Los mellizos de Mónaco, Jacques y Gabriella, serán bautizados el 10 de mayo

El Príncipe Heredero y su hermana, la condesa de Carladés, nacieron el pasado 10 de diciembre, inundando de alegría las vidas de sus padres, el príncipe Alberto II y la princesa Charlene

por hola.com

Este año está siendo y será inolvidable para la Familia Grimaldi: Presentaciones, bodas y un baby boom que ha llenado, y seguirá llenando, de alegría el Palacio de Mónaco. La siguiente celebración ya está marcada en el calendario y volverá a tener como protagonistas a los más pequeños de la casa: el príncipe heredero Jacques y la princesa Gabriella serán bautizados el próximo 10 de mayo en la Catedral de Mónaco.

VER GALERÍA

El Palacio ha dado hoy la buena noticia y siguiendo los deseos del príncipe Alberto de celebrar sus alegrías con el pueblo monegasco, todos los residentes del Principado podrán estar presentes en el recorrido que harán los pequeños desde la Catedral al Palacio, un paseo que traerá a la memoria a aquel inolvidable itinierario que hicieron los príncipes Alberto y Charlene, el 27 de junio de 2011 con motivo de su boda . Para aquellos que no puedan acercarse hasta las calles de Mónaco, se anuncia que la ceremonia será televisada, y es que no todos los días se bautiza al Heredero de una Corona.

Desde el pasado 7 de enero, cuando fue la presentación oficial de los mellizos y se asomaron por primera vez al balcón principal del Palacio ante la mirada de casi toda la familia Grimaldi, no hemos vuelto a ver a los hijos de los Príncipes, que vinieron al mundo el 10 de diciembre.

Han pasado cincuenta y seis años desde que Mónaco bautizó a un Heredero, al que ostentaba entonces el título de Marqués de Baux, al pequeño príncipe Alberto que dormía plácidamente entre los brazos de la princesa Grace, mientras una salva de aplausos llovía sobre él en la tarde del 21 de abril de 1958.

VER GALERÍA

“Os pido, todo vuestro afecto para el Príncipe Heredero”, dijo entonces el príncipe Raniero en una cita histórica -que se volverá a vivir muy pronto- en la que se celebró a la vez la presentación oficial y el bautizo de Alberto II, que había nacido 14 de marzo de 1958 y tuvo a la reina Victoria Eugenia de España como madrina.

Tras la cita del 10 de mayo, la familia se volverá a reunir para la boda de Pierre Casiraghi y Beatrice Borromeo y, en este año de alegrías que rodea a los descendientes de Raniero y Grace de Mónaco, el 11 de julio se celebra el aniversario por los diez años de reinado de Alberto II, otro momento para disfrutar en familia y con su pueblo.

Durante las celebraciones del 11 de julio con motivo de esa década del soberano en el trono -sucedió a su padre Raniero III de Mónaco en abril de 2005- se ha acordado que se haga entrega del regalo que el pueblo monegasco quiere otorgar a los mellizos con motivo de su bautizo.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie