Debut de Caroline Ribeiro como imagen de productos cosméticos

La modelo brasileña firma un contrato en exclusiva con la firma americana Revlon

por hola.com

Brasil es sin duda el país que últimamente mejores modelos está exportando por todo el mundo. Si Gisele Bündchen fue el primer nombre brasileño en alcanzar fama mundial, ahora le toca el turno a una joven morena de 21 años, Caroline Ribeiro.

Esta chica, de piel bronceada y ojos negros, se ha convertido en la nueva reina de la moda. De hecho, pronto se la podrá ver como uno de los nuevos rostros de la firma de cosméticos Revlon. La marca americana ha querido que esta brasileña de 1,80 metros de altura se sume al grupo de nuevas adquisiciones compuesto por la modelo Rhea Durham -quien fue contratada tan sólo hace cuatro meses-, la maniquí surafricana Incola Breytenbach y la actriz Halle Berry. Todas ellas intentarán llegar a un público joven. Un objetivo que Revlon se propuso después de que Cindy Crawford rescindiera su contrato el pasado mes de febrero de 2001.

Este nuevo trabajo para Caroline Ribeiro, que ofrece su imagen más provocativa en la última campaña de la casa Gucci, supone su debut como modelo de productos de belleza, lo que sin duda ha supuesto una gran alegría para esta top model latina. Su agente de la agencia Marilyn, Greg Christenson, confirmó que "Caroline no podría estar más feliz y entusiasmada por representar a Revlon y conseguir su primer contrato exclusivo en el campo de la cosmética".

"Revlon la contrató para su campaña internacional por su belleza, elegancia y gracia", dijo Christenson. Junto a estas cualidades, su agente recalca que su "capacidad de llegar a muchos compradores", sus rasgos latinos y "ser una de las chicas favoritas de Tom Ford" son otras de las armas que han encumbrado a Caroline.

Grandes contratos
Pero su trabajo con Revlon no es el único contrato que la modelo brasileña ha firmado para los próximos meses. La podremos ver en la campaña de primavera 2002 de Valentino fotografiada por Steve Meisel en Beverly Hills y posando para Óscar de la Renta frente a la cámara de Michael Thompson.

A Caroline Ribeiro, además, se le ha visto en múltiples portadas, incluida la de la revista Vogue americana, y en otras muchas campañas, como, por ejemplo, para Zara y Louis Vuitton.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie