tapas

Las mejores tapas de Madrid: Tradición y vanguardia se dan la mano

En la capital se dan cita bares y restaurantes donde se puede optar por las tapas más clásicas u otras más vanguardistas. Todas ellas resultan un verdadero placer para el paladar que hace que esta costumbre siga más viva que nunca.

por hola.com

Cualquier época del año es buena para ir de tapas en Madrid. La oferta en bares y restaurantes en la capital de España es amplia y variada. Podemos optar por los locales tradicionales de toda la vida o aquéllos más modernos que quizá nos sorprendan un poco más. Y es que el universo gastronómico que gira alrededor del mundo de las tapas ha evolucionado mucho para ofrecernos creaciones muy singulares.

La costumbre gastronómica de ir de tapas está desde siempre muy arraigada en Madrid. En este sentido, la competencia es tanta que buena parte de los bares y restaurantes madrileños han optado por la creatividad en sus especialidades. Una creatividad que, en la mayoría de las ocasiones, sale algo más cara que la tradición, pero que últimamente está muy de moda.

Muchos de los nuevos locales de tapas creativas que han surgido en Madrid han tomado el nombre de neotabernas, gastrobares, neotascas o gastrotabernas. Son locales que cuidan con esmero sus cartas ofreciendo tapas de gran singularidad para sorprender a sus clientes. Tapas que se inspiran en lo clásico, pero con el aderezo de la creatividad.

Gastronomía que fusiona tradición y creatividad

VER GALERÍA

Marcano (Calle Dr. Castelo, 31)

Marcano es un pequeño restaurante de tapas y gastronomía vasca. Su especialidad en tapas creativas se inicia con un salmorejo con cola de bogavante o una falsa lasaña de morcilla. En su carta también habría que destacar la ensalada de espárragos, los bocartes en salazón caseros, las croquetas de Txangurro o el ceviche de corvina.

O Grelo (Calle Menorca, 39)

Restaurante de platos gallegos en donde también podemos encontrar una amplia oferta de tapas creativas. De entre sus especialidades hay que señalar la empanada de vieiras, el pulpo a la brasa, las alcachofas confitadas, el rape en medallones al ajillo con gambas o el tartar de atún. Para muchos O Grelo está considerado uno de los mejores restaurantes de la capital.

Taberna Pedraza (Calle de Ibiza, 38)

Esta pequeña taberna es todo un referente dentro de las nuevas tapas creativas en Madrid capital. A pesar de ser tapas inspiradas en lo clásico, tienen su toque genuino y particular. La cecina de vaca, los tigres, las croquetas, la morcilla de Beasáin con manzana, la hamburguesa de buey, el ciervo adobado o la tortilla al estilo de Betanzos son algunas de sus delicatessen.

Neotascas o gastrotabernas

Celso y Manolo (Calle Libertad, 1)

Considerada una de las tascas más bonitas de Madrid, su carta está repleta de tapas creativas. Entre ellas resultan imprescindibles el chuletón de tomate de Huesca, el arroz campero con churrasco, chorizo y pimentón de la Vera, o las empanadillas de Móstoles (sí, las de Martes y Trece) de bonito, tomate y huevo duro.

La Gabinoteca (Calle de Fernández de la Hoz, 53)

Este local se ha ganado su puesto en Madrid reinventando la cocina española y dotándola de creatividad. De sus tapas destacaríamos el arroz meloso de casquería fina y setas, el ramen de boletus, el conomaki de chanquetes, el pez de mantequilla a la bilbaína, el tomate de Almería en ensalada o las tostas de pan con un mundo de cositas.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie