letizia-gtres

Sin redes sociales públicas, en plena forma y muy integrada en su papel: así es doña Letizia a los 46 años

La esposa de Felipe VI cumple este sábado 46 primaveras y lo hace convertida en icono de estilo, con una actitud más cercana y natural y consciente de la relevancia adquirida por su primogénita

por hola.com

A doña Letizia no le gusta que la feliciten por su cumpleaños. Es, al menos, lo que asegura Enma Marín, una de las niñas de 6 años a las que visitó la Reina el pasado miércoles en el colegio Baudilio Arce de Oviedo, al diario El comercio. La pequeña se acordaba perfectamente de la fecha de nacimiento de la esposa de Felipe VI, al igual que varios niños de segundo de Primaria, que quisieron cantarle el Cumpleaños feliz, coincidiendo con el acto de apertura del curso escolar al que había acudido la reina Letizia. Probablemente quisieran emular lo que sucedió dos años antes en el Teatro Real, cuando la orquesta entonó los acordes del Cumpleaños feliz en honor a la soberana y para sorpresa de ésta, algo que no dejó de agradecer en medio de los aplausos de los presentes. 

VER GALERÍA

Sin embargo, y aunque no le hagan demasiada gracia las felicitaciones, este sábado habrá de escucharlas a menudo, pues doña Letizia sopla ya las 46 velas de su tarta. Un cumpleaños que llega en un momento muy dulce, justo cuando su primogénita, la princesa Leonor, acaba de debutar oficialmente en su tierra natal y cuando su cercanía a los ciudadanos se ha quedado de manifiesto, más si cabe, a lo largo de estas últimas semanas en las que ha dejado que, cuatro años después de la proclamación de su marido, se encuentra plenamente integrada en su papel de reina del siglo XXI.

La 'Monarquía renovada' de la reina Letizia

VER GALERÍA

Y eso que, a diferencia de otras princesas y reinas europeas, doña Letizia aún no ha recurrido a las herramientas digitales tan de moda como son las redes sociales. Rania de Jordania, Mette Marit de Noruega, Charlene de Mónaco, Mary de Dinamarca, Magdalena y Sofia de Suecia... son muchas las que han decidido compartir con sus seguidores diferentes aspectos de su vida institucional y personal, bien a través de cuentas privadas o bien a través del perfil oficial de su respectiva monarquía. Sin embargo, la reina Letizia, quien sí utiliza las nuevas tecnologías para informarse, por ejemplo, no ha deleitado aún a los ciudadanos con un álbum familiar como el que hizo público este verano la esposa de Federico de Dinamarca, en el que mostraba algunos de los lugares que había visitado junto al heredero y a sus cuatro hijos.

Este año, concretamente esta semana, también ha quedado en evidencia la buena forma física de la que goza doña Letizia. Aficionada al deporte y a la vida sana, fue en los Lagos de Covadonga donde recorrió los quinientos metros de subida hasta llegar al Mirador de la Princesa en apenas unos minutos y sin ayuda de varas de apoyo, algo que sí utilizaron su marido y sus dos hijas. La Reina encabezaba la 'excursión' y, una vez en las alturas, apenas se atisbó señal alguna de cansancio o fatiga en su rostro. Todo lo contrario, sonrió, saludó y conversó con el guía que les explicó algunos de los detalles más importantes de ese emblemático e histórico lugar.

VER GALERÍA

Doña Letizia también ha demostrado que, en ocasiones, también se desprende del maquillaje y se muestra más natural que nunca, como ocurrió hace unos días cuando acompañó, junto al Monarca, a sus hijas al colegio Santa María de los Rosales de Madrid. Muy sonrientes y respondiendo a las preguntas que les formulaban, los Reyes llevaron a la Princesa de Asturias y a la infanta Sofía a su regreso a la vida escolar y fue entonces cuando pudimos ver la versión más natural de doña Letizia: sin maquillaje y con un recogido informal que dejaba al descubierto su belleza. No hay que olvidar que la esposa de Felipe VI sigue siendo un auténtico icono de estilo y toda una referencia en moda.

VER GALERÍA

La Reina también se muestra en los últimos tiempos mucho más flexible en lo que respecta a sus hijas. Es plenamente consciente de la progresiva relevancia que va adquiriendo su primogénita, la Princesa de Asturias, llamada algún día a convertirse en reina, y de ahí que la princesa Leonor, poco a poco, vaya teniendo un mayor protagonismo en la vida pública española, tal y como sucedió la pasada semana en Asturias o incluso durante el tradicional posado estival de Palma de Mallorca, en el que la hija mayor de los Reyes pudo conversar con los periodistas convocados en el Palacio de la Almudaina.

VER GALERÍA

Doña Letizia afronta un año más y lo hace más relajada y mucho más cercana también con los ciudadanos. No duda en retratarse con ellos en algunos de sus actos oficiales y tomarse selfies con ellos, como ocurrió en Covadonga hace apenas unos días o en Oviedo durante la apertura del curso escolar. Con los niños muestra, también, su faceta más maternal y cariñosa. Los coge en brazos, charla con ellos e incluso les guía y les da consejos. En ocasiones, incluso, ha llegado a mediar si era testigo de algún conflicto entre ellos, tal y como se pudo ver en Medina del Campo, cuando dos primitas comenzaron a discutir en presencia de la doña Letizia. La esposa de don Felipe sabe cuál es su papel y se ha integrado en él a la perfección. Aunque este sábado la Reina deje paso a la madre y esposa que sopla las velas de su tarta mientras le cantan el Cumpleaños feliz.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie