sarah-jessica-parker

Cuando Carrie Bradshaw se dejó canas: Sarah Jessica Parker se apunta a las mechas 'Grey Blending'

En el rodaje de la secuela de 'Sexo en Nueva York', la protagonista ha estrenado la nueva tendencia que camufla el pelo canoso

por Amaia León

Hollywood lo tiene claro: las canas sí son bellas. La tendencia que comenzó discretamente de la mano de Gwyneth Paltrow o Jennifer Aniston, se confirmó definitivamente en junio, cuando Andie MacDowell aparecía en la alfombra roja del Festival de Cannes con una melena rizadísima de color grisáceo. Ahora, la revolucionaria propuesta que aboga de forma clara por la naturalidad en el cabello llega a Nueva York, concretamente a And Just Like That, la secuela de Sex And The City. Su protagonista, Sarah Jessica Parker, ha sido fotografiada en el rodaje de la misma con la coloración ideal para ir pasando, paulatinamente, de pelo teñido a canoso, las mechas Grey Blending.

- Corte, color y reparación: lo que debes pedir en la peluquería antes de tus vacaciones

El esperadísimo regreso de Carrie Bradshaw a la pequeña pantaña tendrá que esperar, según parece, hasta el próximo año, sin embargo, los fans de Sexo en Nueva York ya han disfrutado de algunas píldoras de la nueva producción gracias a las fotos del rodaje, que arrancaba en junio y ha dejado instantáneas tan emocionantes como el reencuentro entre la escritoria y su eterno amor, Mr.Big. También han podido disfrutar de algunos looks que, quien se convirtiera en icono de estilo para toda una generación, llevará en el reboot. Pero uno de los detalles que más ha llamado la atención ha sido la melena con mechas ultrarubias de Sarah Jessica Parker en esta nueva parte de la historia. 

¿Uno, tres o seis meses? Qué mechas elegir según la frecuencia con la que vas a la peluquería

La actriz, de 56 años, se ha sumado al Grey Blending, las mechas clarísimas que los peluqueros recomiendan para realizar una transición progresiva y sutil entre el pelo teñido y las canas. Y su melena -un rasgo clave del look de su personaje- es un ejemplo ideal de cómo probar esta tendencia de forma favorecedora. Según nos explicaban las especialistas del salón Malavana, en Madrid, "la nueva técnica del Grey Blending combina balayage y highlight (mechas clásicas) consiguiendo que los grises se mezclen con el color base creando una transición de cabello mucho más natural". Así, pueden espaciarse las visitas a la peluquería -obligatorias cada pocas semanas en el caso de las mujeres que se tiñen las canas- o incluso ir dejando, poco a poco, el pelo completamente gris.

Para conseguir un Grey Blending perfecto, cuando la base es clara se recurre a mechas rubias repartidas por la melena de forma estratégica: más gruesas en medios y puntas, más finas en la raíz, donde nacen las canas.  Sarah Jessica Parker -quien en la serie original llevaba el pelo en un tono más dorado- ha aprovechado además para enmarcar su rostro con dos mechones todavía más rubios, casi platino en su caso, una tendencia conocida como face framing o chunky highlights que ya han llevado actrices españolas como Blanca Suárez o Ester Expósito. De esta forma, consigue darle más luz a su cara y establecer alrededor de esta un marco tan claro que las canas posteriores se camuflan y pasan más desapercibidas.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie