El asombroso parecido del hijo de Simoneta Gómez-Acebo con su tatarabuelo, el Rey Alfonso XIII

Pablo Fernández Sastrón, nieto de la Infanta Pilar, tiene veintiséis años y es la viva imagen del monarca cuando era joven

Hola 4013 Simoneta Gómez Acebo con su hijo en la fiesta de Jaime Costos

Te quedan x días gratis. Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Te quedan pocas horas gratis. Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Estás en tu periodo de prueba gratuita. Sigue disfrutando de ¡HOLA!+.

HOLA.com, tu revista en internet

Tu período de prueba gratuita en ¡HOLA!+ se ha activado con éxito

Disfruta de todo el contenido totalmente gratis durante 7 días.

Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Ya tienes una suscripción activa.

Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Los genes borbónicos desafían al tiempo. Basta con visitar las salas de Goya en el Museo del Prado para comprobar el asombroso parecido entre el rey Juan Carlos y Carlos IV, o entre la infanta Elena y María Luisa de Parma, o entre Felipe de Marichalar y Fernando VII. La semejanza entre Borbones separados por tantos años y acontecimientos históricos es llamativo. Pablo Fernández Sastrón, hijo de Simoneta Gómez-Acebo y José Miguel Fernández Sastrón, es el último ejemplo.

La semana pasada, el nieto de la infanta Pilar acompañó a su madre a una fiesta en casa del ex embajador estadounidense James Costos. Pablo, que cumplió en el mes de mayo veintiséis años, sorprendió a algunos invitados por el parecido que guarda con su madre y con su tatarabuelo, el rey Alfonso XIII. Un siglo y tres generaciones después, es la ‘viva imagen’ el monarca en sus años de juventud: los ojos, la mirada, la nariz, la frente despejada… Es innegable que se parece a su regio antepasado, que subió al trono con solo dieciséis años y reinó hasta 1931, cuando se declaró la Segunda República.

Hola 4013 Simoneta Gómez Acebo con su hijo en la fiesta de Jaime Costos©Pepino Marino
El nieto de la infanta Pilar acompañó a su madre a una fiesta en casa del ex embajador estadounidense James Costos.

Al igual que Alfonso XIII, el hijo de Simoneta y José Miguel Fernández Sastrón tiene rasgos nobles y aires de dandy. Nació el 4 de mayo de 1995 en Madrid, solo un mes y medio después de la boda de la Infanta Elena y Jaime de Marichalar, y es el segundo de los tres hijos que tuvo la prima de Felipe VI con el compositor de bandas sonoras y productor. Tiene un hermano tres años mayor, Luis, y una hermana menor, María de las Mercedes, que en 2019 celebró su puesta de largo.

La boda de sus padres fue uno de los acontecimientos sociales de 1990. La unión de dos dinastías: los Borbón y los ‘reyes de las compras’. El abuelo de José Miguel Fernández Sastrón, Pepín Fernández, fue el dueño y fundador de las famosas Galerías Preciados, una cadena de más de veinte grandes almacenes que hoy forman parte de El Corte Inglés. Al enlace, celebrado en Palma de Mallorca, asistieron los Reyes Juan Carlos y Sofía y sus hijos y los Condes de Barcelona.

Alfonso XIII de joven©Pepino Marino/ GettyImages
Al igual que Alfonso XIII, el hijo de Simoneta y José Miguel Fernández Sastrón tiene rasgos nobles y aires de dandy.

Pablo Fernández Sastrón estudió en el Stonyhurst‘ College, un colegio católico privado ubicado en Lancashire, Inglaterra, dirigido por jesuitas. Su hermano mayor, Luis, también se formó en este centro, que cuenta con una larga lista de exalumnos ilustres: desde el escritor Arthur Conan Doyle, creador de Sherlock Holmes, hasta Matt Greenhalgh, famoso guionista de cine. De pequeño, pasó los veranos entre el campamento de Camp Watitoh, en Estados Unidos, y la casa de su abuela, la infanta Pilar, en Mallorca.

Cuando tenía catorce años, sus padres decidieron separarse de forma amistosa. Tres años después, en octubre de 2012, Simoneta y José Miguel firmaron definitivamente el acuerdo de divorcio, poniendo fin a veintidós años de matrimonio.

Alfonso XIII de joven©GettyImages
Alfonso XIII de joven©GettyImages
Un siglo y tres generaciones después, Pablo Fernández Sastrón es la ‘viva imagen’ el monarca en sus años de juventud.

Tras terminar sus estudios en Inglaterra, Pablo regresó a España para empezar sus estudios de Ingeniería Electromecánica en la Universidad Pontificia de Comillas. Pese a formar parte de la familia del Rey, lleva una vida discreta en Madrid. El año pasado, asistió al funeral de su abuela, la Infanta Pilar, acompañado por su novia, Victoria Aldama, una psicóloga de veintitrés años que realizó su posgrado en la Pontificia de Comillas, la misma universidad donde estudió él.

Hace unos días, su padre se pronunciaba sobre la situación del rey Juan Carlos. “Es una persona que ha hecho mucho por este país y no sé si le están correspondiendo como se merece, pero yo siempre lo admiraré y espero que dure muchos años más”, declaraba el compositor a ¡HOLA!.