equipo-fitness

Elige bien tu equipamiento de 'fitness' y ponte en forma de la manera más segura y eficaz

Hacernos con un buen material para entrenar en casa nos ayudará a alcanzar nuestros objetivos más rápido

por Gtresonline

Si tu ajetreada agenda no te permite disponer del tiempo suficiente para ir al gimnasio, montar un pequeño espacio dedicado al fitness en tu propia casa puede ser la solución a la vida sedentaria. Como ya hemos señalado en anteriores ocasiones no hace falta que le dediques demasiado tiempo; con 30 minutos al día basta para tener tu cuerpo a punto. Pero lo que sí resulta esencial es que dispongas del equipamiento más adecuado para ello. Al igual que es importante elegir las prendas idóneas para realizar cualquier actividad deportiva (como que transpiren o que sean cómodas y ligeras), saber escoger el material necesario y más eficaz para realizar una rutina de entrenamiento completa también lo es. A continuación, te detallamos todos los requerimientos del kit esencial antes de ponerte en marcha.

Lee: ¿Sin tiempo para ir al gym? Descárgate estas app de pilates y ponte en forma ¡desde casa!

Esterilla

Es fundamental para todas aquellas actividades para las que nos tengamos que tumbar en el suelo, como por ejemplo hacer abdominales o realizar algunos ejercicios de pilates. Asegúrate de que tiene una longitud suficiente como para que te puedas tender en ella sin salirte y de que tenga la amortiguación justa, ni demasiado fina (dado que podrías hacerte daño en las articulaciones) ni demasiado gruesa (ya que en este caso podrías hundirte y perder estabilidad). En el caso de elegir una esterilla para la práctica de yoga, que sea antideslizante será la máxima prioridad.

VER GALERÍA

Toalla

Aunque pueda parecer insignificante, es uno de los elementos que más usas durante el entrenamiento para secarte el sudor o bien para colocar sobre la colchoneta a la hora de tumbarte sobre ella. En lugar de las tradicionales de algodón de rizo, en la actualidad existen otro tipo de materiales y tejidos técnicos más eficientes, como la microfibra, que seca rápidamente y no retiene demasiado la humedad, lo que garantizará una correcta higiene.

Pesas

Mancuernas, discos o kettlebells son herramientas fundamentales para los entrenamientos de fuerza, tan importantes para acelerar el metabolismo y ayudarnos con la pérdida de peso. A la hora de elegirlas debemos tener en cuenta tanto su peso (que sea variado y no demasiado elevado para que podamos adaptarlo en función de los ejercicios) como el material del que estén hechos (hierro con revestimiento de caucho o vinilo para proteger el suelo y evitar que hagan demasiado ruido). En el caso de las mancuernas -muy polivalentes-, ten en cuenta además que tengan un agarre ergonómico para cogerlas con mayor comodidad y extremos planos para evitar que rueden por el suelo.

VER GALERÍA

'Step'

Este elemento no solo te servirá para hacer dinámicas coreografías con las que realizar un eficaz trabajo de cardio. Emular la subida de una escalera es un excelente ejercicio con el que tonificar glúteos y piernas, por lo que no puede faltar en nuestro gimnasio particular. Incluso, sirve como un improvisado banco para tumbarte y realizar ejercicios de tren superior. Además de la base, puede disponer de varias alturas para elevar el nivel de complejidad. La superficie deberá ser de un material flexible y estable que proteja las articulaciones de los impactos y es imprescindible que las alzas sean antideslizantes para evitar que se mueva y garantizar la seguridad en todo momento.

Lee: Puedes hacer ejercicios de cardio sin salir de casa

'Fitball'

Los fitballs, cada vez más usados en más rutinas deportivas, son unas pelotas de grandes dimensiones con las que podemos realizar una infinidad de ejercicios que permiten desarrollar los músculos al tiempo que se trabaja el equilibrio. Ideales para fortalecer espalda y abdomen, su tamaño es el factor más importante a la hora de hacernos con uno. En el mercado existen diferentes tallas en función de la altura de cada persona, pero la que más se adecue a nosotros será aquella que nos permita sentarnos sobre él formando un ángulo recto con las rodillas respecto al suelo. Su firmeza también es importante, de modo que, cuando lo infles por primera vez, hazlo excesivamente y después ves soltando aire de manera progresiva hasta que encuentres un punto intermedio (no demasiado blando). Además, debes asegurarte de que el material del que esté hecho ofrezca resistencia a los reventones.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie