Terelu Campos se derrumba: ‘Hay veces que uno no puede más’

por hola.com

Terelu Campos no se repone de su reciente ruptura con José Valenciano. Tras el anuncio de la noticia, que fue portada de la revista ¡HOLA! la semana pasada, la presentadora confiesa que está viviendo una época dura que le está afectando también en el trabajo. “No estoy en el mejor momento personal y profesional. Todas esas cosas van sumando y hay veces que uno no puede más", aseguró ayer en el programa Sálvame.

“Pedí a mis directores que no me dejaran venir hoy porque no me encontraba bien y nunca he faltado a mi trabajo jamás en mi vida, a menos que fuera una causa mayor", añadió. Su ruptura con José Valenciano es muy reciente, una noticia que dio a conocer la protagonista hace unos días a través de un comunicado. Además, en la entrevista que dio el pasado viernes en el programa Sálvame Deluxe aseguraba que había sido un duro golpe en su vida.

VER GALERÍA

“A mí me ha dolido mucho esta ruptura, cuando lo hablaba con José cuando decidimos terminar esta relación, le miraba y le decía que nunca pensé que pudiésemos llegar a esto. Pensé que José iba a ser un hombre mucho más asentado en mi vida”, dijo y tildó de fracaso la ruptura. A esto se suma la reciente muerte de su tía Araceli a causa de un cáncer.

Ayer Terelu Campos mantuvo un acalorado altercado con Kiko Hernández en el plató de Sálvame porque el colaborador acusó a la presentadora de decirle que no le concedería más entrevistas para la revista ¡QMD! Algo que Terelu negó rotundamente: “Jamás”, dijo. Todo esto sucede tras la entrevista que Kiko le hizo a su expareja. “Nunca he chantajeado a Kiko Hernández, nunca en mi vida, jamás”, se defendía Terelu.

- Terelu Campos tilda de 'fracaso' su ruptura con José Valenciano

- En ¡HOLA!: Terelu Campos rompe con José Valenciano

- El cumpleaños más difícil para Terelu Campos

Terelu aseguró sentirse “indefensa”. “No puedo con las injusticias”, manifestaba. "Esas son las cosas que a lo largo de mi vida han sido más complicadas para mí", aseguraba. "Siento que no me puedo defender", decía. Recordó a su tía y dijo que el día anterior había sido "bonito", pero también "demoledor", porque los alumnos de su tía le habían hecho un homenaje. "Está todo muy reciente", decía. "Te sientes impotente y perdido", añadía.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie