María José Campanario

Vuelve a lucir su tono habitual de pelo

En ¡HOLA!, mientras espera recibir el alta, la mejor medicina para María José Campanario es su familia

La mujer del diestro lleva dos meses ingresada en una clínica de Málaga y tiene permisos puntuales para estar con los suyos

por hola.com

Cuando uno no se encuentra en su mejor momento no hay medicina más importante que la familia. Eso lo sabe bien María José Campanario que lleva dos meses ingresada en una clínica malagueña, de la que aún no ha recibido el alta. Sí que obtiene la mujer de Jesulín de Ubrique algunos permisos puntuales que le permiten pasar tiempo con los suyos. En las páginas de la revista ¡HOLA! de esta semana se pueden ver las imágenes de María José, sonriente y visiblemente recuperada, disfrutando de una tarde con su marido, sus hijos, sus padres y su suegra.

VER GALERÍA

El grupo estuvo tomando algo en una cafetería cercana a la casa de la pareja, una imagen de normalidad en la que se aprecia el nuevo cambio de María José, que ha dejado el rubio platino con el que impactó hace algunas semanas para volver a su color habitual de pelo. En estas instantáneas se puede ver la sonrisa de la odontóloga al recibir un abrazo de su hijo, una tierna fotografía que demuestra que el cariño de los suyos es una de las cosas que más la ayuda en estos momentos.

Según ha podido saber ¡HOLA!, aunque está mejorando cada día y están muy satisfechos con los resultados, su estancia en el Seranil se extenderá durante las próximas semanas y quizá hacia mediados de septiembre pueda decir adiós a la clínica. Allí continúa el tratamiento para controlarle la medicación que ha recibido por su enfermedad (fibromialgia), regularle el sueño y la alimentación, tal y como nos reveló ella misma. María José sigue así, en contra de lo que se ha comentado, su ingreso aunque con salidas puntuales para estar con su marido.

“Necesitaba que me ayudaran a regular el sueño, no descansaba. He llegado a dormir tres horas en una noche y eso es muy difícil de aguantar” contaba María José en las páginas de ¡HOLA! hace algunas semanas. El dolor que le causa su enfermedad generaba una necesidad de medicación, esta le trastocaba el sueño y como consecuencia desorganizaba su alimentación. En la clínica tienen un nutricionista que le ha puesto una dieta sana para que recupere fuerzas, todo en su vida tiene que quedar perfectamente regulado para que así cuando salga esté como nueva.

Para conocer lo más relevante de hola.com y no perderte artículos como este, suscríbete a nuestra newsletter aquí.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie