Terelu Campos debuta en ‘MasterChef Celebrity’ y nos desvela sus secretos para triunfar en la cocina

La presentadora nos cuenta de dónde le viene su talento en los fogones, ¡y nos revela su receta estrella!

Terelu Campos

Te quedan x días gratis. Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Te quedan pocas horas gratis. Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Estás en tu periodo de prueba gratuita. Sigue disfrutando de ¡HOLA!+.

HOLA.com, tu revista en internet

Tu período de prueba gratuita en ¡HOLA!+ se ha activado con éxito

Disfruta de todo el contenido totalmente gratis durante 7 días.

Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Ya tienes una suscripción activa.

Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Terelu es toda una maestra de los fogones. Quedó claro hace un año durante el transcurso de primera entrega de La última cena, donde quedó finalista. Lo volvió a demostrar hace unas semanas ganando Ven a cenar conmigo: Gourmet edition. Y ahora, seguro que lo repite en MasterChef Celebrity 6, donde la presentadora tendrá que competir con David Bustamante, el humorista Miki Nadal o las actrices Vanesa Romero, Victoria Abril y Verónica Forqué, entre otros.

A Terelu, lo de la cocina le viene de familia. “He tenido dos buenas maestras: mi abuela Concha y mi madre. Somos una familia de meternos en la cocina”, explicaba en una entrevista concedida a ¡HOLA!. Hablamos con ella sobre su pasión por la gastronomía, su arte para preparar platos... ¡y nos revela su receta estrella!

8/2019. Madrid. Posado de Terelu Campos©Andrea Savini

–¿Cómo te desenvuelves entre fogones?
–Muy bien. La cocina se me da muy bien. He tenido dos buenas maestras: mi abuela Concha y mi madre. Somos una familia de meternos en la cocina.

–Entonces, te viene la vena cocinillas de la rama Campos.
–Sí, sin lugar a dudas. Durante el confinamiento, hablábamos para ver qué íbamos a cocinar y recordábamos cómo lo hacía la tía o la abuela Concha. Yo siempre he cocinado. Los domingos siempre he tenido, como mínimo, siete o diez personas para comer y cenar.

–¿Preparas platos dulces o salados?
–No hago nada de postre o dulce. Soy de hacer puré de verduras, vichysoisse, sopita de pescado, cocido para el fin de semana, albóndigas normales… También suelo preparar albóndigas de rape, que dicen que me salen muy ricas.

–Eres muy seguidora de la cocina tradicional.
–Sí, no sé hacer cosas raras. Sé preparar un estofado; redondo de ternera blanca, guisada con su salsa de cebollita, zanahoria y vino blanco o cerveza; puré de verduras; el pastel de espárrago; pastel de cangrejo y pimiento; huevos rellenos; ensaladilla rusa; gazpacho; crema de calabacín… Luego me gusta mucho hacer tortilla de berenjena…

–¿Alejandra, tu hija, también es cocinillas?
–No, Alejandra cocina poco. Pero pasó el confinamiento con una amiga que cocina estupendamente y ahora está comiendo unas cosas que no la he visto comer en la vida. La amiga come pescado y es una maravilla.


Albóndigas de rape

Albóndigas©GTres

Tiempo de preparación: 45 minutos

Ingredientes (para 4 o 6 personas):

1/2 kilo de rape ● 2 dientes de ajo ● perejil ● pan rallado ● 2 huevos ● 1 cebolla ● harina ● 1 vaso de vino blanco

Elaboración

  1. Pica el rape en una batidora. A continuación, pone el pescado en un bol, con perejil, sal y dos dientes de ajo en trozos muy chiquititos. Lo mezclas todo hasta darle uniformidad y le añades dos huevos y un poco pan rallado, que absorba el huevo. Haz las albóndigas, de tamaño mediano, y pásalas por harina (muy poquita). No van a quedar perfectamente redonditas porque la masa es muy blandita.
  2. Después, las introduces en una sartén con aceite bien caliente hasta dorarlas solamente por fuera. Por otro lado, pon un fondo generoso de aceite en una olla. Introduce la cebolla que previamente hemos cortado en trocitos chiquititos y déjala prácticamente hasta pocharla. Después, añades una cucharada y media de harina (sopera).
  3. Una vez que la harina se dore, echa las albóndigas y un vaso generoso de vino blanco. Hay que dejar que el vino se evapore, pero baja el fuego para que no se pegue. Tras evaporarse el vino, añade otro vaso generoso de agua, sal, azafrán en hebra y granulado de pollo.
  4. Deja que todo hierva un poquito, sin que se pegue. Lo puedes hace en dos tandas: que hierva diez minutos y luego otros diez, justo antes de comer. El truco es que la salsa no quede aguada, sino espesita, consistente y melosa.

Más sobre