Blanca Romero

Jersey de Mango y zapatillas, el look de Blanca Romero para sus momentos de desconexión en Asturias

Una fórmula de básicos infalible, fácil y cómoda para llevar durante los próximos meses

por Mara Mariño

Muchas veces, la rutina no nos permite dedicarle al armario el tiempo que nos gustaría, de ahí que las mezclas sencillas (con prendas que todas tenemos en casa) sean las más socorridas. Especialmente en estos meses del año, cuando el layering hace imprescindible saber jugar con maestría para que el resultado final de las capas sea tan abrigado como estiloso. Así que hemos fichado a una modelo que ha dado con una de esas combinaciones todoterreno para llevar en cualquier ocasión: Blanca Romero. Y es que la maniquí se prepara para sus momentos de desconexión en Asturias -esos que dedica a disfrutar de la naturaleza, ya sea el mar o la montaña-, con una fórmula de estilo con la que nos ha convencido. Estilismos en los que además reconocemos el sello español de algunas de sus prendas, que están firmadas por Mango. Una serie de looks que ha compartido en su perfil y que hemos analizado al detalle tomando nota de su estrategia.

VER GALERÍA

Blanca Romero celebra sus 44 años en familia y con una bonita dedicatoria

El jersey de canalé de cuello alto -el básico que nunca pasa de modacuesta 29,99 euros. Un diseño que, además de camel como el de la modelo, se encuentra también a la venta en marrón chocolate o en negro. El de Blanca promete ser el más cómodo de todo el invierno. Tiene la manga ancha y una silueta oversize, por lo que permite enfrentarse a las temperaturas más frías del año sin renunciar al confort. Por mucho que en la propia web propongan mezclarlo con unos pantalones rectos a tono, creando una sofisticada combinación monocromática, la maniquí prefirió darle su toque personal: más informal y deportivo.

VER GALERÍA

Del monocromatismo a la carta de colores

Y es que Blanca optó por darle un giro al monocolor convirtiéndolo en un color block en tonos marrones, una estrategia a la que también recurre Máxima de Holanda este otoño y que parece querer llevarle la contraria al uso de una única tonalidad. A cambio, se integran varias -siempre del mismo matiz- más o menos saturadas. ¿La ventaja? Que se crean mezclas muy sencillas sin necesidad de preocuparse por la compatibilidad de las sombras escogidas. De manera que la modelo pudo apostar por unos pantalones pitillos firmados por Mother -una marca de Los Ángeles a medio camino entre la estética indie y el estilo californiano de los años 70- en color beis. De esta manera se 'apunta' al club de Eva González, quien también se resiste a despedirse del vaquero más ajustado del armario.

Ya que estamos a medio camino entre el otoño y el invierno, podríamos coincidir en que, tanto unas botas altas de caña slouch como unos botines, serían el complemento perfecto para ponerle el broche final a su look en marrón. Sin embargo, Blanca apostó por una estética más casual al añadir el calzado preferido para el día a día: las zapatillas de deporte, un éxito del street style. Un modelo blanco firmado por Reebok fue el que escogió para su combinación que no tardó el llevarse el visto bueno -en forma de 'me gusta'- de su hija Lucía.

VER GALERÍA

En cashmere

Otro de los modelos que forma parte de su colección es el diseño de cachemira que compartió la tarde del miércoles. A diferencia del diseño oversize, este resulta algo más ceñido y se encuentra a la venta por 99,99 euros. Disponible en todas las tallas, en esta ocasión Blanca sí podría haberse fijado en la sugerencia de la firma, ya que lo combinó con unos pantalones oscuros firmados por Paige. ¿El toque sporty? Unas zapatillas de Nike a tono para poder andar cómodamente por el paseo marítimo.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie