Melania Trump

Se trasladó con su marido Donald Trump a su mansión en Mar-a-Lago

Visitas al spa y tardes con su hijo Barron: la rutina de Melania Trump en Florida

La ex primera dama lleva una vida discreta con la que está 'feliz y relajada', según apuntan algunas fuentes a la CNN

por M. J. Somoza

Melania Trump dijo adiós en enero a la Casa Blanca, una residencia en la que se intuye nunca estuvo del todo cómoda, para iniciar una nueva etapa en su mansión de Mar-a-Lago en Palm Beach, Florida. Es el lugar escenario de una rutina marcada por la discreción y la dedicación a su familia que la hace estar “feliz y relajada”, tal y como algunas fuentes han contado a la CNN. No sería un estilo de vida muy distinto al que llevó en los últimos cuatro años pues, pese a que su marido era el presidente de los Estados Unidos, siempre mantuvo un perfil bastante discreto, de ahí las especulaciones de que no estaba a gusto con las responsabilidades que se le suponían.

¿Cuáles son las claves de la nueva vida de Melania Trump? Ella misma las escenificó a su llegada a Florida

El adiós de Melania Trump, la primera dama que 'hablaba' con los gestos

VER GALERÍA

La misma cadena informa de que “sigue haciendo aquellas cosas que le gustan” ahora que no tiene además una agenda marcada por los compromisos oficiales. Y entre estas ocupaciones estarían la de cuidarse en un entorno relajante, el spa de Mar-a-Lago, que parece que visita con cierta asiduidad para someterse a algún tratamiento. Por las tardes, divide su tiempo entre su hijo Barron, de quince años, sus padres y también su marido Donald Trump, cuya familia, por ejemplo sus hijos Ivanka, Donald Jr. y Tiffany, también se ha trasladado a Florida. La misma cadena ya informó a finales del pasado año que Melania tenía ganas de dejar la vida de Washington.

Un adiós con mucho simbolismo

Es precisamente lo que parece que escenificó a su llegada a Florida en enero, tras abandonar la capital con su marido. Subió al avión con unos altísimos tacones de Christian Louboutin y un Birkin de Hermès, de negro riguroso, a juego con el conjunto de Chanel de la colección Metiers D'Art 2019, que constaba de una falda lápiz y una chaqueta corta de manga francesa en tweed. Un “lamento” por la vida que dejaba atrás que duró unas dos horas, el tiempo que tardó en llegar al estado del sol. Melania bajó la escalerilla como una mujer nueva: con zapatos planos y un vestido suelto de Gucci con un print de figuras geométricas, una imagen que, a juicio de muchos, significaba liberación.

VER GALERÍA

Se abría entonces un amplio abanico de oportunidades para ella y las miradas se centraban en lo que ocurriría con su vida personal. A los desplantes tan comentados que ha tenido en los últimos cuatro años con su marido, se unió el que protagonizó mientras Donald Trump se detenía para saludar a los pies de la escalerilla del Air Force One tras dejar Washington: Melania se soltaba de su brazo para continuar su camino hacia el coche. Sin esperar a su marido y sola, entraba en el mismo. Por el momento no ha transcendido ningún detalle que implique un cambio en su situación y siguen juntos en Florida con una vida, en cierto modo, “anónima”.

Melania Trump: una modelo en la Casa Blanca   

Haz click para ver ‘Melania Trump: una modelo en la Casa Blanca’, un programa especial en el que repasamos la vida de la cuadragésimo séptima Primera Dama de Estados Unidos incluyendo sus primeros pasos en la moda o su historia de amor con Donald Trump. Puedes ver más en la nueva plataforma de vídeo ¡HOLA! PLAY, donde encontrarás programas de cocina, moda, decoración y documentales biográficos de ‘royals’ y ‘celebrities’. ¡No te lo pierdas!

Loading the player...

Para conocer lo más relevante de hola.com y no perderte artículos como este, suscríbete a nuestra newsletter aquí.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie