Así es la nueva Carolina

por hola.com

Por su parte, la gran duquesa María Teresa de Luxemburgo manifestaba: "Como embajadores de buena voluntad de la UNESCO tenemos la posibilidad de defender los ideales en los que creemos, como el respeto al ser humano, los derechos humanos y la cultura de la paz, en varios ámbitos que están relacionados entre sí: cultura, educación y ciencia. En concreto, yo trabajo en la educación de las mujeres y niñas de todo el mundo y en el programa de microcréditos. Porque si la educación es importante, tenemos que dar a la gente la oportunidad de empezar y de ser autónoma en la vida".

A su vez, la princesa Firyal de Jordania se expresaba en estos términos: "Ser embajadora de buena voluntad de la UNESCO significa estar al servicio del mundo. Para mí, es un proceso de aprendizaje. Primero, me encargué del patrimonio de la Humanidad y de la investigación científica y, recientemente, me nombraron embajadora para promover la educación para todos, a todos los niveles, en hombres, mujeres y niños. Tenemos que mejorar el sistema escolar".

Por su parte, la actriz Claudia Cardinale definía su cometido como embajadora de buena voluntad de la UNESCO con estas palabras:"Intento ser la voz de las mujeres que no pueden hacerse oír. Y ahora también trato de cuidar la Tierra y de enseñar a los jóvenes a respetarla".

El diplomático y hombre de negocios árabe Sheikh Ghassan I, que es embajador de buena voluntad desde 1990, dijo: "Es un gran honor y un privilegio desempeñar este cargo, porque me da la oportunidad de preservar las causas humanitarias que defiende la UNESCO. En concreto, yo trabajo en la defensa de los países del Tercer Mundo, los más pobres del planeta."

El explorador español Kitín Muñoz, esposo de la princesa Kalina de Bulgaria, nos dijo:"Para mí, es un honor ser nombrado embajador de buena voluntad. Y una gran responsabilidad. Pongo todos mis esfuerzos en intentar promover el mensaje de esta gran organización, con la que estoy totalmente de acuerdo. Y me confieso especialmente preocupado por la pro- tección de nuestra herencia inmaterial y la causa de los pueblos aborígenes".

Finalmente, el cantante Jean-Michel Jarre confesaba:"Para mí, ser embajador de buena voluntad de la UNESCO significa involucrarme en la misión de promover los ideales de la organización, que es una de las pocas que piensa a largo plazo en un mundo que piensa… a plazo corto".

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie