Reina Letizia

¿Adiós a los 'stilettos'? La Reina vuelve a recurrir al calzado plano en su nueva cita de trabajo

Ha recuperado unas bailarinas semiabiertas de tiras con las que consigue sumar centímetros de altura ¡sin tener que usar tacones!

por Mara Mariño

Tras el arranque del nuevo curso, la agenda de doña Letizia ha recuperado el ritmo previo a las vacaciones. Actos oficiales, citas laborales... Una serie de compromisos que afronta tanto sola como acompañada de don Felipe. Para la última de ellas, que ha tenido lugar este jueves, se ha desplazado a la Sede de la Cruz Roja. Cuando se trata de acudir a reuniones de trabajo, es habitual que deje a un lado sus mezclas más estilosas y opte por combinaciones igual de elegantes, pero más discretas. De hecho, su traje sastre, que ha repetido hasta en cuatro ocasiones, es la mejor prueba de ello. Si hasta ahora la Reina era conocida por adelantarse a las tendencias, al igual que otras mujeres de la realeza, este año ha preferido ceñirse a una imagen más austera reciclando algunos de sus grandes éxitos del armario con los que ha conquistado tanto a la prensa como a sus fans. De esta manera, en su nuevo look -en línea con esta filosofía de estilo-, tampoco ha faltado una prenda salida de su vestidor. 

Loading the player...

 

VER GALERÍA

¡No te quedes sin ellas! 10 prendas de rebajas inspiradas en el armario otoñal de doña Letizia

Y es que lejos de sorprender con estrenos -algo que lleva sin hacer desde verano-, estamos viendo con otros ojos algunos de sus estilismos más virales, ya que aprovecha para combinarlos de forma diferente con todo tipo de complementos, que también recicla. Ha sido el caso de su chaqueta de Hugo Boss, una prenda que estrenó en marzo de 2018 que le hemos visto en otras ocasiones. Además de lucirla un mes más tarde de manera muy distinta (con unos palazzo y stilettos), ha querido recuperarla para su reunión combinándola con un top negro y pantalones de pinzas a tono.

VER GALERÍA

Una chaqueta versátil

De esta manera, la prenda estampada -con detalles a contraste en cuero y flecos decorando los bolsillos- se convertía en la protagonista. Y es que si algo tiene su motivo bordado es que, por la mezcla de colores, resulta muy versátil. Dos años antes, también llamó la atención el original print, solo que, en aquella ocasión, doña Letizia lo lució como parte de un set de dos piezas al llevar la falda a juego (tal y como se puede ver bajo estas líneas).

VER GALERÍA

El sustituto del 'stiletto'

Ya que el entretiempo parece continuar esta semana, la Reina podía optar por un calzado cerrado o semiabierto gracias a las suaves temperaturas. Su elección final fueron unas bailarinas planas con tiras que se abrochaban en el lateral del empeine de la misma firma. Un zapato sin nada de tacón que gracias a sus características -como la punta afilada o el cierre asimétrico- consigue sumar centímetros de altura y que también pertenece a su fondo de armario. Así, doña Letizia esquiva por segunda vez los tacones, ya que apenas 24 horas antes también apostó por una mezcla de inspiración working a la que añadió unos mocasines como punto final.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie