Loading the player...

Ganar peso y tonificar: los objetivos del entrenamiento de Alejandra Rubio

Hablamos con su entrenador personal, Alex Ghita, sobre las rutinas que ha diseñado para ella

Desde hace varios meses,  Alejandra Rubio se está tomando muy en serio sus entrenamientos. La hija de Terelu Campos, de 21 años, realiza diferentes rutinas diseñadas por su entrenador personal, Alex Ghita, quien nos ha contado cómo está consiguiendo los objetivos que quiere lograr Alejandra, que son ganar peso y tonificar. Así lo ha contado ella misma en sus redes sociales, donde semana tras semana comparte vídeos de los ejercicios que realiza para estar en forma. El preparador físico, que también trabaja habitualmente con otros rostros conocidos como Carla Barber o Desiré Cordero, asegura que ya han empezado a ver resultados y ha mejorado no solo en lo que tiene que ver con la estética sino también con su salud. “Llegó con dolores de lumbares y cervicales, y lo tenemos ya controlado. Su calidad de vida se ha visto mejorada en ese aspecto”, explica.

Alejandra Rubio posa espectacular©andresgarlujan

- ¿Cuánto tiempo llevas trabajando con Alejandra Rubio?

Llevamos unos cuantos meses con una frecuencia de uno a dos entrenos por semana.

- Dice que su objetivo es ganar peso y tonificar, ¿lo estáis consguiendo?

Estamos consiguiendo ver progreso sobre todo en la colocación del cuerpo en los ejercicios más fuerza a la hora de ejecutarlos y algunas zonas, como glúteos piernas y brazos, cogiendo algo de forma, pero como es lógico es un trabajo con un objetivo a medio/largo plazo.

- Al tener una constitución tan delgada, ¿crees que le va a costar?

Sí, pero se puede. Además, hay que ser consciente del punto de partida de cada persona y comparar los progresos con tu ‘yo’ de ayer y no con otras personas, porque sino allí empiezan las frustraciones y los abandonos.

- ¿Qué tipo de ejercicios soléis hacer?

Todo el trabajo es a través del método Aggoodlife, en el que la prioridad es la salud y después lo estético. La verdad que en eso estamos viendo un cambio radical, llegó con dolores de lumbares y cervicales y lo tenemos ya controlado. Su calidad de vida se ha visto mejorada en ese aspecto.

- ¿Le cuesta ir a entrenar?

Lo que me cuesta es conseguir que haga deberes en casa ella sola, pero cuando viene al estudio conmigo me tiene encantado con su compromiso y ganas de mejorarse en cada ejercicio. Cierto es que en ocasiones me toca ponerle algún castigo para enderezarla si veo que se relaja. No todos los días puedes estar al 100% pero si vienen conmigo saben que les pido eso y más. Después sale feliz y preguntando por su próxima clase.

- Además de deporte, ¿también ha cambiado su alimentación?

Lo que la digo es que coma equilibradamente y disfrute de la comida, pero tampoco se puede agobiar. Ella sabe que ahora hay que nutrir muy bien el cuerpo para poder ver unos resultados excelentes y se esta esforzando. Además, un detalle importante es que ella no toma nada de alcohol.

- Siempre nos enfocamos en la pérdida de peso, pero hay muchas mujeres a las que les gustaría tener más kilos y les cuesta. ¿Cómo deben enfocarlo?

En la mayoría de los casos las mujeres fallan debido a que evitan el trabajo de fuerza pensando que eso les hará parecer masculinas y es un error, ya que les hace costar mucho aumentar y ver sus cuerpo con más curvas. Se centran en entrenar solo los glúteos olvidando el resto de los grupos musculares del cuerpo que es un grave error si su objetivo es aumentar la masa muscular y ver un cuerpo mejor construido y sexy.

- Como entrenador, ¿qué consejo les darías?

Tomar menos alcohol o quitarlo por completo, si es posible entrenar con más frecuencia y menos tiempo. Por ejemplo, mejor seis días 30 minutos que dos días dos horas. Aprender a comer de manera equilibrada y, si no son capaces por ellas solas, buscar la ayuda de un profesional. Cuando digo comer de manera equilibrada ¡no es hacer dieta! Después darle caña al cuerpo y olvidarse de los mitos que circulan, nunca entrenando duro y comiendo equilibrado una mujer va perder su feminidad (a no ser que empiece a usar fármacos), pero, si hace todo de manera natural, se encontrará con su versión más sexy.

© ¡HOLA! Prohibida la reproducción total o parcial de este reportaje y sus fotografías, aun citando su procedencia.