Tagliatelle con brócoli, champiñones y salsa cremosa de vino blanco
 / 
clock 30min | easyFácil | 4 COMENSALES

Tagliatelle con brócoli, champiñones y salsa cremosa de vino blanco

Me encanta preparar pasta con hortalizas salteadas como estos tagliatelle con brócoli, champiñones y salsa cremosa de vino blanco. Se hacen en un periquete y llevan su buena dosis de fibra gracias a los champiñones y el brócoli. Son ligeramente cremosos gracias al yogur griego, y el pan frito les aporta un punto crujiente. Las tiras de piel de limón dan un toque fresco y se hacen con un utensilio que se llama "rizador de limón". Si no lo tienes, no te preocupes, puedes usar un rallador común para rallar la piel directamente sobre la pasta con igual resultado. ¡Ya estoy deseando hincarle el diente!

¡Gracias por votar! ¡Ya has votado!

Me encanta preparar pasta con hortalizas salteadas como estos tagliatelle con brócoli, champiñones y salsa cremosa de vino blanco. Se hacen en un periquete y llevan su buena dosis de fibra gracias a los champiñones y el brócoli. Son ligeramente cremosos gracias al yogur griego, y el pan frito les aporta un punto crujiente. Las tiras de piel de limón dan un toque fresco y se hacen con un utensilio que se llama "rizador de limón". Si no lo tienes, no te preocupes, puedes usar un rallador común para rallar la piel directamente sobre la pasta con igual resultado. ¡Ya estoy deseando hincarle el diente!

  • 350 g de Tagliatelle
  • 250 g de Brócoli sin tallo
  • 200 g de Champiñones
  • 125 g de Yogur griego
  • 1 Limón
  • 1 rebanada de Pan
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal
  1. 1.

    Limpiar los champiñones con un paño húmedo. Cortarlos en cuartos o mitades según su tamaño.

  2. 2.

    Freír el pan hasta que se dore por los dos lados. Dejar enfriar y triturar en un mortero. Reservar.

  3. 3.

    Separar el brócoli en flores del tamaño de un bocado.

  4. 4.

    Lavar el limón y sacar pequeñas tiras con un rizador de limón.


  5. 5.

    Calentar una sartén con 4 cucharadas de aceite de oliva. Saltear el brócoli y los champiñones durante 15 minutos o hasta que estén tiernos. El brócoli deberá estar al dente. Añadir sal al gusto.

  6. 6.

    Incorporar el vino blanco y dejar que reduzca durante dos minutos a fuego fuerte.

  7. 7.

    Poner agua con sal a hervir en una olla. Cuando entre en ebullición, cocinar la pasta según el tiempo indicado por el fabricante.

  8. 8.

    Cuando la pasta esté lista, pasarla directamente a la sartén, añadir el yogur griego y saltear hasta que quede bien mezclada.

  9. 9.

    Servir de inmediato con las tiras de limón y copos de pan frito triturado espolvoreados.