Empanada gallega de verduras
 / 
clock 01:15 | easyFácil | 6 COMENSALES

Empanada gallega de verduras

Dentro de una masa de empanada gallega podemos meter todo tipo de ingredientes para después hornear. Es perfecta para aprovechar sobras de otras preparaciones, hacer un sofrito y mezclarlo con ellas. La puedes comer tanto fría como caliente y la masa se elabora con harina de trigo o de maíz, incluso con una mezcla de ambas.

¡Gracias por votar! ¡Ya has votado!

Dentro de una masa de empanada gallega podemos meter todo tipo de ingredientes para después hornear. Es perfecta para aprovechar sobras de otras preparaciones, hacer un sofrito y mezclarlo con ellas. La puedes comer tanto fría como caliente y la masa se elabora con harina de trigo o de maíz, incluso con una mezcla de ambas.

Para la masa
  • 500 g de Harina de fuerza
  • 40 g de Levadura de panadería
  • 150 ml de Aceite de oliva virgen
  • 200 ml de Agua
  • Sal
Para el relleno
  • 3 ud de Cebolletas
  • 1 unidad de Calabacín
  • 1 unidad de Pimiento rojo
  • 1 unidad de Pimiento verde
  • 4 cs de Tomate frito
  • Aceite de oliva virgen
  • Sal
  • Huevo batido
  1. 1.

    Tamizamos la harina sobre un cuenco grande y añadimos el aceite, le levadura, el agua y sal.

  2. 2.

    Mezclamos bien y amasamos sobre una superficie plana durante unos quince minutos.

  3. 3.

    Formamos una bola, la depositamos en de nuevo en el bol, cubrimos con un trapo y esperamos 1 hora para que doble su volumen.

  4. 4.

    Lavamos, secamos y cortamos en daditos los pimientos y el calabacín.

  5. 5.

    Pelamos la cebolleta y la cortamos en dados del mismo tamaño.

  6. 6.

    Echamos aceite en una sartén y rehogamos la cebolla; a los 5 minutos agregamos los pimientos y pochamos durante 5 minutos.

  7. 7.

    Incorporamos el calabacín, sazonamos con sal y cocinamos durante otros 5 minutos más.


  8. 8.

    Retiramos un poco del aceite y añadimos el tomate frito.

  9. 9.

    Damos unas vueltas y reservamos.

  10. 10.

    Precalentamos el horno a 200ºC.

  11. 11.

    Dividimos la masa en 2 partes, estiramos con la ayuda de un rodillo y cubrimos una fuente refractaria redonda con un poco de aceite o papel vegetal.

  12. 12.

    Colocamos una porción de la masa en el fondo del molde y añadimos las verduras pochadas.

  13. 13.

    Cubrimos con el otro trozo de masa cerrando bien con pliegues y aprovechando los restos para hacer alguna decoración.

  14. 14.

    Pintamos con el huevo batido y horneamos alrededor de 40 minutos.

  15. 15.

    Sacamos con cuidado del horno y servimos así después de unos minutos de reposo o dejamos que se enfríe del todo.

Este y muchos más trucos y recetas top, en tu mail cada semana si te suscribes a nuestra newsletter de COCINA aquí.