El toque del Rey Midas

La llegada de la Navidad convierte al dorado en protagonista

por hola.com

No hay color más festivo que el oro: sus suntuosas connotaciones visten de fiesta de una sola pincelada hasta al conjunto más recatado. Y este color cobra aún más protagonismo con la llegada de la Navidad, cuando todo se viste con este resplandeciente tono, cargado de magia, pero también de elegancia y distinción.

En las firmas cosméticas lo saben y llenan de este luminoso color los envases de algunas de sus líneas más destacadas o de los perfumes más emblemáticos. Pequeños reflejos de oro relucen en los neceseres: cremas, aromas, sombras de ojos, máscaras de pestañas... ¿Se anima a dar vida a su ‘look’ con un toque del Rey Midas estas Navidades?

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie