Lydia Valentín

Adiós al sueño olímpico de Lydia Valentín: las causas que le han obligado a retirarse en plena competición

La campeona de halterofilia ha sufrido fuertes dolores, que achaca a una decisión de última hora de la Federación por la que ha sufrido 'problemas a nivel salud'

por hola.com

Lydia Valentín, medalla de oro de halterofilia en Londres 2012, de plata en Pekín 2008 y de bronce en Río 2016, era una de las grandes apuestas de España para sumar un metal más al medallero olímpico de los Juegos de Tokio, pero no ha podido ser. La castellano-leonesa se ha tenido que retirar en plena competición este lunes por fuertes dolores, a pesar de que en la primera parte del campeonato todo parecía ir según lo esperado. Lydia levantaba las pesas con la aparente sencillez de siempre y se situaba en cabeza de su grupo, continuando así en el siguiente ejercicio, el de levantamiento en dos tiempos: levantaba 122 kilos sin problemas, o al menos, sin ningún problema visible porque no ha podido volver a salir al escenario a realizar las pruebas pendientes.

VER GALERÍA

-Simone Biles, la gran estrella de los JJOO de Tokio, se retira también de la final individual

Valentín llevaba tiempo con fuertes dolores en la cadera que le habían impedido entrenar a pleno rendimiento desde hace días y por lo que incluso requirió de una infiltración, que le practicaron en la villa olímpica. Notó que algo no iba bien ya en la arrancada y aun así siguió intentándolo hasta que ya no pudo más: tras levantar los 122 kilos, siguió calentando para realizar el siguiente ejercicio, pero "tenía dolor y no iba a ir a mejor", tal y como ha explicado a los medios españoles presentes en Tokio. Por eso "decidí no salir a los dos últimos intentos. Ahora quiero recuperarme al cien por cien, que es lo que más me interesa".

Quejas a la Federación Internacional de Halterofilia

Acostumbrados a verla haciendo corazones con sus manos cuando gana una competición, sorprende verla tajante al señalar abiertamente las causas que le han llevado a retirarse. Valentín achaca su situación física a la decisión de la Federación Internacional de Halterofilia de cambiar las normas tan solo dos meses antes del inicio de los Juegos Olímpicos, por las que se ha visto obligada a competir en la categoría de 87 kilos, cuando ella lo hacía habitualmente en la de 76 kilos. "El tener que subir de peso tan rápido fue un poco raro", dice Valentín, que . "No sabíamos ni qué clasificación debíamos hacer, yo he estado muy perdida y eso tampoco es bueno para el deportista. Todo esto me ha dado problemas a nivel salud, obviamente".

VER GALERÍA

-¡Doble celebración! Ana Peleteiro bate el récord de España y gana el bronce en la final de triple salto

"La Federación ha hecho lo que le ha dado la gana", apunta. "Que yo no haya podido venir en mi categoría de peso con el ciclo olímpico que había hecho no me parece justo". A pesar de lo ocurrido, Lydia Valentín tiene claro que competirá en los Juegos de París de 2024 y agradece el apoyo a sus seguidores, a quienes pide que no dejen de seguirla porque "queda Lydia Valentín para rato".

Valentín, que es una de las figuras deportivas femeninas más populares de nuestro país, atesora en su palmarés, además de las tres medallas olímpicas, otras cuatro del Campeonato Mundial de Halterofilia (dos de oro, una de plata y una de bronce) y hasta doce en el Europeo (con cuatro oros, cinco platas y tres bronces).

Para conocer lo más relevante de hola.com y no perderte artículos como este, suscríbete a nuestra newsletter aquí.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie