Paloma O'Shea, entre los invitados al enlace

La familia Botín se reúne para la gran boda de Carmen, hija de Severiano Ballesteros, celebrada en Cantabria

La novia y su ya flamante marido, el farmacéutico Juan Diego García, han festejado su gran día en la finca de Puente San Miguel

Por Andrea Torrecilla

Carmen Ballesteros y Juan Diego García ya son marido y mujer, tras la gran boda que han celebrado este sábado en Cantabria rodeados de sus seres queridos y amigos. La hija del mítico Severiano Ballesteros y Carmen Botín O’Shea ha dado el 'sí, quiero' a su ya flamante marido en la finca que la familia de ella tiene en la localidad de Puente San Miguel (Reocín). Un lugar que ha sido escenario de otros enlaces del clan, como el de Daria Botín y Aymon Brunel en 2021 o el de Emilio Botín y Victoria Hermosilla el pasado marzo.

Carmen Ballesteros y Juan Diego García el día de su boda

Un día lleno de emociones bajo el sol que se ha dejado ver por momentos, pero en el que la lluvia ha estado presente. De hecho, como podemos ver en las imágenes, los recién casados se han desplazado con ayuda de un paraguas, al igual que han hecho el resto de asistentes. 

Carmen Ballesteros y Juan Diego García

Carmen ha lucido un precioso vestido blanco de la casa Rosa Clará. Un texturizado diseño constituido por busto de mangas largas y escote en forma de corazón con detalles de encaje y transparencias y sobrefalda larga y fluida con cola de gasa añadida sujeta a la cintura. Tampoco pudo faltar el velo para completar el estilismo, que se decantó por un modelo largo en tul que nacía del moño bajo. Por su parte, el novio llevaba un chaqué en color azul, chaleco y corbata en tono marino. La novia, que trabaja en la empresa de aviación The Yugen Gruop desde hace dos años y dos meses como Lifestyle manager, ha optado por rematar el look nupcial con unas sandalias blancas con plataforma y lazada en la zona del empeine y unos pendientes de botón. En cuanto al ramo, optó por las peonías. 

A la felicidad de Carmen de contraer matrimonio, se suma la nostalgia y el recuerdo por la ausencia de su padre. Hace menos de 48 horas, confesaba que "le echaré mucho de menos, pero tengo una sorpresa en su honor", decía en La Razón. Seve, que falleció en 2011, marcó un antes y un después en la historia del golf, consiguiendo un brillante palmarés con distinciones y reconocimientos entre los que destacan dos Masters de Augusta, tres Abiertos Británicos, cinco Ryder Cup y en 1989 recibió el Premio Príncipe de Asturias de los Deportes. Eso sí, Carmen está viviendo este día arropada por su madre, Carmen Botín O’Shea, y sus dos hermanos mayores, Javier y Miguel. 

Fotografías inéditas y la carta de sus hijos: el extracto más emotivo del libro de Severiano Ballesteros

Paloma O'Shea, abuela de la novia

Una boda que ha reunido a importantes personalidades del mundo de las finanzas, ya que la novia atesora apellidos ilustres no solo del deporte sino también del mundo de la banca. Entre los asistentes no podía faltar su tía Ana Patricia Botín, presidenta del banco Santander, y su abuela Paloma O'Shea, filántropa y máxima responsable de la Escuela Superior de Música Reina Sofía. "Mi abuela materna es mi referente de estilo. Me encanta la elegancia que tiene, siempre va bien vestida para la ocasión. Pero, por supuesto, mi tía y madrina Ana, ella es la persona que más admiro en el mundo", contaba Carmen Ballesteros en una entrevista en ¡HOLA!

Miguel Ballesteros Botín, uno de los dos hermanos de la novia

Carmen Ballesteros posa en el banquete con su hermano Javier y un amigo de la familia, Jaime Merino

El lugar de la celebración, la finca de la familia Botín en Puente San Miguel (Reocín, Cantabria), es un enclave único. Un santuario vegetal por sus espectaculares jardines y árboles de muy diversas especies, creado por Marcelino Sanz de Sautuola, antepasado de Emilio Botín y conocido por ser el descubridor de la Cueva de Altamira junto a su hija María. En 1986 fue declarado Bien de Interés Cultural, con la categoría de Jardín Histórico.

Carmen Botín O´Shea, madre de la novia

Los invitados llegando a la finca de Puente San Miguel, donde se ha celebrado el enlace. En esta imagen, Carmen Botín, tía de la novia 

La preboda de Carmen Ballesteros y Juan Diego García 

Carmen Ballesteros y Juan Diego García celebraron su preboda con una fabulosa fiesta en la casa-museo que Severiano Ballesteros construyó en Pedreña, su localidad natal, dando asó comienzo al fin de semana más especial de la vida de la hija menor del golfista, en el que ha tenido presente más que nunca el recuerdo de su padre. Ha sido la propia novia la encargada de compartir a través de su perfil público algunos de los mejores momentos, como esta preciosa instantánea junto a su ya marido durante su preboda, en la que lució un reluciente traje de chaqueta y pantalón en blanco.

Una velada en la que se daban cita los amigos de los novios, así como los familiares más cercanos de los futuros contrayentes como Ana Patricia Botín, presidenta del Banco Santander, que lució con un elegante conjunto de pantalones con estampado paisley en color verde, un bolso a juego con sus iniciales y un jersey fucsia adornado con un collar del mismo tono y un foulard.

Ana Patricia Botín, en la preboda