Asturias: dos pueblos de postal y una costa de vértigo

Luarca y Cudillero, dos de las localidades asturianas más pintorescas, son el alfa y el omega de este recorrido que, a lo largo de 60 kilómetros, discurre por los acantilados de la costa occidental del Principado. Por el camino, nos asomaremos a dos cabos espectaculares, Busto y Vidio. Y a mitad de trayecto, descubriremos la playa del Silencio, tan impresionante que nos dejará sin habla, como dice su nombre

Ruta por Asturias ¡HOLA! Viajes
Por C. Romero Muñoz

Te quedan x días gratis. Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Te quedan pocas horas gratis. Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Estás en tu periodo de prueba gratuita. Sigue disfrutando de ¡HOLA!+.

HOLA.com, tu revista en internet

Tu período de prueba gratuita en ¡HOLA!+ se ha activado con éxito

Disfruta de todo el contenido totalmente gratis durante 7 días.

Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

Ya tienes una suscripción activa.

Recuerda navegar con tu sesión iniciada.

En las numerosas listas que se hacen de los diez pueblos asturianos más bonitos, Luarca siempre aparece entre el segundo y el décimo lugar. El primero es Cudillero. No hay discusión. Tampoco se discute que lo más bonito de Luarca es su cementerio, abierto a todos los vientos en el promontorio de la Atalaya, junto a la ermita de la Virgen Blanca y el faro. Aquí está la tumba del luarqueño Severo Ochoa, humilde comparada con los panteones de los indianos, y rodeando los acantilados, el omnipresente Cantábrico.

Ruta por Asturias ¡HOLA! Viajes©GettyImages
Ruta por Asturias ¡HOLA! Viajes©AWL Images
Vista aérea de la playa del Silencio, que no es de arena, sino de cantos rodados, y cuyo atractivo es geológico, además de estético. Arriba, Cudillero, con sus casas de vivos colores escalonadas sobre el puerto viejo.

Después de pasear por el cementerio apetece ver la vida bullir en La Fonte Baxa, un fabuloso jardín con vistas al mar que el abandono había convertido en una selva y que ahora, recuperado, sorprende con sus helechos gigantes de Tasmania, sus infinitas flores (hortensias, camelias, magnolias…) y sus árboles centenarios, incluso milenarios. Otra buena dosis de naturaleza la encontramos en las playas de Otur, de Portizuelo y de Cueva. La primera es la favorita de las familias, porque la marea forma grandes charcas que el sol templa y los niños disfrutan.

Dejando atrás el cabo Busto, la ruta por la acantilada costa occidental continúa rumbo a Cadavedo, que fue elegido el pueblo más bonito de Asturias en 1954, cuando Cudillero aún no copaba la primera posición. Está lleno de hórreos –¡más de cien!–, casas con cuidados jardines y coquetas villas indianas. Dos de esos hórreos se encuentran en el promontorio de la Regalina, donde hay una ermita al borde del acantilado y una vista vertiginosa de la playa de la Ribeirona y el resto del quebrado litoral.

Ruta por Asturias ¡HOLA! Viajes©makasana photo / Alamy Stock Photo
Ruta por Asturias ¡HOLA! Viajes©AWL Images
El promontorio de la Atalaya de Luarca, donde se encuentra su cementerio, uno de los más bellos de España, es un mirador excelente. En él reposan los restos del luarqueño Severo Ochoa.

Casi de puntillas, el visitante se acerca a la playa del Silencio, el rincón más bello y dramático de este tramo de la costa asturiana. Todo es de piedra en este arenal de la vecindad de Castañeras: los acantilados, los escollos, el lecho de cantos rodados... Una playa para bucear, para recolectar bígaros o para hacer fotos de la pétrea concha de 330 metros, situada bajo un escarpado promontorio con perfil de cachalote.

La penúltima parada de la ruta la hacemos en el cabo Vidio, a solo diez kilómetros de la última: Cudillero. El cabo es una afilada punta de cuarcitas y pizarras, con una caída de 70 metros, desde donde se contemplan a vista de cormorán moñudo (ave que anida aquí) los acantilados e islotes de la costa occidental y, los días claros, hasta la coruñesa Estaca de Bares, que dista 120 kilómetros. La que no se ve, porque está bajo tierra, al pie del faro, es la gruta de la Iglesiona. Si el viajero es ágil y está en forma, con la marea baja y el mar en calma, se puede bajar y subir en una hora para curiosear en el interior de esta catedral esculpida por las olas, cuya bóveda aseguran que ronda los 60 metros de altura.

Ruta por Asturias ¡HOLA! Viajes©Eduardo Blanco
Una hilera de islotes de piedra que surgen del mar, restos de una antigua punta fracturada de cuarzo y pizarra, son el rasgo característico de la playa de Gueirúa, a la que se accede desde el pueblo de Santa Marina por una senda de algo más de un kilómetro y un tramo final con escaleras. Esta zona, conocida como La Forcada, divide la playa de su vecina del Calabón.

‘El anfiteatro’. Así le dicen al puerto de Cudillero. Escalonadas en el monte, sus casas rosas, naranjas, azules, amarillas y blancas semejan palcos, y la plaza de la Marina hace de escena. El puerto antiguo, ya sin actividad pesquera, ha quedado como lugar para pasear, bien por la ruta que sube suavemente hasta el faro o por la de los miradores, ocho balcones que se descubren subiendo y bajando por las callejuelas del casco antiguo. El más significativo de estos es el del Baluarte, al que se asomaban las mujeres para otear la arribada de las lanchas.

Los barcos ahora zarpan del puerto nuevo, y a él retornan por la tarde para descargar junto a la rula (lonja). El pulpo, la caballa y el bonito se envasan en aceite. Y la merluza, siempre de pincho, se prepara en los restaurantes de mil maneras.

Ruta por Asturias ¡HOLA! Viajes©Turismo de Asturias/Juan de Tury
Atardecer en un mirador de cabo Busto, asomado a los magníficos acantilados moldeados por el Cantábrico.

No dejes de...

Asomarte a los acantilados del Cabo de Busto. A 15 kilómetros de Luarca y en torno a un faro, son los más verticales de la costa occidental asturiana. Un sendero circular de siete kilómetros, prácticamente llano y bien señalizado que empieza y acaba en el pueblo de Busto, bordea esta bucólica península tapizada de verdes prados. A un lado, el rumor del mar y el graznido de las gaviotas; al otro, los cascabeleos, relinchos y mugidos de un mundo rural intacto.

Guía práctica

Guía práctica

Ruta por Asturias ¡HOLA! Viajes©makasana photo / Alamy Stock Photo
Cómo llegar

Luarca está en la costa occidental de Asturias, a 93 kilómetros de Oviedo. A todos los puntos de la ruta, de 60 kilómetros, se accede desde la autovía A-8.

Qué ver

LUARCA. Además del cementerio, el bosque-jardín de La Fonte Baxa (valdes.es/bosque-jardin-de-la-fonte-baxa) es otro mirador excelente, y uno de los mayores botánicos privados de España. Para no perderse, hay seis paseos autoguiados. PROMONTORIO DE LA REGALINA. Una ermita y dos de los más de cien hórreos que hay en Cadavedo (salida 450 de la A-8) pueblan esta punta rodeada de acantilados. PLAYA DEL SILENCIO. Se encuentra en Castañeras, a la que se llega en coche por una pista de hormigón (800 metros) y luego a pie por una senda (300 metros). CABO VIDIO. En Oviñana (salida 438 de la A-8), a 33 kilómetros de Luarca y 12 de Cudillero, se halla uno de los mejores observatorios de la costa occidental. Bajo tierra, en la vertical del faro, se esconde la gruta de la Iglesiona, solo accesible con marea baja y en calma, buen tiempo y aceptable forma física (rutasmontanaasturias.com). CUDILLERO. Sus casas de colores se escalonan sobre el puerto viejo.

Dónde dormir

Cantexos (Luarca, hotelruralcantexos.com). Hotelito rural con encanto y detalles muy cuidados. 3 CABOS (El Vallín, hotelrural3cabos.com). Lo moderno y lo tradicional se combinan atrevidamente en las nueve habitaciones de este hotel rural a ocho kilómetros de Luarca. LA CASA DE LAS CAMELIAS (Busto, lacasadelascamelias.com). Hotel boutique tranquilo, con muchas flores y desayunos caseros. TORRE DE VILLADEMOROS (Cadavedo, torrevillademoros.com). Una torre medieval, habilitada como suite, da nombre a este pequeño gran hotel donde se cenan verduras de su huerto, carnes asturianas y pescados del Cantábrico. CASONA DE LA PACA (El Pito, casonadelapaca.com). Habitaciones y apartamentos en una casona de indianos cerca de Cudillero.

Dónde comer

LA FAROLA (Luarca, tel. 620 81 00 82). Familiar, pequeño, acogedor… PASTELERÍA CABO BUSTO (Busto, tel. 635 59 01 94). Tartas asturianas y postres de vanguardia en una casa de cuento a dos kilómetros del cabo que le da nombre. CABO VIDiO (Oviñana, cabovidio.com). Cocina de calidad en un comedor con vistas al jardín. También es una buena opción para alojarse. CASA JULIO (Cudillero, tel. 617 43 82 54). Las zamburiñas, los chipirones rellenos y el cachopo de cecina son platos que hay que probar en este local popular donde se come a buen precio lo mejor del mar y de la tierra.

Más información

Turismo de ASTURIAS, turismoasturias.es


Más sobre