Scott Eastwood, mucho más que el hijo de Clint Eastwood

Tras años de duro trabajo, acaba de conquistar la gran pantalla con 'El viaje más largo'

por hola.com

Scott Eastwood ha dejado de ser el hijo de Clint Eastwood para convertirse en la nueva estrella de Hollywood. A sus 29 años, el actor ha conquistado la gran pantalla con El viaje más largo, una adaptación de la obra de Nicholas Sparks, autor de El diario de Noah o Querido John. En el filme, el actor interpreta a Luke Collins, un cowboy que se enamora de Sophia Danko (Britt Robertson), una estudiante de arte. “La película va sobre el sacrificio. De hacer lo que quieres hacer y a la vez sacrificarte por la persona a la que amas”, dice Scott.

VER GALERÍA

De su padre no solo ha heredero su pasión por la interpretación. Scott guarda un gran parecido con él, algo que le enorgullece. Sin embargo, no fue hasta 2009 cuando Scott empezó a utilizar el apellido Eastwood. En sus anteriores películas, Banderas de nuestros padres y Gran Torino, figuraba como Scott Reeves, el apellido de su madre, Jacelyn Reeves, la azafata con la que Clint Eastwood tuvo un romance y una hija además de Scott. A partir de ese momento, las puertas de Hollywood se abrieron para él y en 2014 trabajó junto a Brad Pitt en Corazones de acero.

VER GALERÍA

VER GALERÍA

Aun así, Scott asegura que tener como padre a una leyenda viva del cine no le ha ayudado a abrirse camino como actor. “La gente piensa que me lo iban a poner todo en bandeja, pero no ha sido así”, reconoció en una entrevista. Eso sí, teniendo a un gran maestro en casa, asegura que consejos no le faltan. “Para ser honesto, a mi padre nunca le ha importado si yo era fontanero o si yo era actor. Solo me dijo que hiciera lo que hicera, lo hicera bien, y que fuera humilde y trabajara duro”, reconoció a People.

Antes de ser actor y revolucionar a medio mundo con un reportaje de moda en la revista Town & Country, Scott trabajó como camarero y aparcacoches. Ahora tiene entre manos rodar un filme sobre Edward Snowden bajo las órdenes de Oliver Stone. Y por si esto del cine no llega a buen puerto, Scott preparar su propia marca de whisky.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie