ana-rosa-getty

El periodista ha sufrido el COVID con virulencia

Ana Rosa Quintana, emocionada al escuchar el duro testimonio de Carles Francino: 'Fue impresionante'

'No sabía todo lo que había pasado', ha dicho la presentadora tras conocer el calvario del locutor

por Martín Gálvez Piqueras

El desgarrador relato de Carles Francino en su vuelta a la radio tras sufrir el COVID con virulencia ha impactado no solo a sus oyentes sino también a muchos compañeros de profesión. "Su testimonio me pareció impresionante", ha comentado al respecto Ana Rosa Quintana, poniendo en valor la trascendencia que tienen las palabras cuando se expresan de esa forma: "Esto hace mucho más por llevar un mensaje real (a la población) que cuando (otros) nos dan sermones", ha defendido la presentadora en su programa. "A mí emocionó, de verdad, y yo desconocía todo lo que había pasado" el locutor tras contagiarse con el virus. "Me alegro mucho" de su regreso a las ondas, proseguía, "y siento el dolor que ha dejado esta pandemia en tantas familias y en la de Francino también", añadía. "Entonces, no juguemos con estas cosas", ha pedido mirando a cámara.

Ana Rosa Quintana cuenta cómo se siente después de recibir la vacuna

VER GALERÍA

Además, la declaración cruda y sincera que ha dado el periodista "en primera persona es algo muy generoso por su parte", ya que "no todo el mundo" que sufre una enfermedad "quiere expresar sus sentimientos", remarcaba para terminar la veterana comunicadora. Carles Francino se reincorporó este lunes a su puesto de trabajo después de mes y medio de baja, contando lo primero su odisea personal: "Hace 47 días me dijeron que tenía que marcharme a casa. Había tenido contacto estrecho con un positivo y me fui cabreado como una mona porque pensaba que era muy exagerado, que llevaba un año tomando precauciones, con controles muy seguidos, que soy deportista, que estoy fuerte y que a mí no me podía tocar", comenzaba diciendo. "Pero a los cinco días tuve que ingresar de urgencia en la Fundación Jiménez Díaz con fiebre muy alta y el oxígeno muy bajo", revelaba.

Las 'vacaciones' de Ana Rosa Quintana: confinada, pero con sus famosas torrijas

VER GALERÍA

"Las pasé canutas, sobre todo durante 48 horas en las que los indicadores eran malos incluido un ictus del que, afortunadamente, parece que no me ha quedado ninguna secuela. Perdí 6 o 7 kilos, masa muscular y la voz", narraba. A continuación, no pudo evitar las lágrimas al decir que un familiar muy próximo "murió el 12 de abril y otra se recupera lentamente tras pasarse casi un mes en la UCI. Además, mi mujer, y mis hijos pequeños, también sufrieron el ataque del COVID aunque con menor fuerza", explicaba casi sin poder hablar. En su discurso también hubo tiempo para agradecer el ánimo que ha recibido por parte de mucha gente durante estas complicadas semanas. "Si el cariño fuera una hipoteca, yo estaría pagando plazos lo que me queda de vida", ha comentado. "Ha sido abrumador", admitía Francino para acabar. 

Así ha vuelto Ana Rosa a su programa tras pasar la cuarentena

Para conocer lo más relevante de hola.com y no perderte artículos como este, suscríbete a nuestra newsletter aquí.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie