a cantar de aficionado y dejé la bodega para cantar. La carrera la dejé en tercero para trabajar. No quería depender de mis padres, sino vivir mi vida, a mi manera.

Bertín Osborne disco HOLA 4032©Mario Sierra

—Y cuando decidiste ser cantante, ¿qué te dijeron?

—(Piensa y se ríe). Mi padre estaba resignadísimo, después de las broncas que habíamos tenido. Es más, él fue quien llamó a Toni Caravaca.

—Entonces, tu padre fue el primero que confió en ti.

—Sí. Se encontró a Toni Caravaca y, como la madre de la Pantoja, el pobre le dijo: “Tengo un hijo que canta. Creo que bien”. Ahí empecé con Toni. Y mi madre… (sonríe). Le encantaba todo lo que yo hacía.

Su relación con Julio Iglesias

—Tu siguiente manager, Alfredo Fraile, decía que serías el siguiente Julio Iglesias. 

—(Ríe). Él me dijo exactamente: “He trabajado dieciocho años con Julio Iglesias, sé cómo hacerlo en Estados Unidos. Tú cantas inglés mejor que español y yo lo puedo hacer contigo”. Entonces, me fui con él a Los Ángeles. Yo lo tenía todo en la mano y podía haberlo hecho, pero me tenía que haber quedado allí y renunciado a mi vida personal. Era una elección. Julio lo hizo y el tío ha hecho la carrera musical más impresionante en este país, pero no quería renunciar a Andalucía, a mi familia, a mis amigos, a mis costumbres… Entonces, le dije a Alfredo: “Te lo agradezco un huevo, pero esto no es lo mío”.

—Las comparaciones suelen provocar fricciones. ¿Cómo es tu relación con Julio Iglesias?

Con Julito me llevo fenomenal. Le quiero muchísimo y le respeto una barbaridad. Para mí, es el referente de la música española, como el enorme profesional que es. Sé que Julio me tiene mucho cariño y yo a él, muchísimo. Nuestra relación siempre ha sido buena, a pesar de que nos han querido enfrentar en algunos países, como en Italia, diciendo yo le iba a quitar el sitio. Siempre decía que no le iba a quitar el sitio a Julio y que, además, no se lo podía quitar nadie. Se lo ha ganado él, trabajando como un descosido, con toda mi admiración.

Bertín Osborne disco HOLA 4032©Mario Sierra
Bertín lanzó su primer disco, ‘Amor Mediterráneo’, en 1981. “En estos cuarenta años, hay muchas canciones especiales”, apunta a ¡HOLA! “Que me haya sentido identificado, varias. Todas mías, evidentemente, porque las he escrito yo”, explica el cantante, aunque añade sobre su nuevo ‘single’: “’Dos besos y medio’ me mata cada vez que lo oigo”.

—En estos cuarenta años, habrás cantado para personalidades de lo más dispares. 

—Para muchísima gente y en circunstancias más surrealistas. Por ejemplo, estuve en la cama de un hotel de París con un amigo mío tocando la guitarra para Ira de Fürstenberg. Luego, he tenido otras más complicadas.

—¿Como cuáles?

—En América, sin saber dónde iba y que resultó la fiesta de algún capo importante.

—Cuando quieres enamorar, ¿cantas tus propias canciones a la pretendienta?

—(Ríe). Jamás. Nunca lo he hecho. Ni al principio. Me da mucha vergüenza, mucho pudor.

“El tiempo dirá, pero ni ella ni yo pensamos en una segunda oportunidad. De momento, estamos fenomenal como estamos”

—Es que hay artistas que sí.

—Seguro. Yo conozco algunos (ríe), pero yo no.

—¿Y escuchas tu propia música en casa?

—Algunos discos, sí. Este lo estoy escuchando bastante. Dos besos y medio —su nuevo single— me mata cada vez que la oigo.

—Antes hablábamos de Julio Iglesias, de quien se ha dicho que ha estado con miles de mujeres. 

—(Echa una carcajada). Julio Iglesias nunca ha dicho eso, lo han dicho de él. Igual que lo han dicho de mí, pero es folclore popular.

—¿Tú las has contado?

—No.

—Ni tienes una libreta.

—Ni tengo una libreta ni las he contado ni nada de nada. Me parece de ser muy poco señor.

Bertín Osborne memorias HOLA4032©Mario Sierra
“No intento buscar pareja, porque no tengo ningún interés”.

“Trabajo más que con treinta años”

—¿En qué momento te encuentras ahora?

Desbordado de trabajo. El otro día le decía a mi hija Eugenia que estoy trabajando ahora más que con treinta años, cosa que, a veces, me cansa. Tengo algunos proyectos funcionando; otros, inminentes en televisión, y voy a empezar con los ensayos de la gira. Hasta octubre del año que viene, lo tengo lleno de trabajo.

—Afortunadamente, has podido recargar pilas durante estos meses de pandemia. 

Me pilló en el campo y pasé dos meses allí, saliendo con los perros a dar paseos. Para mí, han sido los dos meses más maravillosos, a pesar de que la tragedia ha sido bestial.

—Hace tiempo que querías vender tu finca sevillana. Supongo que, durante la pandemia, la has valorado más que nunca. 

—No solo no la he vendido, sino que la he aumentado. La he ampliado.

—Entonces, no quieres venderla.

—No. De momento, no hay ninguna intención.

Bertín Osborne disco HOLA 4032©Mario Sierra
Un posado del cantante.

—¿Has contraído el coronavirus?

—No. Increíblemente, lo tuvo Kike y, recientemente, mi hija Alejandra.

—Estos meses también han sido un aprendizaje personal, por tu separación de Fabiola. 

—Nuestra relación es estupenda y nos queremos muchísimo los dos. Ahora nos vemos con un cariño especial y los niños no notan diferencia, porque vengo a Madrid dos veces a la semana como mínimo. Nos vemos en su casa y ha cambiado muy poco de cómo era antes. Lo único es que ahora me voy a las nueve o nueve y media, mientras que antes me echaba en la habitación. Luego, nos vemos por FaceTime, que ya he aprendido (ríe).

—¿Ya habéis firmado el divorcio Fabiola y tú?

—Todavía no.

—¿Queda mucho?

—No sé… No.

Una nueva vida sin Fabiola

—Recientemente, confesabas sentirte solo.

—Claro, porque estaba solo. Vivo en una casa enorme, con una finca muy grande. Al atardecer, si no tienes plan para salir… Pero ya no. Ahora me pongo con mis libros, escucho música, me tomo mi copita… Ya tengo mis horarios y eso me ha ayudado mucho a sentirme bien.

—También hablabas de segundas oportunidades. ¿Puede haberla con Fabiola?

—El tiempo dirá, pero ni ella lo piensa ni yo. De momento, estamos fenomenal como estamos.

—¿Te has llegado a arrepentir de tu separación?

—No, no. La convivencia es muy complicada y cada uno somos de nuestro padre y nuestra madre. Pienso que fue la mejor decisión que tomamos y lo que debíamos hacer en ese momento. Yo no me he arrepentido y ella creo que tampoco. Lo que pase o no en el futuro eso lo sabrá el futuro. En este momento, nosotros estamos bien. Kike lo nota, porque ahora siempre tiene una sonrisa de felicidad.

“Ni siquiera pienso en eso. Hasta picotear me aburre. He cambiado muchísimo”

—¿La convivencia ha sido la causa de vuestra separación?

—No me apetece volver a hablar de eso.

—Pese a todo, Fabiola y tú habéis dado una lección ejemplar: que una expareja se puede llevar bien.

—Bien no, fenomenal.

—Y eso que os han querido enfrentar. Hasta te sacaron un hijo secreto.

—Eso es una gilipollez de algún imbécil o tarada. Hasta la propia protagonista tuvo que entrar en Sálvame para decir que era todo mentira. Me dio una vergüenza, porque es amiga de mis sobrinos. Lamentable.

—¿Te apetece encontrar pareja?

—Nada.

—¿Prefieres picotear?

—No. Ni siquiera pienso en eso. Hasta picotear me aburre. Lo juro. He cambiado muchísimo.

Bertín Osborne©Gtresonline/ Javier Alonso
A la izquierda, acompañando a su hija Claudia, la menor de las tres, que tuvo con Sandra Domecq, en el día de su boda con José Entrecanales. La ceremonia tuvo lugar el pasado 2 de octubre, en Jerez de la Frontera (Cádiz). Al lado, Bertín, en la presentación de ‘40 años son pocos’.

—Habrá quien diga: “Con lo que tú has sido”.

—Sí, sí. Pero me aburre muchísimo.

—¿Te cuesta ligar?

—Es que no lo hago. Ni lo intento. No tengo ningún interés.

—¿Y si Fabiola encuentra pareja?

—Seguramente, me lo contará y lo comentaremos. Si se siente bien, me parecerá fenomenal.

—Y eso no alterará vuestra relación. 

—Para nada. Tampoco se alteró la relación con Sandra cuando se casó por segunda vez. Vamos, me llamó para decirme que se iba a casar y para preguntarme si se separaba o no, pero le dije que no lo hiciera. Con Fabiola estoy convencido de que va a pasar lo mismo que con Sandra.

Su hija Eugenia, ‘jorobada’

—Hace unas semanas, hablamos con tu hija Eugenia y cree que no volverás a tener pareja. 

—Puede que tenga razón.

—¿Te has cortado la coleta?

—Últimamente, Eugenia pasa mucho tiempo conmigo y sabe que tengo cero interés.

—Ella también se ha separado. ¿Cómo la encuentras?

—Pues jorobada, como es normal.

—¿Te sorprendió este desenlace?

—Muchísimo, porque adoro a mi exyerno y sobrino. Le echo mucho de menos, aunque le veo bastante cuando voy a tomar algo.

“Cuando Fabiola encuentre pareja, seguramente me lo contará. Si ella se siente bien, me parecerá fenomenal”

—Quien está enamorada es tu hija Claudia. 

Se ha casado con un tipazo. También los otros yernos eran tipazos, ¿eh? Desde Kiko —exmarido de su hija Alejandra— a Juanma —ex de Eugenia—. Por ese motivo, espero que el matrimonio vaya fenomenal. También son parientes, también son primos. Lejanos, pero tampoco tan lejanos.

—¿Qué destacas de José Entrecanales, el marido de Claudia?

—Me parece un tío muy inteligente, muy responsable y muy trabajador.

—Por todos es conocida tu amistad con don Juan Carlos. ¿Cómo le encuentras?

—Pues le encuentro bien y deseando volver. Ojalá vuelva pronto.

—¿Cuánto hablasteis por última vez?

—Hace veinte o veinticinco días.

Bertín Osborne disco HOLA 4032©Javier Alonso
Bertín, antes de ser entrevistado por ¡HOLA!

Sin interés en saltar a la política

—Háblanos de tus nuevos proyectos profesionales.

—Voy a seguir con el que estoy haciendo, que va fenomenal, tanto en Canal Sur como en Telemadrid. Luego, tengo otro proyecto para Telecinco, que se cerró ayer por la noche y empezamos a grabar ya. Soy freelance, pero soy amigo de mis amigos y, sobre todo, soy amigo de Vasile.

—Que no te suene mal, pero ¿alguna vez te has planteado jubilarte?

—No. Bueno, me lo planteé justo antes de la pandemia, pero me di cuenta de lo que me divierto. Los conciertos que he hecho después los he disfrutado como nadie. ¡Cómo me voy a retirar! ¡Si yo me divierto muchísimo!

“Hablo con don Juan Carlos y está bien, deseando volver. Ojalá vuelva pronto”

—¿Qué no has hecho hasta el momento que te gustaría hacer?

—He hecho todo lo que he querido hacer. Me gustaría plantar cinco millones de árboles. He plantado quinientos y pico, pero me gustaría plantar cinco millones.

—¿Y lo de saltar a la política?

—Todos los años me lo proponen y siempre digo que no. No tengo ningún interés.