El príncipe Harry muestra su lado más solidario antes de animar a Inglaterra en la final de rugby de Japón

El príncipe Harry muestra su lado más solidario antes de animar a Inglaterra en la final de rugby de Japón

El duque de Sussex ha visitado un centro de entrenamiento para personas con discapacidad

por hola.com

A pesar de que el Príncipe Harry y Meghan Markle han decidido tomarse un descanso de seis semanas en su ajetreada agenda después de unos meses muy intensos, el duque de Sussex no se podía perder la final de la copa del mundo de rugby que enfrentaba a Inglaterra y Sudáfrica y que, desgraciadamente para el Windsor, acabaó con la victoria de los segundos. Además de animar a su selección, también ha tenido tiempo para dedicarse a una de las causas en las que está más implicado como es la accesibilidad en el deporte, por lo que ha visitado un centro de entrenamiento cuyo objetivo es fomentar la inclusión y la igualdad de oportunidades para personas con discapacidad. 

Los duques de Sussex, las claves de su decisión de alejarse del foco mediático

La aparición sorpresa de Meghan Markle en un acto en medio de la polémica

VER GALERÍA

VER GALERÍA

Allí, ha charlado con el personal del centro y también con muchos de sus usuarios, que estaban encantados con tan ilustre visita. Harry no ha dudado en ponerse bajo los palos de la portería para tratar de batir a alguno de los experimentados jugadores que no se iban a dejar ganar facilmente. Tras la visita, el príncipe poso con los más jóvenes, que portaban banderas de Reino Unido en homenaje a su invitado, en una fotografía publicada en la cuenta oficial de los duques de Sussex.

El hijo de Carlos de Inglaterra también se ha reunido con algunos deportistas paralímpicos de rugby en silla de ruedas, levantamiento de peso y boccia. Para el duque de Sussex estas cuestiones son especialmente importantes ya que es el fundador de los Juegos Invictus, una iniciativa para tratar de rehabilitar, reinsertar o recuperarse de las heridas a través del deporte, dirigida a veteranos de guerra con secuelas tanto físicas como psicológicas.

VER GALERÍA

VER GALERÍA

Tras esta significativa visita, el príncipe Harry puso rumbo al estadio de Yokohama para disfrutar de la final del mundial de rugby en un lugar de excepción, junto al príncipe Akishino y su esposa Kiko, con los que se le vio conversando animadamente durante el partido. A pesar de los ánimos, el equipo del duque perdió ante una imbatible Sudáfrica. Aunque desde la distancia, Sarah Ferguson también quiso transmitir su apoyo a la selección inglesa con un mensaje que compartió con sus seguidores: "Buena suerte Inglaterra. Todo el país y te apoya y está orgulloso de lo que habéis logrado". También su hija Eugenia de York ha deseado la mejor de las suertes a su selección y se mostraba encantada de "animar a este increíble equipo". 

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie