Se prolonga la ausencia de Harald de Noruega en la vida pública tras ser operado

TIENE 84 AÑOS

Harald de Noruega prolonga su ausencia en la vida pública tras ser operado

El Rey del país nórdico fue intervenido 'con éxito' de una rodilla en enero

por Belén Nava M.

Estaba previsto que en estas últimas semanas de invierno Harald de Noruega retomara su actividad, pero la Casa Real del país escandinavo ha emitido un comunicado oficial informando de que el padre de los príncipes Haakon y Marta Luisa de Noruega estará ausente de sus compromisos oficiales hasta dentro de un mes. "La baja por enfermedad de Su Majestad el Rey se prorroga hasta el 11 de abril", comienza a decir este texto en el que explican que también que la evolución del Rey está siendo satisfactoria. "Está teniendo una buena recuperación y continúa el tratamiento y el entrenamiento después de la operación de los tendones de la rodilla", indican.

VER GALERÍA

-Noruega lamenta la muerte de Erling Lorentzen, el cuñado del rey Harald

-Marta Luisa de Noruega entra en el Libro Guinness de los récords

El rey de los noruegos, que cumplió 84 años el pasado 21 de febrero, pasó a finales de enero por el quirófano del Hospital de la Universidad de Oslo, el Rikshospitalet,  para ser operado de un tendón de la rodilla derecha en el que tenía una lesión que le producía dolor. La intervención fue un éxito tal y como indicaron fuentes oficiales y tras ser dado de alta, el marido de la reina Sonia de Noruega se recupera en el palacio de Kongsseteren (ubicada en Holmenkollen). En esta residencia en la que el matrimonio suele estar durante la temporada de invierno y también celebrar las fiestas navideñas en familia, Harald V está recibiendo un tratamiento de fisioterapia tal y como apuntaba Billedbladet

Desde esa operación, la Corona noruega ha ido ampliando las semanas de baja del Rey, que ha dado el relevo durante su ausencia de la vida pública a su hijo, el príncipe heredero Haakon. Así, en los próximos días seguirá ejerciendo como regente al reunirse con el Jefe de la Marina, recibiendo al Ministro de Relaciones Exteriores del país y al Jefe de la Guardia Nacional o celebrando una reunión ministerial en el Palacio Real. Entre todos los actos en los que acude en lugar de su padre destaca uno que tuvo lugar en octubre, cuando el monarca estaba ingresado por un problema cardiaco: la solemne apertura del Storting, el Parlamento de Noruega, un acto de la máxima relevancia institucional y que es la labor más destacada que la constitución noruega reserva al soberano. 

VER GALERÍA

Una etapa de altibajos

En la última etapa Harald ha tenido diferentes problemas de salud. Tres meses antes de ser operado de la rodilla le sustituyeron una válvula aórtica porque estaba experimentado dificultad respiratoria. Previamente, a finales de 2019, sufrió una infección vírica que encadenó con un episodio de vértigos. Pero dejando a un lado estos episodios, también ha vivido importantes momentos como la confirmación de su nieto Sverre Magnus, en septiembre de 2020 o su aniversario como Rey. En los primeros días de este año celebraba junto a su mujer, Sonia de Noruega, sus treinta años en el trono. Lo hacían con unas imágenes muy hogareñas en las que aparecían muy sonrientes sentados junto a la chimenea, donde pronunciaron un discurso para la nación. Además, al igual que otros representantes de las monarquías europeas, ambos recibían la vacuna contra el coronavirus al formar parte del grupo de riesgo por su edad.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie