Imágenes inéditas: La alegría de la princesa Leonor y la infanta Sofía al recibir a su padre tras un viaje de trabajo

by hola.com

Madrid, 14 de mayo de 2015. La princesa Leonor y la infanta Sofía han salido del colegio Santa María de los Rosales con mucha ilusión porque esa tarde su padre regresa de dos días de trabajo en Alemania. Acompañadas por la reina Letizia –con la que comparten la emoción por la llegada de don Felipe- y vestidas con los uniformes escolares se dirigen hasta el lugar en el que tomará tierra el helicóptero del Escuadrón 402 en el que viaja el Rey. Unas imágenes familiares inéditas -cargadas de emoción, ternura y anécdotas, en un día cualquiera en la vida de la Familia Real española- que han sido distribuidas por la Casa de S.M. el Rey con motivo del Primer Aniversario del Reinado de Felipe VI.

* Usa las teclas derecha e izquierda para navegar por las fotos en la página

Cuatro escalones y ya siente el alivio de estar en casa. El rey Felipe desciende del Puma 402 Escuadrón de Fuerzas Aéreas bajo la atenta mirada de su mujer, la reina Letizia, y sus dos hijas, que le reciben con sonrisas y besos. Los Reyes se funden en un abrazo y sus miradas son el reflejo de la complicidad, mientras que en sus sonrisas narrán una historia de amor que brilla como el primer día, a punto de que se cumpla el primer año de Reinado de Felipe VI © Casa de S. M. el Rey

 

La primera en lanzarse a sus brazos es la infanta Sofía, que, mientras su padre baja del helicóptero militar, le observa con unos ojos llenos de admiración. Después la siempre risueña princesa Leonor dedica a su padre gestos llenos de cariño y sus miradas azules se funden. En definitiva, las imágenes reflejan la felicidad de dos niñas al recibir a su padre que ha vuelto a su lado después de un viaje de trabajo © Casa de S. M. el Rey

 

Mientras el helicóptero despega y el viento que produce mueve los árboles que rodean el camino que conduce hasta su residencia, la familia se pone al día de las últimas novedades. Hay un momento en el que doña Letizia va hablando con la princesa de Asturias sobre su Primera Comunión. La princesa Leonor tenía por aquel entonces los nervios a flor de piel, solo faltaban seis días para que recibiera el sagrado sacramento en la parroquia Asunción de Nuestra Señora de Aravaca. Acto seguido las pequeñas comienzan a interesarse por todos los detalles que rodean al úlltimo viaje de su padre. Del 13 al 14 de mayo, Felipe VI estuvo en Aquisgrán, Alemania, para asistir por primera vez a la ceremonia de la entrega del Premio Internacional Carlomagno 2015, que en esta edición –la primera desde que don Felipe es Rey- distinguió a Martin Schulz, Presidente del Parlamento Europeo. Al terminar sus compromisos, no había tiempo que perder. Con el mismo traje –de raya diplomática y la corbata azul estampada- con el que el último día de viaje, don Felipe, asistió a la Misa Pontifical con motivo de la entrega del Premio y a la solemne ceremonia de entrega regresó a España para reunirse con su familia © Casa de S. M. el Rey

 

La curiosidad de las pequeñas es voraz y parecen preguntar a su padre de donde viene. ‘De Aquisgrán, Alemania, un lugar muy cerca de la frontera holandesa en la entrega de un premio’, le responde su padre. ‘¿Te han dado a ti el premio?’, le dice la pequeña. ‘No, yo iba con el Presidente del Parlamento Europeo’, le responde el Rey. La Princesa de Asturias, que solo tiene ojos para su padre, insiste: ‘¿Y por qué no lo puedes tener tú también?’. ‘¿Qué premio es?’, interviene la infanta Sofía que había estado muy atenta a toda la conversación. Entonces el Monarca les habla sobre el Premio Carlomagno (una distinción que recibió don Juan Carlos en el año 1982), sobre la figura de este Emperador y sitúa su existencia en el año 800. Nuevos datos, nuevas dudas. La Princesa de Asturias le pregunta de nuevo: ‘¿Antes de Cristo?’, con una risa de complicidad que podría indicar que la explicación -sobre la forma de fechar los años anteriores a la era cristiana- es una conversación que ha tenido con su padre con anterioridad. ‘Después de Cristo’, dice su padre y los dos ríen. El soberano pone fin a la conversación tomando entre las palmas de sus manos la cara de Leonor con cariño © Casa de S. M. el Rey

 

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie