duquessussex-getty

¿Seguirán los duques de Sussex la tradición en el bautizo de Archie Harrison?

La próxima cita del pequeño en sociedad será por su bautismo

por hola.com

El pequeño Archie tiene solo cinco días, pero su agenda pronto tendrá que incluir su próximo evento en sociedad. Desde que le vimos la carita el pasado miércoles, contamos las horas para ver de nuevo al bebé y probablemente será en su bautizo. Esta ceremonia siempre ha seguido un esquema muy similar en cada uno de los miembros de la Familia Real británica, pero cabe la posibilidad que el príncipe Harry y Meghan Markle decidan dejar la tradición a un lado e introducir alguna innovación en este ritual.

Los Duques de Sussex presentan a su primer hijo

Las tradiciones más peculiares de los bebés reales que seguirán (o no) los duques de Sussex

Si todo transcurre según lo habitual, el bautismo se producirá en tres o seis meses aproximadamente. Su primo George de Cambridge recibió su primer sacramento a los tres meses, aunque sus hermanos Charlotte y Louis se adelantaron y lo hicieron con solo dos. Teniendo en cuenta el parón veraniego, cabría esperar que la ceremonia tenga lugar en torno al mes de julio.

En cuanto al templo escogido, sería una sorpresa que no fuera la capilla de San Jorge en Windsor, ya que no solo está en las inmediaciones de su residencia, sino que tiene un gran significado para los duques de Sussex. Además de haber sido el escenario de su enlace en mayo de 2018, el príncipe Harry también fue bautizado en esa iglesia.

VER GALERÍA

Aunque la indumentaria del niño suele ser previsible, tal vez quieran innovar. No obstante, la mayoría de los bebés reales visten para la ocasión un faldón de encaje y seda satinada de Honiton. Se trata de una réplica del que llevaron entre otros, el príncipe Guillermo y la reina Isabel II. Se lavaba en agua de manantial y se almacenaba en la oscuridad entre bautizo y bautizo, pero en 2004 se decidió que la prenda era demasiado delicada para reutilizarla y se encargó una réplica exacta.

Entre los asistentes al evento, se espera la presencia de los duques de Cambridge y sus hijos, al menos los dos mayores, así como la de Carlos de Inglaterra y su esposa, la duquesa de Cornualles. La Reina y el duque de Edimburgo también podrían asistir, aunque el año pasado no estuvieron en el de su bisnieto Louis. La madre de Meghan, Doria Ragland, muy probablemente volará desde Los Angeles para estar al lado de su hija y su nieto en un día tan importante.

¡Un bautizo distinto! Las diferencias entre las ceremonias de Louis de Cambridge y las de sus hermanos

El bautizo despejará también una de las incógnitas más esperadas: los nombres de los padrinos. Dada la estrecha vinculación con el mundo del cine de la duquesa de Sussex, suenan nombres tan poco habituales como el de George Clooney y su esposa Amal, la tenista Serena Williams, el matrimonio Beckham o la estilista Jessica Mulroney. Algunos de los aludidos, como el actor de Oceans 11, ha asegurado que él no sería un buen padrino, desmarcándose así de la “carrera”.  

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie