zara3-gtres

Mike Tindall, esposo de Zara Phillips, recuerda cómo le recibió la Familia Real antes de su boda

La pareja se dio el 'sí, quiero' el 30 de julio de 2011 en Edimburgo, pero no ha sido hasta ahora, cuando el exjugador de rugby ha desvelado los detalles de su encuentro con los Windsor

por hola.com

Han pasado casi siete años desde que Mike Tindall pasó a formar parte de la Familia Real británica por su boda con Zara Phillips, la nieta mayor de Isabel II de Inglaterra. Pero no ha sido hasta ahora cuando el exjugador de rugby ha desvelado algunos de los detalles del encuentro previo que mantuvo su familia con los Windsor antes del enlace, celebrado el 30 de julio de 2011 en una modesta parroquia situada en Edimburgo. Lo ha hecho en el programa Good Morning Britain, del canal ITV, cuando apenas faltan unas horas para que se celebre otro gran enlace real: el que unirá en matrimonio al príncipe Harry con Meghan Markle.

VER GALERÍA

"La noche anterior a mi boda hubo un evento. Recuerdo que mi familia estaba en un rincón, fuera de su zona de confort porque no es algo a lo que estén acostumbrados", ha recordado el marido de Zara, quien ha aprovechado para dedicar unas cariñosas palabras a su familia política. "Son muy amables, siempre detectan a las personas que están nerviosas y tratan enseguida de eliminar cualquier tipo de tensión. En eso son increíbles. Entonces, de repente, pasas a formar parte de su familia y te reciben con los brazos abiertos en señal de bienvenida".

Así fue la boda de Zara Phillips y Mike Tindall

El exjugador de rugby, que espera el nacimiento de su segundo hijo con Zara Phillips -ya tienen a la pequeña Mia, nacida hace cuatro años-, recuerda con mucho cariño cómo los Windsor le acogieron tras conocerse la relación con la nieta mayor de Isabel II y cree que con Meghan sucederá lo mismo. "Lo mejor de esta familia es que son todos muy amables", ha comentado. Tindall, que en los últimos días ha intervenido también en el programa Magic breakfast, se ha atrevido incluso a bromear con la elección del bestman por parte del príncipe Harry. "Cuando vi que se iban a casar, envié un mensaje al Príncipe y le dije: 'he escrito mi discurso, estoy listo'. Me dijo: 'Lo siento, compañero, ese trabajo ya está asignado, pero sí necesito a alguien que muestre a los invitados dónde aparcar sus coches. Pensé que eso sería muy duro y me quedé un poco decepcionado", ha comentado con un gran sentido del humor.

VER GALERÍA

Bromas aparte, el marido de Zara Phillips ha aprovechado para desear a la pareja que sean muy felices y que este sábado sea "increíble para ellos". También ha querido 'aconsejar' a Meghan de cara a la gran boda real. "Creo que estará nerviosa, pero gracias a su experiencia en televisión ella está acostumbrada al público. No tanto como esta semana, pero estará bien. Creo que tiene la experiencia suficiente para saber que todo lo que puede hacer es disfrutar de este día. Es un día especial para ambos, deseo que disfruten de su día y, con suerte, vivirán felices para siempre".

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie