Te quedan x días gratis. Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Te quedan pocas horas gratis. Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Estás en tu periodo de prueba gratuita. Sigue disfrutando de ¡HOLA!+.

HOLA.com, tu revista en internet

Tu período de prueba gratuita en ¡HOLA!+ se ha activado con éxito

Disfruta de todo el contenido totalmente gratis durante 7 días.

Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Ya tienes una suscripción activa.

Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

La verdad sobre la relación de amor-odio entre Felipe de Edimburgo y Lady Di

El duque recibió con los brazos abiertos a Diana Spencer, pero terminó viendo a la princesa de Gales como un peligro para la corona británica

Princess Diana and Prince Philip in Windsor

Lady Di y el duque de Edimburgo empezaron con buen pie. En la última temporada de  The Crown, Peter Morgan narra un encuentro imaginario entre la princesa de Gales y su suegro. Una jovencísima Diana sale a cazar con el padre de su marido por las Highlands de Escocia y regresa al Castillo de Balmoral con un ciervo bajo el brazo. Es su “ofrenda” para la familia real, una prueba de que es apta para ser un miembro más de La Firma. El príncipe Felipe, orgulloso de su flamante nuera, lanza una mirada de aprobación y el resto de la “tribu” asiente.

Princess Diana With Prince Philip At The Derby©GettyImages
Diana, que siempre escribía a mano, se dirige en las carta que escribió al duque entre junio y septiembre de 1992 como “querido papá”.

La escena de The Crown no ocurrió en la vida real, pero sí es cierto que el duque fue un apoyo importante para Lady Di en sus primeros años como princesa de Gales. “Cuando Diana se unió por primera vez a la familia real, fue Felipe quien acudió en su ayuda, sentándose a su lado en cenas de gala y charlando con ella mientras aprendía a dominar el arte de la pequeña charla”, reveló Ingrid Seward, experta en realeza, en su libro The Queen and Di. El príncipe Felipe incluso apoyó a su nuera en los momentos en los que su matrimonio con Carlos se tambaleaba.

En los meses previos a que el primer ministro John Major anunciara oficialmente la separación temporal de los príncipes de Gales, Diana y Felipe intercambiaron correspondencia. La comisión que investigó la muerte de Lady Di examinó esas cartas, en las que ella pedía ayuda a su suegro y él se ofrecía amablemente a aconsejarla.

Las misivas están fechadas entre junio y septiembre de 1992, es decir, solo tres meses antes de que se anunciara la separación. En ellas, Diana, que siempre escribía a mano, se dirige al duque como “querido papá”, le agradece su disposición a ayudar y ambos se ponen de acuerdo para continuar escribiéndose ya que, según ellos, era la única forma segura de comunicarse.

Princess Diana and Prince Philip in Windsor©GettyImages
El duque fue un apoyo importante para Lady Di en sus primeros años como princesa de Gales.

Felipe de Edimburgo intentó animar a su nuera en aquellos duros momentos. “Es estúpido que un hombre con el estatus de Carlos arriesgue todo por Camilla, se habría lamentado en una de sus misivas. ”Nunca imaginamos que podría dejarte por ella. Tal probabilidad nunca se nos pasó por la cabeza. No me puedo imaginar que una persona sensata pueda dejarte por Camilla”, habría reconocido.

Felipe trató de actuar como intermediario entre Carlos y Diana. Quizás también porque se sentía un poco culpable. La reina y él habían presionado mucho a este matrimonio”, se reveló el año pasado en Secrets d’Histoire, un programa de la televisión France 3. “Felipe no dudó en mediar con su nuera para resolver la situación. Durante mucho tiempo, le envió cartas largas y afectuosas en las que le dio consejos. Entendió la dificultad que ella tenía. Él mismo sabía, mejor que nadie, la dificultad que tiene integrarse en una familia así”, señaló un historiador en ese programa.

Princess Diana and Prince Philip©GettyImages
Felipe de Edimburgo intentó animar a su nuera en aquellos duros momentos.

Sin embargo, el anuncio de la separación de los príncipes de Gales terminó dañando la relación entre suegro y nuera. Según Roberto Devorik, amigo y confidente de Lady Di, la princesa y el duque llegaron a discutir. “Tras reunirse con la reina, ya de salida del palacio de Buckingham, Diana se cruzó con Felipe. El duque le dijo: ‘Te vas a quedar sin nada’. Ella le respondió: ‘Me voy con mi título y con mi nombre, que los tengo intactos. No todos pueden decir lo mismo’. Diana sabía que ella era más real y más inglesa que todos ellos juntos”, reveló Devorik hace unos años.

La explosiva entrevista que dio Lady Di al programa Panorama en 1995 -“Éramos tres en ese matrimonio”- habría terminado por dinamitar la relación entre suegro y nuera. Tras esa entrevista, Felipe y el resto de los miembros de la familia real empezaron a ver a la princesa como un peligro para la corona. Según Devorik, Diana nunca dejó de respetar y admirar a Isabel II, pero llegó a despreciar al consorte. “Lo detestaba. Ella solía decir: ‘El único negocio bueno que ha hecho en su vida es haberse casado con la reina de Inglaterra”.

Princess Diana and Prince Philip in Windsor©GettyImages
La explosiva entrevista que dio Lady Di al programa Panorama en 1995 habría terminado por dinamitar la relación entre suegro y nuera.

En 2008, una confidente de Lady Di reveló que la princesa habría recibido varias cartas incendiarias de su suegro entre 1994 y 1995. Según ese testimonio, el marido de Isabel II habría criticado enérgicamente el comportamiento de su exnuera. “Diana me leyó una de esas cartas porque estaba absolutamente furiosa”, explicó esa fuente. Tras la entrevista de Panorama, Felipe y Diana no volvieron a hablarse. Un año después, ella se divorció oficialmente de Carlos y se convirtió así en la única princesa no real en la historia del Reino Unido.