El Papa Juan Pablo II ha muerto

por hola.com

El Cardenal Angelo Sodano ha oficiado la misa por el alma del Papa Juan Pablo II esta mañana ante miles de fieles que se han congregado en la plaza de San Pedro del Vaticano y que aplaudían cada vez que el cardenal mencionaba al Sumo Pontífice, a quien se ha referido como "Juan Pablo II el Grande". Nadie ha querido abandonar la plaza del Vaticano en toda la noche y el gobierno italiano se encuentra colapsado porque se espera que la afluencia de gente a Roma entre autoridades, personalidades y fieles de todo el mundo llegue a alcanzar los dos millones de personas. Por esta razón, el consejo de gobierno de Italia se ha visto en la necesidad de nombrar un ministro especial para coordinar esta peregrinación, que se producirá especialmente durante los tres días en los que el cuerpo del Papa se va a exponer al público en el Baldaquino de la Basílica de San Pedro y en los nueve días de luto oficial que se seguirán en el Vaticano.

El funeral por Juan Pablo II no se celebrará antes del jueves, según la Santa Sede. Juan Pablo II falleció ayer a las 21.37 horas, en la Ciudad del Vaticano sin que los médicos pudieran hacer nada por salvarle. La noticia fue comunicada por la Santa Sede alrededor de las 22 de la noche. El cuadro médico que sufría el Papa se agravó en las últimas horas como consecuencia de un colapso cardiocirculatorio que el anciano Pontífice no pudo superar. La triste noticia, pese a ser esperada dada la extrema gravedad de su estado de salud, ha conmocionado al mundo entero que, desde hace días, vivía pendiente de las noticias, cada vez más alarmantes, que llegaban desde Roma.

El mundo entero costernado
Las muestras de dolor y profundo respeto han comenzado a llegar a Roma mientras que miles de personas siguen concentrándose en la Plaza de San Pedro para rezar por su eterno descanso. Las vigilias y misas que se estaban celebrando en todo el mundo por su estado de salud se han convertido en el homenaje sentido de millones de fieles en todo el mundo.

Los fieles reunidos en la Plaza de San Pedro han vivido con emoción contenida la comunicación de la noticia. Todos estaban pendientes de la dos ventanas iluminadas cuando las campanas del Vaticano han empezado a doblar como señal de luto nacional. La luz en las estancias del Santo Padre han simbolizado su vida durante estas últimas horas, luz que tras la noticia del fallecimiento, seguía alumbrando.

El Papa 'ha muerto'
El secretario de Estado vaticano, Angelo Sodano, fue el encargado de entonar el "De Profundis" y posteriormente recitó una plegaria ante los fieles. Muchos de ellos lloraban, conmovidos por la noticia. Posteriormente, los prelados que se encuentran en la escalinata de la Basílica de San Pedro invitaron al silencio para "acompañar al Papa en sus primeros pasos al cielo".

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie