El Rey acude al club Náutico sin la Reina, que ya se encuentra en Mallorca

Ni a doña Letizia ni a sus hijas, la princesa Leonor y la infanta Sofía, se las ha visto públicamente en la isla balear todavía

por hola.com

El Rey ha acudido hoy al Real Club Náutico de Palma después de su primera aparición institucional del pasado viernes en la isla balear y de un fin de semana de entrenamiento para competir en la 34ª Copa del Rey de Vela en aguas de la Bahía de Palma al mando del Aifos (Sofía al revés) de la Armada Española, un monotipo Corel 45 que es la misma embarcación con la que participó hace diecisiete años en el Mundial de Atenas.



Don Felipe ha llegado sin doña Letizia, que desde última hora del pasado viernes se encuentra en Palma -si bien no se la ha visto públicamente todavía-, para saludar a las autoridades organizadoras de la competición, que arranca hoy con récord de participación con 136 equipos de 23 nacionalidades. El Rey no ha faltado tampoco este año a su cita con la vela y, aunque no competía este primer día de regatas, como ya apuntaba su atuendo (vestía pantalón largo de color beis, que combinó con polo azul claro y gafas de sol polarizadas en tono azul eléctrico a la última moda), ha querido acercarse igualmente al Real Club Náutico de Palma de Mallorca (RCNP), donde ha sido recibido por su Presidente y donde ha estado visitando también una muestra de coches BMV.

El rey Felipe compatibilizará durante las tradicionales vacaciones veraniegas en familia, que este año durarán alrededor de diez días, sus actividades institucionales y su participación en la Copa del Rey, la prueba de referencia de la vela de crucero europea, considerada como el trofeo más preciado por armadores y regatistas de todo el mundo. Así, desde que aterrizara el pasado jueves en el archipiélago, acompañado por sus hijas, la princesa Leonor y la infanta Sofía, sus únicas apariciones públicas por el momento, a la espera de que se produzca una salida familiar, han sido en solitario y por tales motivos.

Don Felipe se preparó este fin de semana para su participación en la Copa y se reencontró ayer con su antiguo velero Aifos -recientemente remodelado para adaptarlo a los actuales requisitos de competición- en Porto Pi, donde embarcó y tomó contacto con la tripulación en una jornada en la que la Reina se quedó al cuidado de las niñas en el Palacio de Marivent.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie