mujer tocándose el pelo

Alopecia

Este revolucionario tratamiento capilar evita la caída del pelo

Recibe el nombre de PRP (Plasma Rico en Plaquetas) y se ha convertido en una buena alternativa en casos de caída del cabello, pues contribuye a darle una mayor densidad

por Pilar Hernán

Otoño y caída de cabello suelen ser problemas que van de la mano. Por eso, cada vez van surgiendo más alternativas de tratamiento que tratan de solventar este problema que afecta a ambos sexos, proporcionándole una mayor densidad o evitando su caída. Desde Hospital Capilar, destacan que uno de los tratamientos más revolucionarios y efectivos para este fin es el Plasma Rico en Plaquetas o PRP, cuyo principal objetivo es el de aumentar el grosor y la textura del pelo y, por ende, mejorar la salud capilar del mismo.

“El Plasma Rico en Plaquetas o PRP es un tratamiento muy útil para aumentar el tallo piloso que consiste en obtener de la sangre del paciente la fracción de plaquetas que, posteriormente, se administrarán en el cuero cabelludo en forma de microinyecciones superficiales de forma indolora. Entre las utilidades de esta técnica está la de mejorar y estimular a partir de los factores de crecimiento la vascularización, el fibroblasto y el propio folículo”, destaca el director médico de Hospital Capilar, Carlos Gómez, que nos explica que “el PRP es una fracción de nuestra propia sangre, es decir, nuestra sangre tiene diferentes componentes y lo que se hace es coger aquella donde se quedan las plaquetas para utilizarlas posteriormente”.

Lee también: Los mejores remedios caseros para recuperar el pelo tras el verano

¿Cuáles son sus beneficios?

“El beneficio que aporta es una mejora de la textura del cabello, ya que en los componentes encontramos estimuladores del folículo y de la circulación que mejoraran el aspecto final del pelo y el grosor del pelo”, nos explica. “Es una alternativa para el engrosamiento del cabello y un buen complemento para el tratamiento de la alopecia junto al farmacológico, que es el que consigue la estabilización de la misma”, cuenta. Y añade, además, otras ventajas:

  • Carece de reacciones adversas y no produce alergias. ¿El motivo? El propio procedimiento, que utiliza plaquetas que pertenecen al propio paciente. “Cada tratamiento cumple su función y en el caso del PRP su ventaja es que es algo del propio paciente, mucho más natural que cualquier otro tratamiento”, nos dice.
  • Además, consigue mejorar las cualidades tanto del cuero cabelludo como del propio cabello y prevenir su caída.
  • Es un procedimiento que estimula la formación de otros compuestos como el colágeno, la elastina y el ácido hilaurónico, aumentando la vascularización del folículo piloso y consiguiendo que el pelo esté más brillante y sano.

¿Indicado para todos?

Una de las dudas que puede surgir es si el Plasma Rico en Plaquetas o PRP está recomendado para todas las personas. “Se recomienda en aquellos casos donde encontramos un pelo debilitado y/o miniaturizado. También en patologías del cuero cabelludo que puedan beneficiarse de la bioestimulación cutánea”, explica el especialista, que añade, además, que puede aplicarse en personas de cualquier rango de edad y está indicado prácticamente en todos los tipos de alopecia como un complemento más en el tratamiento, “aunque ha demostrado ser especialmente eficaz para la alopecia areata femenina o bien en pacientes con alopecias androgenéticas masculinas. Sin embargo, no estaría indicado en casos puntuales donde se encuentre alguna afectación o infección previa”, recalcan desde Hospital Capilar.

Lee también: 'En diez años ya no habrá más calvos'

El procedimiento, paso a paso

“El tratamiento se inicia desde antes de llegar al centro, ya que precisamos una analítica previa para comprobar que todo está correcto. Si esto es así, el día del tratamiento lo primero que se hará es, en el propio centro, extraer la sangre del paciente y posteriormente someterla a unos procesos de centrifugado para obtener la fracción que posteriormente mediante dermoinfiltraciones se aplicará en cuero cabelludo”, matiza. 

Por otro lado, nos cuenta que el número de sesiones recomendadas para este tratamiento durante el primer año suelen ser 3 o 4, con una separación entre las mismas de entre 4 y 6 semanas. Los resultados, por su parte, serán progresivos y durarán entre 6 y 12 meses, dependiendo de la situación de cada paciente y de las características que presente cada cuero cabelludo. “Para lograr resultados óptimos, será conveniente que se aplique una sesión de mantenimiento cada año, en periodos de caída activa o si se aprecia un debilitamiento del cabello. Además, se puede utilizar como un buen complemento de otros tratamientos capilares como la finasterida o dutasterida”, dice. Muchos pacientes pueden preguntarse si es doloroso. “No podemos decir que sea totalmente indoloro, además, el dolor es algo muy subjetivo y en cada paciente es diferente. Sí es un proceso molesto, pero tolerable”, nos cuenta. Y por último, puntualizan que, tras someterse a este tratamiento, se podrá llevar una vida normal, aunque para evitar el riesgo de infección, los expertos recomiendan no realizar ejercicio físico, mojar el cuero cabelludo o masajear el área tratada durante las primeras 24 horas, ya que se pueden producir microlesiones al aplicar el Plasma Rico en Plaquetas o PRP.

Lee también: Calvicie y Covid-19: ¿qué relación existe entre ambas patologías?

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie