lucia-barcena-vestido

Hablamos con Jorge Acuña, el diseñador más buscado tras la boda de Lucía Bárcena

Galicia une al modisto y a la 'influencer' que ha protagonizado una de las grandes bodas del verano

por Amaia León

La de Lucía Bárcena y Marco Juncadella ha sido una de las bodas con más impacto del año, tanto que una semana después de su celebración, siguen surgiendo nuevos detalles. La lista de invitados, repleta de aristócratas e influencers, tuvo mucho que ver en este éxito, pero también los elegantísimos vestidos que escogió la novia, dos diseños de Jorge Acuña. De hecho, anoche Lucía lanzaba una ronda de preguntas sobre el enlace y sus looks nupciales fueron los que generaron más interés entre sus seguidores. "Tenía claras algunas cosas como que quería cuello cisne, manga larga y velo... todo lo demás fue la magia de Jorge Acuña", explicaba sobre el trabajo del modisto gallego, sobre quien dice que, nada más conocerse, sintió "algo que no había sentido antes, una conexión especial". Y es que su relación se ha convertido en una verdadera amistad, tal y como nos cuenta el creador, quien nos ha revelado algunos detalles sobre los dos vestidos que creó para la influencer: un diseño  clásico para la iglesia que ella combinó con zapatos blancos de Valentino, y un vestido de baile que completó con sandalias plata de Aquazzura.

VER GALERÍA

Lucía Bárcena, una novia 'victoriana' con guiño a las divas del viejo Hollywood

¡HOLA!: Cuando Lucía te pidió que diseñaras sus vestidos de novia, ¿tenía claro el estilo que quería o se dejó guiar por ti?
JORGE ACUÑA: Ambas cosas. Cuando una novia viene a verme, me gusta hablar con ella sobre sus gustos, su estilo, sobre cómo concibe su boda y qué quiere proyectar. Los vestidos de novia deben representar a la novia el día de su boda para que se sientan plenamente cómodas. Mi trabajo es inspirarme en cada una de ellas para realizar sus diseños y dar forma a esas ideas abstractas.

¿Cuándo pruebas fueron necesarias para crear los dos looks?
Lucía y yo hemos entablado una gran amistad y nos vemos con mucha frecuencia, por lo que no podría contabilizar las veces que nos hemos visto.

VER GALERÍA

¿Cuál fue la inspiración de cada uno de los vestidos?
La inspiración fue la propia Lucía. En el primer vestido, en el contexto de la ceremonia nupcial en Galicia y en el caso de la otra pieza, en el de un baile de noche en el pazo.

El segundo diseño recuerda mucho al vestido de novia de Meghan Markle, ¿fue ese el referente?
Lo cierto es que no. Primero le propuse la idea de bordar las estrellas en cristales sobre un vestido con mucho vuelo en raso de seda y, tras probar varios escotes, el halter fue el elegido para la realización del diseño.

Ambos diseños cuentan con pedrería bordada, un detalle habitual en tus vestidos de novia. ¿Por qué te gusta?
Realizamos todos nuestros bordados a mano directamente sobre los vestidos, es un trabajo artesanal muy delicado y que requiere muchas horas. Pueden enriquecer y sofisticarlo un vestido, aunque siempre se conciben como parte del diseño cuando se realizan.

VER GALERÍA

- Las invitadas de Lucía Barcena: cuando los looks más virales los llevan las amigas de la novia

¿Qué vestidos de novia icónicos te inspiran?
La historia está repleta de vestidos de novia magníficos, como los brillantes diseños de Cristóbal Balenciaga.

¿Qué consideras más importante a la hora de diseñar un vestido de novia: que sea rompedor, su elegancia, que siente bien, la comodidad, que represente a la novia...?
Que sea una prolongación de cada novia, le favorezca por su naturalidad y pueda apreciarse la excelencia en su calidad.

¿Cómo es el proceso creativo de cada vestido de novia?
La primera cita en mi atelier consiste en un diálogo entre la novia y yo que me permita conocer lo mejor posible sus características físicas y psicológicas. Quiero que se sientan cómodas, que me cuenten todo lo que hayan pensado. Es ese conocimiento de cada una lo que me permite inspirarme en ellas cuando diseño sus vestidos.

¿Qué es lo que nunca veríamos en uno de tus diseños nupciales?
Algo que con lo que la novia no se sintiera identificada.

Esta filosofía ha conseguido que Jorge firme vestidos de grandes novias como Alana Bunte -quien, tras casarse en junio de 2019 con el príncipe Casimir zu Sayn-Wittgenstein-Sayn, se convertía en la princesa Alana zu Sayn-Wittgenstein-, pero también que sea uno de los modistos habituales en las alfombras rojas y los eventos, en los que ha vestido a algunas de las mujeres más elegantes de nuestro país. Eugenia Silva, Inés Domecq o Nieves Álvarez han confiado en el especial estilo del diseñador, quien combina siluetas clásicas con detalles más llamativos, como plumas, lazadas o bordados.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie