1/9 © @masqmai

¿Sabías que la piel de la zona del contorno de los ojos es hasta cinco veces más fina que la del resto del rostro? Según nos ha explicado Ana Santamarina, experta en dermocosmética y formulación, esta área cuenta con menos glándulas sebáceas y una peor circulación, así que tiende a acumular toxinas. Como consecuencia, aparecen las temidas ojeras, que dan lugar a una mirada cansada y suman años a nuestras facciones. Es posible que, si las sufres, hayas tratado de ocultarlas con maquillaje, combatirlas con los contornos de ojos más recomendados o reducir la inflamación de la zona con los viralísimos parches de hidrogel que se conservan en la nevera para incrementar su poder descongestivo. Puede que ninguna de estas cosas haya surtido efecto. Y la razón puede ser tan sencilla como que no todas las ojeras se tratan igual. A lo largo de este artículo, con ayuda de los expertos, te ayudamos a distinguir los distintos tipos de ojeras que existen y te invitamos a descubrir cómo tratar cada una de ellas con los activos más eficaces. También te revelamos cuál es la mejor manera de aplicar el contorno de ojos y repasamos las mejores técnicas de maquillaje para lucir una mirada siempre despejada.

-Los trucos de Eva Longoria y Paula Echevarría para lucir un rostro descansado en minutos

2/9 © @augustinusbader

Tipos de ojeras

Según Santamarina, podemos distinguir entre dos tipos de ojeras: 

  • Las ojeras pigmentarias (marrones): se caracterizan por su tono amarillento y la causa principal de su aparición es un exceso de exposición a la radiación UV y un afinamiento de la piel provocada por el envejecimiento.
  • Las ojeras vasculares (azules): poseen un tono azulado o violáceo y la causa de su aparición suele ser la dilatación de los vasos sanguíneos debido a problemas de circulación; cuando la piel es muy fina casi "se transparenta" dejando ver el tono de las pequeñas  venitas.

Te contamos cómo puedes tratar cada una de ellas.

3/9 © @masqmai

Cómo tratar las ojeras pigmentarias (marrones)

Según Víctor Digón, encargado de formulación cosmética en Bruno Vassari y Pilar Gutierrez, asesora técnica de la firma, "las ojeras pigmentarias, que se caracterizan por ser marrones o grisáceas, se combaten con productos específicamente recomendados para modular la síntesis de melanina, como el ácido tranexámico. Además, hay otros activos que pueden ayudarte.

4/9 © @botijour

Los activos que mejor funcionan para las ojeras pigmentarias (marrones)

Según Santamarina, los activos más eficaces para acabar con las ojeras marrones son:

  • Retinol: que al estimular la síntesis de colágeno consigue un engrosamiento de la piel.
  • Niacinamida: para aclarar el tono tanto amarillento como oscuro.
  • Vitamina C: por ser el gran activo iluminador.
  • Ácido tranexámico: regula el proceso de formación de manchas en la piel al prevenir la acumulación de melanina.
5/9 © @caradelevingne

Cómo tratar las ojeras vasculares (azules)

Según Digón y Gutiérrez, las ojeras vasculares se caracterizan por presentar una coloración azul, lilácea o verdosa. Como hemos dicho, estas ojeras atienden a problemas circulatorios y, por tanto, según los expertos "para su tratamiento se recomienda buscar un contorno de ojos que mejore la circulación". Si además contienen péptidos que favorezcan la síntesis de colágeno, aún mejor. Tampoco viene mal, según nos dicen, que tengan pigmentos reflectores de la luz para iluminar la zona y darle un aspecto más homogéneo.

6/9 © @annaastrup

Los activos que mejor funcionan para las ojeras azules

Según Santamarina, el activo que mejor funciona para combatir las ojeras azules es la vitamina K. Asegura que, como tiene propiedades descongestivas, mejora el drenaje linfático y la microcirculación sanguínea.

La experta recomienda encarecidamente los masajes drenantes en caso de que se tengan ojeras de este tipo, porque favorecen la microcirculación de la zona. También es partidaria, por esa misma razón, de utilizar contornos de ojos que tengan aplicador metálico. Si conservas el producto en la nevera y te lo aplicas a través de este, el poder descongestivo va a ser mucho mayor.

-Los masajes drenantes que deshinchan la cara y redefinen las faccione

7/9 © @haileybieber

Cómo aplicar correctamente el contorno de ojos 

A pesar de lo anterior, lamentablemente, no sirve de nada que aciertes con el producto que es más adecuado en tu caso si no sabes cómo aplicarlo. La farmacéutica Marta Masi, ofrece al respecto los siguientes consejos: 

  • Dos veces al día: el contorno se aplica de día y de noche tras la limpieza. 
  • Seguir el contorno del hueso: no es necesario introducirlo a ras de la línea de las pestañas, ya que puede migrar hacia la mucosa y causar picor o irritación. No hay que olvidar llevar el producto hasta la cola de la ceja para un abordaje global.
  • En las cejas también: así favoreces que la zona esté hidratada y retrasas la falta de firmeza.
  • Con efecto mascarilla: si tu contorno tiene ácido hialurónico, por ejemplo, puedes poner una capa más gruesa de forma nocturna para hacer un efecto mascarilla.
  • Con el dedo anular, sin apretar: el dedo anular ejerce menos presión sobre el contorno, así que lo debes aplicar dando pequeños toquecitos para repartir el producto. De esta forma, consigues favorecer el drenaje y lucir una mirada menos fatigada. 

De todas formas, respecto al último punto, Mireia Fernández, directora técnica de Omorovicza asegura que lo importante es ejercer poca presión. Así que, mientras no se presione fuerte, puedes utilizar cualquier dedo o ayudarte de elementos como los rollers y rodillos de jade. Al margen de estos consejos, hay una nota importante que no tienes que pasar por alto.

8/9 © @darphin

Nota importante: el contorno de ojos se aplica en el hueso, no por encima

"Cuando llevamos el producto más arriba o incluso si lo acercamos a la zona del lacrimal, la propia humedad del ojo y del cosmético puede generar microvapores que penetran en el ojo y pueden causar reacciones o que el ojo llore", explica Sonia Ferreiro, cosmetóloga y biotecnóloga en Byoode. Esto, a menudo, nos hace pensar que el tratamiento que aplicamos no nos está sentando bien, cuando, en realidad, lo que pasa es que no lo estamos aplicando en la zona indicada. Te preguntarás qué sentido tiene ponerlo en el hueso y no en la zona que realmente te gustaría tratar. Estefanía Nieto, directora técnica de Medik8 dice que no hay que preocuparse por dos razones:

  • Porque la propia microcirculación sanguínea de la zona se encargará de distribuir el producto a lo largo de toda la ojera y, si no hay buena circulación, no es un problema porque todos los contornos de ojos suelen incluir ingredientes que potencian la circulación.
  • Porque a zona del lacrimal lubrica por sí sola y ayuda a distribuir la actividad del cosmético. 

Ahora bien, ¡no olvides que no hay que ponerlo sobre el párpado móvil!

9/9 © @patrickta

Los trucos de maquillaje que de verdad funcionan

Marta Arce, maquilladora y codirectora artística de U/1ST, asegura que, cuando las ojeras no son muy pronunciadas y oscuras, se pueden difuminar con base de maquillaje. Si son más marcadas, según la experta, "lo ideal es utilizar un corrector que aplicaremos directamente en la zona con toquecitos". Para elegir el tono de corrector adecuado, ten en cuenta que "los correctores de tonos asalmonados o con un toque anaranjado son los más compatibles con todos los tonos de piel". 

Respecto al truco tradicional de usar un labial rojo para corregir la zona de la ojera, nos dice Marta Arce que puede funcionar en momentos puntuales en los que no tenemos un corrector a nuestro alcance porque las ojeras más comunes son las azuladas y rojo y azul son colores complementarios. Sin embargo, lo más adecuado, según la maquilladora, es utilizar un producto específico para lograr un acabado profesional. 

De cualquier modo, no te conformes con parchear el problema con maquillaje y trátalo de raíz. Si es necesario, ponte en manos de un profesional. Si, pese al uso de cosmética adecuada, el problema persiste, hay tratamientos estéticos que te pueden ayudar.

Más sobre: