Miriam Ungría: 'Vuestro apoyo es un enorme consuelo en estos días tan tristes y me da fuerza para seguir adelante'

La viuda de Kardam de Bulgaría ha sacado fuerzas de flaqueza para compartir este entrañable mensaje en su perfil de las redes sociales

por hola.com

Están siendo días muy difíciles para toda la Familia Real búlgara, sin embargo, si hay algo que están sintiendo de cerca es el cariño de todos los que, de una forma u otra, les han querido hacer llegar sus palabras de apoyo para darles el pésame por la pérdida de Kardam de Bulgaria, que nos dejó a los 52 años el pasado martes 7 de abril. "Su muerte ha sido el resultado de una infección pulmonar relacionada a la parálisis que sufre desde hace años, después del grave accidente de tráfico que tuvo en 2008 y del que no pudo recuperarse", escribió su padre, el ex primer ministro y depuesto rey Simeón II de Bulgaria, en su página web.

- Familiares y amigos dan su último adiós a Kardam de Bulgaria

- Boris, de 17 años, el nuevo heredero de los derechos dinásticos de Bulgaria

- Miriam Ungría, un ejemplo de lucha y de superación

Tras recibir tantas y tantas muestras de cariño de parte de familiares y amigos, ha sido su viuda, Miriam Ungría, la que ha querido dar también las gracias a todos esas otras personas, esos rostros desconocidos que les han enviado mensajes a través de las redes sociales. A algunos les conocerá y a otros muchos, seguramente la mayoría, no les pondrá cara, pero sus palabras han sido suficientes para reconfortarla en estos momentos tan delicados.

El hijo mayor del rey Simeón de Bulgaria y Margarita Gómez Acebo, nacido en Madrid y licenciado en Economía Agrícola, se casó con Miriam Ungría el 11 de julio de 1996, con la que tuvo dos hijos, Boris y Beltrán, de 17 y 16 años respectivamente. Según ha declarado Miriam Ungría en más de una ocasión es que sus dos hijos con "responsables, cariñosos y muy maduros". "Me han apoyado siempre en las decisiones que he ido tomando estos años, son muy independientes aunque nos encanta estar juntos", decía orgullosa.

El príncipe Kardam falleció como consecuencia de las secuelas del gravísimo accidente de tráfico que él y su mujer sufrieron en la localidad madrileña de El Molar aquel negro 15 de agosto de 2008, cuando el Jaguar en el que viajaban se salió de la carretera. El coche, que conducía Kardam, chocó contra un árbol de la N-1 y volcó unos metros de la fachada de una vivienda. Debido al brutal impacto, Kardam sufrió un traumatismo craneoencefálico severo y fracturas múltiples en ambas manos. Miriam, por su parte, resultó herida leve con una fractura de codo y diversas contusiones.

Desde ese momento y hasta el día de su fallecimiento, la princesa de Tirnovo ha sido un ejemplo de lucha y de superación. Su optimismo también es alabado por los que la conocen, aunque ha confesado vivir “momentos indescriptibles” durante estos casi siete años. “Se vive con mucha más profundidad la ternura, por ejemplo, y aprendes a comunicarte de otra manera. Es un amor incondicional y totalmente desinteresado”, contó la Princesa el pasado mes de diciembre.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie