Te quedan x días gratis. Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Te quedan pocas horas gratis. Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Estás en tu periodo de prueba gratuita. Sigue disfrutando de ¡HOLA!+.

HOLA.com, tu revista en internet

Tu período de prueba gratuita en ¡HOLA!+ se ha activado con éxito

Disfruta de todo el contenido totalmente gratis durante 7 días.

Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Ya tienes una suscripción activa.

Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Los famosos preparan sus superyates para el verano

Descubrimos los palacios flotantes más impresionantes del mundo

Yates de famosos

Después de un año amarrados por culpa de la pandemia, este verano los megayatesmás fabulosos de mundo volverán a dejarse ver en las costas más preciadas a uno y otro lado del mundo. Ha llegado el modo ‘verano on’. Todo está preparado ya, por ejemplo, en Ibiza y Formentera para recibir a los habituales, como el impresionante Halcón Maltés, el Palladium o el Eos con sus tres mástiles. La Costa Azul se llena de las habituales embarcaciones de recreo que cada año la bordean. Esta semana hemos visto ya el Pacha III, de  Carolina de Mónaco, y Marta Ortega y su marido, Carlos Torretta, fondean en Portofino con el Drizzle, el yate de Amancio Ortega de 67,2 metros de eslora y valorado, según se dice, en 50 millones de euros. Y quizá volvamos a ver por las costas españolas a David Geffen, el magnate de DreamWorks, que pasó el confinamiento navegando por el Caribe con su barco, el Rising Sun . A bordo del megayate de 138 metros, podemos ver a las estrellas de sus películas, desde Leonardo DiCaprio a Orlando Bloom.

Marta Ortega en barco©GTres
Una de las primeras embarcaciones que hemos podido ver es ‘Drizzle’, el yate de Amancio Ortega, con su hija Marta y el marido de ésta, Carlos Torretta, a bordo.

Main era el apodo de mi madre cuando era pequeña. Darle el nombre de mi madre al barco significa no desprenderme de ese mundo que tanto he amado” decía Giorgio Armani en las páginas de ¡HOLA!. La embarcación del diseñador tiene 65 metros de eslora, seis cabinas dobles y ocho para la tripulación. “Me gusta pasar tiempo con amigos bien escogidos e invitados con quienes tengo mucho en común”, nos decía. También el barco de Valentino solía convertirse, antes de la pandemia, en punto de reunión de sus amigos. El  TM Blue y sus 46 metros de eslora recorrían cada año las mejores islas con una troupe de invitados desde Jon Kortajarena hasta Gwyneth Paltrow, pasando por Anne Hathaway u Olivia Palermo. Y no tardaremos en ver navegar a Cristiano Ronaldo y Georgina en el yate que el futbolista adquirió el pasado verano, o al impresionante catamarán que Rafa Nadalestrenó el año pasado. Cubiertas brillantes, tripulación lista, los barcos más espectaculares del mundo levantan anclas y vuelven a navegar.

Yates de famosos©RRSS

Jeff Bezos es el hombre más rico del mundo, con una fortuna que supera los 113 mil millones de dólares, pero no es un multimillonario que suela alardear de sus comodidades. Eso no impide que pueda disfrutar del lujo al más alto nivel, desde impresionantes mansiones al mundo de la navegación, una de sus grandes pasiones. Ejemplo de ello es su yate  Flying Fox , pero ahora se ha concedido un capricho a la altura de su bolsillo; una embarcación que se está construyendo y que será, con un precio de aproximadamente 500 millones de euros,  uno de los más caros historia. Se trata de un mega velero de 127 metros de eslora que llevará un yate de apoyo.

Yates de famosos©www.oceancoyacht.com
Yates de famosos©GettyImages
Una de las grandes pasiones de Jeff Bezos es la navegación, y se está construyendo una embarcación que será, con un precio de aproximadamente 500 millones de euros, la más cara de la historia.

No es la única nave espectacular que surcará los mares, y de hecho, el mismo astillero holandés que lo construye, Oceanco, es artífice de otros impresionantes yates, como el  Seven Seas   de Steven Spielberg, que el famoso director acaba de poner a la venta, o el Nirvana del empresario ruso Vladimir Olegovich Potanin.

El History Supreme se lleva la palma. Construido por el diseñador británico de lujo Stuart Hughes, fue botado en 2006. Un barco con 100 mil kilos de oro platino, otros tantos de diamantes, rocas de meteorito y huesos de Tyrannosaurus Rex. Su coste estimado es de unos 2,4 billones de euros y se sospecha que su actual propietario es, desde 2018, Robert Kuok, el hombre más rico de Malasia. Aunque durante mucho tiempo el yate más caro del mundo fue el Eclipse, una embarcación de 800 millones de euros, equipada con un submarino en su interior y un sistema de defensa antimisiles. Botado en 2009, sigue estando entre los yates más grandes del mundo y pertenece al millonario ruso  Roman Abramovich. Tiene 170 metros de eslora y necesita una tripulación de 70 personas para navegarlo. Tiene 24 suites para invitados, una principal con techo descapotable dos piscinas, varios jacuzzi, sauna, discoteca, cine y gimnasio, además de dos helipuertos.

Yates de famosos©GettyImages
Steven Spielberg, acaba de poner a la venta su yate ‘Seven seas’.

Claro que el actual propietario del club de fútbol inglés Chelsea está rematando en el astillero alemán Lloyd Werft en Bremerhaven su última joya, que estará lista, previsiblemente, es verano. El  Solaris  , que toma su nombre de la estrella de la constelación de Pegaso, tiene 140 metros de eslora y 48 camarotes totalmente equipados además de los de la tripulación, un total de sesenta personas. Cuenta con 8 cubiertas donde habrá espacio para una piscina, una zona de baño, jacuzzi y hasta un spa. Y, tampoco faltará un helipuerto en la zona de popa.

Azzam es otro de los impresionantes barcos de nuestra lista. Su valor se estima en unos 600 millones de euros y su actual propietario es el jeque Jalifa bin Zayed Al Nahayan, Presidente de los Emiratos Árabes Unidos y Emir de Abu Dhabi. Poco se sabe de lo que alberga, aunque si ha trascendido que tiene 48 camarotes en sus 180 metros de eslora, de los cuales 30 son para la tripulación y 18 para invitados. Su casco está construido en acero y tiene siente cubiertas.

Yates de famosos©GettyImages/ Gtresonline
El millonario ruso Roman Abramovich tiene uno de los yates más grandes del mundo.

El Serene es más valioso por lo que alberga que por lo que vale en sí mismo, 485 millones. Resulta que después de mucho tiempo sin saber de su paradero, el cuadro de Leonardo Da Vinci Salvator Mundi adorna una de su paredes. Al menos, eso es lo que se dice. Fue botado en 2011 y actualmente es propiedad de  Mohamed Bin Salman, príncipe heredero de Arabia Saudita. Su suite principal tiene vistas bajo el agua, dispone de una piscina cubierta, dos helipuertos y un submarino. Sus siete cubiertas se iluminan de color verde por la noche y cuenta además con spa, sala de cine, teatro y una pared de escalada. El año pasado fue fondeado al abrigo del cabo Finisterre, en A Coruña.

Topaz es otra de las embarcaciones de superlujo que está en el top ten. Es propiedad del multimillonario Mansour bin Zayed bin Sultan Al Nahyan, viceprimer ministro de los Emiratos Árabes Unidos y miembro de la Familia Real de Abu Dhabi. Está valorado en 465 millones de euros y Leonardo DiCaprio se ha alojado en él. En sus 147 metros de eslora hay dos helipuertos, gimnasio, sala de cine, salón de conferencias piscina y dos jacuzzi exteriores. Sus ocho cubiertas de comunican con ascensor y entre ellas se reparten 26 suites.

Yates de famosos©GettyImages/Gtresonline
Poco se sabe de lo que alberga el yate del jeque Jalifa bin Zayed Al Nahayan, Presidente de los Emiratos Árabes Unidos y Emir de Abu Dhabi.

Ibiza y Formentera son los destinos favoritos del Motor Yatch A, la inicial del nombre de sus propietarios, Andrey Melnichenko y su mujer, Aleksandra. Con una eslora de 119 metros, puede albergar 14 huéspedes y 54 tripulantes y puede atravesar el hielo en zonas árticas. El barco tiene helipuerto, discoteca, y un sin fin de diversiones acuáticas a bordo. El multimillonario chino Samuel Tak Lee es el propietario del Pelorus, de 115 metros, que compró por 300 millones de dólares. Fue construido en Alemania en 2003, para un multimillonario saudita que luego lo vendió a Abramovich, quien incluyó varias modificaciones, como helipuerto adicional, un sistema de escape mejorado y un mástil de popa. Otro superyate capaz de dar la vuelta al mundo es el Al Said, nombre de su dueño,  el sultán de Omán, fallecido hace un año. En el momento de su construcción, en 2008, era segundo más grande del mundo, con capacidad para albergar hasta 70 invitados y 154 tripulantes, con piscinas, spa, solarium, helipuerto en popa y un teatro con capacidad para todos los integrantes de una orquesta de 50 músicos.

Dubai, como su propio nombre indica, es la embarcación de Mohammed bin Rashid Al Maktoum, el Primer Ministro de los Emiratos Árabes Unidos y el gobernante del Emirato de Dubai. En sus 163 metros de eslora aloja a 24 invitados en doce suites equipadas todas con balcones. Entre las comodidades de este palacio flotante están las habituales como piscina, cine, gimnasio, discoteca, barbacoa, submarino, helipuerto, además de un spa con talasoterapia, ascensores que conectan todas las cubiertas y una enorme plataforma de baño para deportes acuáticos.

Yates de famosos©GTres
El ‘Serene’, que alberga en su interior un cuadro de Leonardo Da Vinci (al menos, eso es lo que se dice), actualmente es propiedad de Mohamed Bin Salman, príncipe heredero de Arabia Saudita.

Dilibar, del multimillonario ruso Alisher Usmanov, es el único del mudo –que se sepa- que dispone de farmacia y un quirófano. Puede hospedar a 80 tripulantes y 40 invitados, que pueden disfrutar de piscina de hidromasaje en la cubierta principal, discoteca, un gran cine, piscinas y dos helipuertos. Tiene 154 metros de eslora, lo que le convierte en uno de los más grandes del mundo y su valor está estimado en más de 250 millones de dólares. Durante varios años fondeó en Barcelona y se convirtió en toda una atracción turística.

 Al Mirqab es un megayate conocido aquí ya que ha pasado varias temporadas en puertos españoles, como, por ejemplo, en el  Club de Mar, en Palma de Mallorca. Su propietario es Hamad bin Jassem bin Jabr Al Thani, político catarí miembro de la familia real de Qatar y ex Primer Ministro de Qatar. Su valor se estima en más de 25 millones de dólares y se considera una de las embarcaciones más bonitas del mundo en su género. Como todo el resto de superyates, tiene todo lujo de talles para acomodar a sus diez invitados en impresionantes suites –la del propietario ocupa toda una cubierta- como piscina cubierta, bares exteriores, cine, discoteca y un helipuerto sobre el puente de mando. Tiene submarino y sistema de defensa antimisiles.

Yates de famosos©GettyImages
‘Topaz’ es otra de las embarcaciones de superlujo que está en el top ten. Es propiedad del multimillonario Mansour bin Zayed bin Sultan Al Nahyan, viceprimer ministro de los Emiratos Árabes Unidos.

Actualmente en plena construcción, el Streets of Monaco, se convertirá en el yate más llamativo del mundo –y caro, con un precio estimado de un billón de euros-. Todavía no se le conoce dueño, pero lo que se ve en su diseño es que es Mónaco sobre el mar y al igual que en el principado se puede encontrar el hotel de París, el Palacio Grimaldi, el casino, el hotel Loews, el puerto de Hércules y el club de La Rascasse.