george1

Los nuevos retos escolares del príncipe George en su 'vuelta al cole'

por hola.com

Las vacaciones llegan a su fin y millones de niños se preparan para la vuelta al cole. Apenas quedan unos días para que George de Cambridge regrese a la exclusiva escuela de Thomas’s Battersea y ya comienzan los nervios previos al primer día de escuela. El hijo mayor de los Duques de Cambridge, de cinco años, se enfrentará a nuevos retos escolares en el centro privado al que asiste desde el pasado año. El primer día de curso será una toma de contacto para conocer a su nuevo profesor y su nueva clase, además de reencontrarse con sus compañeros de clase y amigos. 

Ubicado a 30 minutos en coche del Palacio de Kensington, el centro al que cada mañana acudirá el Príncipe, tiene un coste aproximado de 6600 euros por trimestre y propone un marco de enseñanza basado en el "disfrute, el aprendizaje y los logros". Además de una formación académica de primer orden, pone especial atención en las artes, los deportes y actividades al aire libre. Si el año pasado, el pequeño George recibió clases de francés, arte, música, teatro y ballet, este segundo curso habrá nuevas materias como ciencia, historia y geografía.

VER GALERÍA

Los niños también estudiarán matemáticas, inglés y educación física. Incluso se llevarán tareas a casa. Como deberes tendrá que leer 10 minutos cada noche y se espera que durante el año lectivo aprenda a escribir.  El plan de estudios escolar también establece que a los alumnos del primer año aprenderán a escribir los días de la semana, los meses del año, números hasta veinte, sus nombres y direcciones, así como el nombre y la dirección de la escuela.

Las lecciones de ciencias ahondarán en las plantas, los animales (incluidos los humanos) y los cambios estacionales. Además de las asignaturas de historia y geografía, el joven George también estudiará religión. Le enseñarán las nociones claves del cristianismo así como del resto de religiones, y e plan de estudios se centrará en una introducción a la Biblia, el Nuevo Testamento y la Iglesia.

VER GALERÍA

En cuanto a los idiomas, George ya aprendió los conocimientos básicos de francés:  los saludos, nombres y los números del uno al diez. Ahora aprenderán los días de la semana, los objetos de clase y algunas canciones tradicionales francesas. También se centrarán en cuentos e historias que ayudarán a los niños a "desarrollar una pronunciación y fluidez precisas". Recibirán una clase de francés de 35 minutos cada semana.

Los estudiantes también tendrán una lección de cuarenta minutos de informática. Los alumnos aprenderán la tarea de iniciar sesión en sus ordenadores, así como de abrir y cerrar programas. Otras cosas para aprender será reconocer y usar herramientas en un documento de Word, guardando y cargando su trabajo en varias carpetas, y también aprenderán cómo usar un ratón. Estas lecciones no se impartirán en el aula, sino en la sala de informática que dispone de 22 computadoras en red.

George tendrá teatro en su horario lectivo y recibirá una clase de 40 minutos por semana. Las clases enseñarán a los niños, habilidades de comunicación, confianza, colaboración, conciencia física y observación. Además de teatro, la música formará parte "integral" del plan de estudios. Hasta el cuarto año, se espera que los alumnos tengan dos clases de de esta disciplina cada semana. La escuela ha descrito el canto como "una característica muy importante del desarrollo y la experiencia musical del niño". George también podrá unirse al coro para fomentar su amor por la música. Mientras que si el niño lo desea, puede tener clases instrumentales individuales o grupales durante el horario escolar.

VER GALERÍA

También este año se hace gran hincapié en la educación física, los alumnos desarrollan movimientos básicos como correr, saltar, lanzar y atrapar. Participarán en juegos de equipo e individuales para aprender tácticas simples para atacar y defender. Las clases de natación también son esenciales; a los niños se les enseñará una variedad de estilos y habilidades con el agua. Entretanto, el ballet será asignatura obligatoria para todos los alumnos. Un profesor especialiizado dará una clase de 35 minutos por semana y cada jornada irá acompañada de un pianista que pondrá música en directo a las lecciones. El plan de estudios ayudará a desarrollar las habilidades físicas, la resistencia, la creatividad, la expresión y la musicalidad de los estudiantes. 

Además de esto, los niños recibirán lecciones de PSHCE (Educación Personal, Social, Salud y Ciudadanía). El plan de estudios de la escuela incluye, además, la formación en política 'antibullying'., "abarca los cinco resultados de Every Child Matters que establecen que todos los niños tienen derecho a estar sanos, estar seguros, disfrutar y lograr, hacer una contribución positiva y lograr el bienestar económico ". El lema de esta escuela con 40 años de historia es ‘Be kind’ (sé amable) y en su web se describe como “feliz, dinámica y vibrante”. 

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie