gabriella-monaco1

Gabriella de Mónaco hace sus pinitos como esquiadora con sólo tres años

La hija de Alberto y Charlene de Mónaco ha disfrutado de su primera jornada de nieve a juzgar por las imágenes que ha compartido su orgullosa madre

por hola.com

Perfectamente equipada y con una maestría impropia de una niña de sólo tres años. La soltura con la que la pequeña Gabriella de Mónaco ha iniciado su primera jornada sobre unos esquís se aleja de los miedos propios de una principiante. Así lo ha mostrado orgullosa la princesa Charlene en sus redes sociales, anunciando la nueva afición de su hija. "Primera vez de la princesa Gabriella sobre esquíes (3 años)", escribía la esposa de Alberto de Mónaco incidiendo, eso sí, en la corta edad de la melliza de Jacques para que así quedara constancia de la valentía y el desparpajo de la pequeña descendiendo las nevadas laderas.

Con la ayuda de un monitor, Gabriella de Mónaco se ha dejado ver en un vídeo que muestra sus avances sobre los esquís. Ataviada con un mono en tono rosa, casco blanco y botas a juego, la hija de Charlene de Mónaco ha dado muestras de su dominio y, sobre todo, de su concentración ante las indicaciones dadas por su profesor. Su hermano Jacques, por su parte, no aparece en este vídeo compartido con los casi 40.000 seguidores de Instagram de la esposa de Alberto de Mónaco. En él muestra lo que parece una clase de esquí para niños en la que, acompañados de sus padres, pierden el miedo a las cuestas al tiempo que se familiarizan con este deporte, muy practicado por cierto por gran parte de la realeza europea.

 

Princess Gabriella’s first time on skis (Age 3)

Una publicación compartida de HSH Princess Charlene (@hshprincesscharlene) el

Lo cierto es que poco a poco los hijos de Alberto y Charlene de Mónaco acaparan todas las miradas en cada uno de los actos públicos que protagonizan. El último tenía lugar hace tan sólo unos días durante la tradicional festividad de Santa Devota, la patrona del Principado. Tanto Jacques como Gabriella acudieron junto con sus padres a la multitudinaria misa celebrada en Montecarlo y a la procesión. En ese momento, los mellizos mostraron su lado más tierno al intercambiarse un emotivo y fraternal abrazo que no pasó desapercibido. Con sus respectivos juguetes en la mano, los dos hermanos dejaron patente la buena sintonía que existe entre ellos con su cariñoso gesto, muy distinto al de un año antes, cuando fueron las miradas traviesas entre los barrotes del palacio los que acapararon todo el interés de sus conciudadanos.

¡Amor de hermanos! Los mellizos de Alberto y Charlene de Mónaco, más tiernos que nunca

Unos días antes, la princesa Charlene, ejerció de perfecta fotógrafa durante una jornada de juegos en los columpios y una posterior visita a una exposición de coches. Los mellizos, como si de modelos se trataran, posaron para su madre en una auténtica sesión de fotos de la que la esposa de Alberto de Mónaco dio buena cuenta en su perfil personal de Instagram. La princesa Charlene es, de hecho, uno de los miembros de la realeza más activos en lo que a redes sociales se refiere y habitualmente relata en ellas su día a día y el del resto de su familia, tal y como ha sucedido ahora con el debut como esquiadora de Gabriella de Mónaco.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie