Los inesperados invitados, el fotógrafo... Últimos detalles del bautizo de Charlotte de Cambridge

por hola.com

Los Duques de Cambridge tienen un antojo tras su segunda paternidad: saludar y agradecer tantas y tantas muestras de cariño desde el nacimiento de su pequeña. Por eso han invitado, además de la familia, a todo aquel que quiera celebrar con ellos el Bautizo Real de la princesa Charlotte de Cambridge este próximo domingo 5 de julio. La pareja real ha pedido que se habilite en las inmediaciones de la Iglesia St. Mary Magdalen de Sandringham, la misma en la que fue bautizada la princesa Diana en agosto de 1961, un recinto abierto al público para que puedan presenciar a la pequeña gran protagonista antes y después del servicio.

VER GALERÍA

Los invitados inesperados podrán saludar a los oficiales. Los bisabuelos de la niña, la reina Isabel y su marido, el príncipe Felipe, y los abuelos paternos, el príncipe Carlos y la duquesa de Cornualles, han anunciado su asistencia al Bautizo Real junto con el príncipe George y los padres de la duquesa de Cambridge, Michael y Carole Middleton. Se cree que la fecha del bautizo fue elegida expresamente antes de las vacaciones de verano de la soberana inglesa en Balmoral como todos los años. Otros miembros de la Familia Real británica no han confirmado su presencia en el servicio pero se espera igualmente que acudan a la iglesia de Sandringham como es el caso de los hermanos Middleton, Pippa y James. Notable será en cambio la ausencia del príncipe Harry, que se perderá el bautizo debido a su viaje de tres meses a África para trabajar en proyectos de conservación.

Se espera que se una a la Familia Real británica en este día tan señalado la niñera del príncipe George, María Teresa Turrion Borrello. La nanny española ha formado un fuerte vínculo con los Cambridge en los últimos dos años, hasta el punto de hacerse cargo de comprar la primera puesta de ropa que la princesa Charlotte luciría, tal y como reveló en su día HOLA.com, para su primera aparición pública y sus primeros retratos oficiales con su hermano mayor.

Aún no ha sido revelado quiénes ejercerán como padrinos de la princesa Charlotte, que nació el pasado 2 de mayo. Se ha especulado mucho acerca de quién tendrá el honor: Pippa Middleton, la princesa Beatriz y su hermana, la princesa Eugenia, figuran entre las posibles madrinas, mientras que el príncipe Harry y el primo del príncipe Guillermo, Peter Phillips, apuntan como posibles padrinos para la princesa Charlotte, pero los nombres de los elegidos no se harán públicos hasta que un día o dos antes de la ceremonia, que será oficiada por el Arzobispo de Canterbury, Justin Welby.

VER GALERÍA

La princesa Charlotte será bautizada frente a un selecto grupo de familiares e invitados. Todos los ojos, incluida la experta lente de Mario Testino que ejercerá de fotógrafo oficial del bautizo, estarán puestos en ella y en los Duques de Cambridge en su primera aparición pública como una familia de cuatro miembros con su precioso bebé y el adorable príncipe George. Testino parecía la elección idónea: fue también el primero que captó el bautismo del príncipe George de Cambridge, fue el genio creativo de las fotos de compromiso de los Duques de Cambridge y ha trabajado con los miembros de la Familia Real británica incontables veces antes.

Mario Testino, de 60 años de edad, declaró tras anunciarse el nuevo encargo real que estaba "abrumado y honrado" de haber sido escogido, pero a nadie ha sorprendido que los Duques hayan solicitado a su fotógrafo de confianza su participación en este gran día para su pequeña. La víspera al anuncio Mario compartió en Twitter una foto antigua del príncipe Carlos con sus hijos, los príncipes Guillermo y Harry. Una imagen en blanco y negro en la que padre e hijos irradian felicidad. Mario, cuya clientela VIP incluye a Kate Moss, Julia Roberts, Madonna, Gisele Bündchen, Margaret Thatcher y un largo etcétera de personalidades, ha visto su obra en las portadas de infinidad de revistas. Sin embargo, el momento cumbre de su carrera le llegó en 1997, cuando la princesa Diana le eligió para que le fotografiara para Vanity Fair.


VER GALERÍA

La princesa Charlotte posará -todavía es pronto para sonreír a cámara- guapísima como es tradición con un traje especial. Se espera que lleve el mismo vestido de cristianar que en su día llevó su hermano mayor en su propio bautizo en 2013. La delicada creación de encaje es una réplica del que llevaron los hijos de la reina Victoria en 1841 y usado por un récord de 62 bebés, incluida la reina Isabel, el príncipe Carlos y el príncipe Guillermo.

Otra tradición que no faltará como no faltó en el bautizo de su hermano mayor será el lanzamiento de varias monedas conmemorativas de cinco libras para marcar la ocasión y que hunde sus raíces en la creencia de que cruzar las manos de un recién nacido con el metal precioso trae prosperidad y buena salud. Ya se ha dado a conocer el diseño -querubines tocando el arpa, rodeados de lirios y en el centro la inscripción: Para celebrar el bautizo de la princesa Charlotte Elizabeth Diana de Cambridge 2015-, aprobado por sus orgullosos padres los Duques de Cambridge, así como la reina Isabel y el Ministro de Hacienda. La moneda, disponible en plata, se hará en oro para la celebración. Se acerca el día... Y en HOLA.com seguiremos en directo el gran acontecimiento con las mejores fotos y toda la información.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie