chica-color-cabeza

¿Puede la meningitis afectar a adultos? Sí, y estos son los síntomas y el tratamiento

Es una enfermedad grave que puede causar la muerte, tanto en niños como en adultos. Entre las estrategias de prevención se encuentra la vacunación. Los expertos nos lo cuentan.

por hola.com

Este sábado, 24 de abril, se conmemora el Día Mundial de la Meningitis, una enfermedad que se caracteriza por la inflamación de las membranas (meninges) que rodean el sistema nervioso central y que representa una urgencia médica, debido a que el retraso en su diagnóstico y tratamiento puede conllevar una alta tasa de complicaciones neurológicas, discapacidad y mortalidad. Según datos de la Sociedad Española de Neurología (SEN), cada año se diagnostican unos 1.000 casos de meningitis en España.  

En España, y también según datos de la SEN, la meningitis tiene un índice de mortalidad del 10% y deja secuelas en más del 20% de los supervivientes, sobre todo déficits o pérdidas sensoriales (principalmente en la audición) o lesiones cerebrales causantes de epilepsia. De ahí la importancia de reconocer sus síntomas y buscar la estrategia ideal para prevenirla. 

Cómo la meningitis se puede combatir con la vacunación

VER GALERÍA

¿Cuál es la causa de la meningitis?

Aunque las causas que pueden provocar meningitis son variadas, casi el 90% de los casos de meningitis que se producen en España son debidos a infecciones causadas por agentes víricos o bacterianos. Mientras que los enterovirus son los agentes implicados con mayor frecuencia en las meningitis víricas, los neumococos y meningococos son los principales responsables de las meningitis bacterianas. En todo caso, estos agentes comparten mayoritariamente la característica de que se suelen trasmitir a través de la saliva o por las gotas que se desprenden al hablar, de la tos o al estornudar. Por ello, las precauciones que se están tomando para evitar el contagio de COVID-19 (SARS-COV2) también servirán para reducir el número de casos de meningitis.

“El pronóstico de esta enfermedad varía mucho dependiendo de si se trata de una infección vírica o bacteriana, ya que las meningitis víricas suelen manifestarse con menos gravedad que las bacterianas. Pero sobre todo, dependen de la rápida  instauración de una terapia adecuada. Cuanto antes se realice el diagnóstico y se trate, mayor será la probabilidad de un buen desenlace con poca o nula discapacidad a largo plazo así como una tasa menor de complicaciones. Por lo tanto, es fundamental conocer esta enfermedad y saber cuáles pueden ser sus síntomas de alarma”,  explica la Dra. Laura Llull, Coordinadora del Grupo de Estudio de Neurología Critica e Intensivista de la Sociedad Española de Neurología.

¿Es necesario vacunar a los niños contra la meningitis B?

Síntomas de meningitis

Presentar cefalea y fiebre suelen ser los síntomas más comunes de la meningitis, ya que suelen estar presentes en más del 80% de los casos, al igual que presentar rigidez en la nuca, que si bien no es tan habitual, es un síntoma que está presente en al menos un 40% de los casos. Otros síntomas también frecuentes, son la pérdida del control muscular o de la coordinación de los movimientos voluntarios, sufrir alteración del estado mental o presentar afectación de pares craneales (con la consiguiente pérdida de olfato, gusto, vista y/u oído, pero también de la sensibilidad o expresión facial, del equilibrio o dificultad para hablar o tragar). Menos habituales son otros síntomas, como las crisis epilépticas, que si bien solo suelen estar presentes en el 10% de los casos, en los niños pueden llegar a presentarse hasta en el 50%. 

“Afortunadamente, en las últimas décadas en países como España, donde la vacunación contra los principales agentes que pueden provocar meningitis es amplia, su incidencia se ha visto reducida significativamente. También ha ayudado haber mejorado nuestros hábitos de higiene o nuestros hábitos de vida, más saludables, que fortalecen nuestro sistema inmune. Además, este año en concreto, y debido a las medidas que se están tomando frente la COVID-19, que también son válidas para evitar muchos casos de meningitis, la reducción del número de casos será aún mayor”, comenta la Dra. Laura Llull. “Por el contrario, en lo últimos años, se venía observando un incremento de los casos de infección por agentes importados, principalmente por el aumento de los viajes internacionales y las migraciones. Tener en cuenta estos cambios en la epidemiología de la meningitis, también es relevante para mejorar su diagnóstico”.

Las secuelas de la meningitis que puedes prevenir

¿Qué bacterias causan la meningitis?

Este cambio epidemiológico se ha visto sobre todo en los casos de meningitis bacteriana. Mientras que hace unas décadas era una enfermedad predominantemente infantil, gracias a la vacunación, pero también a una mayor circulación de otros agentes infecciosos, actualmente se observan más casos en la población mayor de 14 años que en los menores de esta edad. Algo a tener muy en cuenta ya que la meningitis bacteriana es uno de los cuadros infecciosos más graves que existen, además de que es el tipo de meningitis con peor pronóstico: presenta una morbilidad de hasta el 60% y una mortalidad del 25%. Si bien las meningitis bacterianas son menos comunes que las víricas: en todo el mundo presentan una incidencia de menos de 5 casos por cada 100.000 habitantes, frente a los 15 casos por cada 100.000 de las meningitis víricas.   

Respecto a las principales bacterias causantes de meningitis bacteriana en España, el neumococo destaca como el responsable del 47% de casos. También destacan otras bacterias como el meningococo, que representa el 25% de las meningitis bacterianas, aunque es el causante del 60% de los casos que se dan entre la población de 2 a 18 años; el estreptococo, causante del 13% de las meningitis bacterianas, pero que es el microorganismo más frecuentemente implicado en los casos que se dan en neonatos; o la listeria, que causa el 8% de las meningitis bacterianas, pero que supone el 20% de los casos en ancianos.

VER GALERÍA

Meningitis viral 

Por el contrario, las meningitis virales, además de tener un mejor pronóstico, son hasta 20 veces más frecuentes durante el primer año de vida y tienden a disminuir con la edad. Hasta la fecha se han identificado más de 100 virus capaces de infectar el sistema nervioso central, pero los enterovirus constituyen la primera causa de meningitis vírica en España (77%%), seguidos por el virus varicela-zóster (10%) y los virus del herpes simple (3%). Los enterovirus suelen afectar más a los niños, mientras que los virus herpes a jóvenes y adultos.

“Finalmente me gustaría señalar que, aunque se ha notificado algún caso de meningitis en pacientes con COVID-19,  el SARS-CoV-2 es un virus que, aunque podría ser un patógeno oportunista, no tiene al sistema nervioso central como diana de la infección. Por lo que los casos de meningitis en pacientes con COVID-19 son raros y muy esporádicos”, declara la Dra. Laura Llull.

La prevención, un compromiso de todos

Al igual que ha ocurrido con otras enfermedades infecciosas, la introducción de medidas preventivas debido a la pandemia ha supuesto un cambio significativo en la incidencia de la enfermedad meningocócica. Tal como afirma el Dr. Federico Martinón durante un encuentro organizado por Pfizer, “los expertos debemos seguir trabajando con el objetivo de la incorporación amplia de herramientas preventivas que protejan a los grupos más vulnerables”, asegura el pediatra.

“La prevención es una tarea de todos; desde los profesionales clínicos, hasta las administraciones sanitarias, pasando por los pacientes y también por los medios de comunicación”, reconoce la Dra. Cristina Regojo, que añade que desde la Asociación Española contra la Meningitis (AEM) trabajan para que la sociedad española sea más consciente de la existencia y persistencia de la enfermedad meningocócica y de sus consecuencias.

“Existe la falsa creencia de que se trata de una enfermedad del pasado, pero lo cierto es que la meningitis está muy presente en la vida de quienes han sobrevivido a la enfermedad y cada día deben lidiar con sus secuelas y consecuencias. En el Día Mundial de la Meningitis aprovecho para recalcar el compromiso que tiene la AEM por derrotar a la meningitis a través de la concienciación sobre la importancia de la prevención y aumentando el conocimiento acerca de esta enfermedad”, apunta la portavoz de la asociación de pacientes.

En la misma línea, Cristina Méndez, directora médica de vacunas de Pfizer para el sur de Europa, ha destacado el trabajo diario que lleva a cabo la compañía biomédica en la prevención de enfermedades. “En el caso concreto de la enfermedad meningocócica, la gravedad y la imprevisibilidad de esta patología, es lo que ha impulsado el compromiso de Pfizer en la investigación de esta enfermedad. De este modo, además, en Pfizer cumplimos con nuestro propósito: “Innovaciones que cambian la vida de los pacientes”; aportando valor a todos los pacientes y a la sociedad en general”, concluye la portavoz de la compañía.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie